El 90%

BeautyProf - - INFORME -

de pro­duc­tos de ma­qui­lla­je, per­fu­me y tra­ta­mien­to. En ella se pue­den en­con­trar has­ta 40 fir­mas de ma­qui­lla­je y tra­ta­mien­to ex­clu­si­vas de Sep­ho­ra, co­mo Kat Von D, Be­ne­fit, Ma­ke Up For Ever, Too Fa­ced o Tony Moly en­tre otras, y tam­bién ser­vi­cios úni­cos co­mo el gra­ba­do de per­fu­mes o el em­pa­que­ta­do per­so­na­li­za­do de re­ga­los.

Bea­triz Torres, Di­rec­to­ra de Co­mu­ni­ca­ción y Mar­ke­ting, ex­pli­ca que “con la trans­for­ma­ción di­gi­tal que se es­tá vi­vien­do en Es­pa­ña, Sep­ho­ra no po­día que­dar­se atrás. Sin em­bar­go, nues­tro sal­to a di­gi­tal no ha co­men­za­do con el lan­za­mien­to de la tien­da on­li­ne, sino que nues­tra com­pa­ñía hi­zo una for­tí­si­ma apues­ta por el di­gi­tal des­de ha­ce más de cua­tro años. De he­cho, la ca­pa di­gi­tal es­tá pre­sen­te en to­da la es­tra­te­gia de la com­pa­ñía en tér­mi­nos de mar­ke­ting y co­mu­ni­ca­ción, y por su­pues­to las re­des so­cia­les jue­gan un pa­pel fun­da­men­tal pa­ra el re­fuer­zo de nues­tra co­mu­ni­dad de clien­tas en Es­pa­ña”.

El ob­je­ti­vo de lan­zar la tien­da on­li­ne, en pa­la­bras de Bea­triz Torres, “es re­pli­car la ex­pe­rien­cia de com­pra úni­ca, adic­ti­va y di­fe­ren­cia­do­ra que se vi­ve en nues­tros pun­tos de ven­ta fí­si­cos en un en­torno di­gi­tal”. Con­si­de­ra que la om­ni­ca­na­li­dad tie­ne im­por­tan­tes ven­ta­jas a ni­vel de em­pre­sa, ya que de es­ta for­ma “se pue­de es­tar dis­po­ni­ble en cual­quier si­tio, en cual­quier mo­men­to y en cual­quier ca­nal pa­ra to­dos nues­tros clien­tes. En reali­dad en­ten­de­mos que nues­tro clien­te es uno y de­be­mos dar­le lo que él quie­re, cuan- do quie­re y don­de quie­re, sin im­por­tar en qué en­torno in­ter­ac­túe con no­so­tros. Es la esen­cia y la ba­se de la om­ni­ca­na­li­dad”.

Tan­to es así que, de ca­ra a los pró­xi­mos años, “la es­tra­te­gia de Sep­ho­ra va en­ca­mi­na­da a fo­men­tar esa om­ni­ca­na­li­dad a tra­vés de dis­tin­tos ser­vi­cios y de la in­cor­po­ra­ción de nue­vas tec­no­lo­gías siem­pre al ser­vi­cio de la ex­pe­rien­cia del clien­te”. Pre­ci­sa­men­te una de las claves de la com­pa­ñía pa­ra adap­tar­se a las de­man­das de sus clien­tes di­gi­ta­les es, se­gún Torres, es­cu­char­les. “Las re­des so­cia­les son uno de los ba­ró­me­tros más im­por­tan­tes pa­ra ali­near­nos con las ne­ce­si­da­des de los clien­tes. Por otra par­te, los miem­bros del pro­gra­ma de fi­de­li­dad tam­bién nos apor­tan nu­me­ro­sos in­sights a tra­vés de en­cues­tas de opi­nión o de me­di­do­res de sa­tis­fac­ción con la mar­ca”.

Una gran ven­ta­ja: la in­me­dia­tez

En el ca­so de otra en­se­ña de per­fu­me­rías, Beau­tik, su in­ten­ción ini­cial de vol­car­se al mer­ca­do di­gi­tal no era otra que dar a co­no­cer la mar­ca. Cons­cien­te de que es una reali­dad emer­gen­te que va en au­men­to, no du­dó en apro­ve­char ese ni­cho de mer­ca­do y asen­tar así las ba­ses pa­ra una rá­pi­da pro­pa­ga­ción del ne­go­cio y de la mar­ca. Fuen­tes de Beau­tik con­fir­man que, en ge­ne­ral, “los re­sul­ta­dos es­tán sien­do po­si­ti­vos, ya que van acom­pa­ña­dos de un plan de mar­ke­ting es­tra­té­gi­co que es­ta­mos apli­can­do”. En es­te sen­ti­do, se­ña­lan: “rea­li­za­mos es­tu­dios de mer­ca­do, e in­ten­ta­mos es­cu­char y com­pren­der a nues­tros clien­tes. No es ta­rea fá­cil, pe­ro es­ta­mos en cons­tan­te bús­que­da de pro­duc­tos, pa­ra su es­tu­dio y análisis per­ti­nen­te, sin des­cui­dar la co­mu­ni­ca­ción con el clien­te a tra­vés de las re­des so­cia­les y de nues­tro de­par­ta­men­to de aten­ción al clien­te”.

Asi­mis­mo, pa­ra la com­pa­ñía es muy im­por­tan­te es­tu­diar las ten­den­cias de mer­ca­do, a fin de in­ten­tar traer pro­duc­tos acor­des con las de­man­das de sus clien­tes. “Cui­dan­do mu­cho la ima­gen de em­pre­sa y mar­ca, aten­dien­do e in­for­man­do co­rrec­ta­men­te en las re­des so­cia­les a los clien­tes ac­tua­les y futuros y ofre­cien­do va­rie­dad de pro­duc­tos y mar­cas con ima­gen, el re­sul­ta­do es­tá ga­ran­ti­za­do”.

To­das las em­pre­sas coin­ci­den en se­ña­lar que el ca­nal de ven­ta fí­si­co y el on­li­ne son dis­tin­tos y di­fe­ren­cia­dos, y am­bos apor­tan sus ven­ta­jas. “Pe­ro si al­go dis­tin­gue al ca­nal on­li­ne es la ra­pi­dez. En to­dos los as­pec­tos, tan­to en cuan­to a pre­sen­ta­ción de pro­duc­tos y mar­cas co­mo en los en­víos a los clien­tes fi­na­les. Tam­bién ra­pi­dez y seguridad en el pa­go y en el co­bro, la co­mu­ni­ca­ción di­rec­ta con el clien­te, et­cé­te­ra”, pun­tua­li­zan des­de Beau­tik.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.