2. LA MA­CE­RA­CIÓN

Beef! - - En(h)ebrado -

El enebro, el ci­lan­tro, etc se con­ser­van en al­cohol pu­ro

El anís es­tre­lla­do pro­por­cio­na el clásico dul­zor li­ge­ro en la len­gua y el pa­la­dar

La ima­gi­na­ción no co­no­ce lí­mi­tes: tam­bién se po­ne romero en al­gu­nas va­rie­da­des de gi­ne­bra

Sin ellas na­da fun­cio­na: las ba­yas de enebro pro­por­cio­nan el sa­bor pre­do­mi­nan­te en el ca­rác­ter de la gi­ne­bra

El car­da­mo­mo es­tá en al­gu­nas re­ce­tas an­ti­guas. Y tam­bién muy im­por­tan­te es el ci­lan­tro

La nuez mos­ca­da tie­ne un sa­bor in­ten­so, por eso es pre­ci­so do­si­fi­car­la con cui­da­do

Al prin­ci­pio so­lo se usa­ba el enebro, pe­ro po­co a po­co otras plan­tas ha­lla­ron la for­ma de mez­clar­se con la gi­ne­bra. Hoy son más de 150.

Al­gu­nos des­ti­la­do­res apues­tan por la la­van­da y por las no­tas flo­ra­les de sus aceites eté­reos

So­lo se des­ti­lan los aro­mas cí­tri­cos del jengibre, pe­ro no sus ma­te­rias pi­can­tes

Con la ca­ne­la hay que pres­tar aten­ción: pue­de aca­bar con el aro­ma

Cás­ca­ra de li­món hay en ca­si to­das las gi­ne­bras: apor­ta fres­cor cí­tri­co y ma­ti­ces amar­gos

Las cás­ca­ras de na­ran­ja sir­ven de apo­yo al aro­ma cí­tri­co. De sa­bor más afru­ta­do que las de li­món

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.