El que la si­gue… la con­si­gue

El Mo­tor Club Al­men­dra­le­jo sa­có ade­lan­te la prue­ba pe­se a los gra­ves pro­ble­mas eco­nó­mi­cos, los cua­les de­ja­ron sin el pre­cia­do bo­ti­jo a la pa­re­ja ga­na­do­ra. Ba­rra­gán-col­chón li­de­ra­ron el rall­ye des­de pri­me­ra ho­ra, y el ac­ci­den­te de Ar­bi­zu les de­jó la pis­ta

AUTOhebdo SPORT - - EN TU REGIÓN - Ju­lián JIMÉNEZ RA­MOS Fotos: EXTREMADURADERALLYES.COM y JORGEFOTORACING.COM

La

42 ª edi­ción del tra­di­cio­nal Rall­ye de la Ven­di­mia sa­lió ade­lan­te, ese es el gran ti­tu­lar, ya que los pro­ble­mas eco­nó­mi­cos es­tán ha­cién­do­lo pa­sar de­ma­sia­do mal a las or­ga­ni­za­cio­nes. En 40 años, un ga­na­dor no se ha­bía que­da­do sin bo­ti­jo, pe­ro lo real­men­te im­por­tan­te es la vic­to­ria mo­ral y fi­nal en la prue­ba. Los ga­na­do­res en es­ta edi­ción fue­ron los al­men­dra­le­jen­ses Ba­rra­gá­nCol­chón; bien le vie­ne al pi­lo­to lo­cal lo de “quien la si­gue, la con­si­gue”, ya que le ha cos­ta­do san­gre, su­dor y lá­gri­mas lo­grar es­ta vic­to­ria que aho­ra sa­be a glo­ria. La pe­na es que des­de pri­me­ra ho­ra se que­dó sin ri­val, ya que su so­brino Ar­bi­zu en la se­gun­da pa­sa­da por Cu­le­brín tu­vo un es­pec­ta­cu­lar ac­ci­den­te que le hi­zo de­cir adiós a la prue­ba.

Ya des­de el prin­ci­pio las lan­zas de gue­rra es­ta­ban arri­ba, ya que Ba­rra­gán y Ar­bi­zu no se ha­bían vis­to en otra igual pa­ra po­der con­se­guir el bo­ti­jo, y eso se no­tó des­de el ini­cio. En la pri­me­ra pa­sa­da por Los Cas­ti­lle­jos, Ar­bi­zu hi­zo un trom­po que da­ñó le­ve­men­te su Evo VI, pe­ro tu­vo suer­te y pu­do con­ti­nuar sin per­der de­ma­sia­do tiem­po, al igual que Ba­rra­gán, que tam­bién tu­vo un pe­que­ño sus­to en es­te pri­mer bu­cle, pe­ro con más suer­te, ya que no per­dió tiem­po. Ba­rra­gán y Ar­bi­zu se re­par­tie­ron los scratchs en Los Cas­ti­lle­jos y Cu­le­brín, ya que Ho­ya y Ta­rra se sus­pen­dió la se­ma­na an­tes de la prue­ba por pro­ble­mas con el Ayun­ta­mien­to de La Ho­ya de San­ta Ma­ría. Los po­ten­tes Evo de Ca­si­mi­ro y Ca­ba­lle­ro se­guían de­lan­te, y pi­lo­tos tan agre­si­vos y rá­pi­dos co­mo Hernández, Na­va­rro o Jiménez se co­la­ban con tiem­pos real­men­te bue­nos en­tre los me­jo­res. Cá­no­vas se re­ti­ra­ba por pro­ble­mas con el tur­bo, y Molano por­que la ca­ja de cam­bios des­fa­lle­ció.

En el se­gun­do bu­cle ven­dría el ma­za­zo pa­ra el rall­ye, ya que Ar­bi­zu, tras per­der con Ba­rra­gán 4 se­gun­dos en Los Cas­ti­lle­jos, se “ti­ró a cu­chi­llo” en la se­gun­da pa­sa­da de Cu­le­brín, y des­pués del trans­for­ma­dor, en una de­re­cha, en­tró co­la­do y con los fre­nos al­go to­ca­dos, lo que le hi­zo te­ner un es­pec­ta­cu­lar ac­ci­den­te que le de­jó fue­ra de ca­rre­ra, de­jan­do el pa­so li­bre a Ba­rra­gán, que con la di­fe­ren­cia que te­nía ya crea­da so­bre Ca­si­mi­ro y Ca­ba­lle­ro so­lo ten­dría que “ver­las ve­nir”. Hernández y Jiménez es­ta­ban al ace­cho de la ca­be­za, rea­li­zan­do una prue­ba muy se­ria y sin ba­jar el rit­mo en nin­gún mo­men­to, mien­tras que equi­pos co­mo los de Es­pe­ri­lla, Ba­rri­ga, Ca­si­mi­ro Jr. o Mar­tín con el Mé­ga­ne te­nían bo­ni­tas lu­chas por en­trar en­tre los diez me­jo­res. Fran­co, un ha­bi­tual en­tre las gue­rri­llas de ca­be­za, te­nía gra­ves pro­ble­mas de ines­ta­bi­li­dad de­bi­do a las sus­pen­sio­nes, y eso le ha­cía su­frir mu­cho pa­ra man­te­ner el co­che en la ca­rre­te­ra. Ca­ma­cho y Obreo eran dos de los ani­ma­do­res de la prue­ba, ya que se mos­tra­ron muy es­pec­ta­cu­la­res, to­do lo con­tra­rio que Sa­la­man­ca, que es­tre­na­ba el Williams Gr.A y es­ta­ba to­tal­men­te des­co­no­ci­do; habrá que es­pe­rar a que se adap­te a la nue­va mon­tu­ra.

Ba­rra­gán ad­mi­nis­tra su ven­ta­ja.

En el ter­cer bu­cle, Ba­rra­gán hi­zo lo pro­pio, mi­mar mu­cho la me­cá­ni­ca, ya que la fia­bi­li­dad en los úl­ti­mos rall­yes no ha si­do el pun­to fuer­te de su co­che, y pa­ra más in­ri la vic­to­ria es­ta­ba más que con­tro­la­da, pues la ren­ta con Ca­si­mi­ro y Ca­ba­lle­ro era más que con­si­de­ra­ble. Ca­si­mi­ro fue el que lo­gró dos de los tres scratchs, y Ca­ba­lle­ro ya cui­da­ba con mu­cho re­ce­lo el ter­cer pues­to en el ca­jón, que ade­más le po­nía el cam­peo­na­to en la mano.

Por de­trás, pre­cio­sa la lu­cha en­tre va­rios hom­bres que se su­ma­ron al top ten, co­mo Hernández, Na­va­rro, Ba­rri­ga, Ca­si­mi­ro Jr., Fran­co, Mar­tín o Ca­ma­cho, que se in­ter­cam­bia­ron las pla­zas en Ten­tu­dia,

Ba­rra­gán-Col­chón ga­na­ron la prue­ba rei­na de Ex­tre­ma­du­ra.

Es­pec­ta­cu­lar. Es la me­jor de­fi­ni­ción a la ca­rre­ra de Hernández

Pe­draz.

Se le no­tó la fal­ta de rit­mo, pe­ro aun así Ca­si­mi­ro com­ple­tó su me­jor cla­si­fi­ca­ción en un Ven­di­mia.

Apa­ra­to­so ac­ci­den­te el su­fri­do por Ar­bi­zu y Mar­tí­nez con el Mit­su­bis­hi en el se­gun­do pa­so por Cu­le­brín.

Jiménez ha de­mos­tra­do ser rá­pi­do y re­gu­lar, lo cual le ayu­da a con­se­guir gran­des re­sul­ta­dos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.