Za­pa­ti­llas DMT D1

Ciclismo a Fondo - - AL DETALLE -

Elia Vi­via­ni es la ca­ra vi­si­ble de DMT y con su ex­pe­rien­cia se han crea­do los mo­de­los más evo­lu­cio­na­dos de la mar­ca en los úl­ti­mos años, co­mo la RS1 que pa­só re­cien­te­men­te por es­tas pá­gi­nas con su pe­cu­liar cons­truc­ción en la que el ca­ble re­co­rre va­rias ve­ces el em­pei­ne tras pa­sar por la sue­la. Ex­cep­to la RS1, que se man­tie­ne co­mo in­sig­nia, y la ver­sión pa­ra ve­rano de la R1, la mar­ca ita­lia­na ha re­mo­de­la­do to­do su ca­tá­lo­go in­tro­du­cien­do la nue­va ga­ma D, des­de la D6 con tres vel­cros has­ta es­ta D1 cons­trui­da se­gún las exi­gen­cias del ve­lo­cis­ta de Quic­kS­tep. La pri­me­ra sen­sa­ción al cal­zar­nos es­tas D1 es de una co­mo­di­dad que no es ha­bi­tual per­ci­bir en za­pa­ti­llas de ga­ma al­ta gra­cias a su ge­ne­ro­sa an­chu­ra -se si­túan den­tro de los mo­de­los con hor­ma más gran­de- y a la sua­vi­dad de su ta­lón, que tie­ne el pun­to jus­to de su­je­ción, pe­ro sin pre­sión. Sin em­bar­go, las sen­sa­cio­nes cam­bian al pe­da­lear por el buen tra­ba­jo de DMT a la ho­ra de desa­rro­llar la sue­la, que en nues­tro ca­so se ha adap­ta­do per­fec­ta­men­te al puen­te y se ele­va tam­bién en la par­te ba­ja del ta­lón. Cons­trui­da en car­bono y con ner­va­du­ras de re­fuer­zo en la par­te cen­tral, es la res­pon­sa­ble de con­se­guir unas no­ta­bles pres­ta­cio­nes de­por­ti­vas ofre­cien­do una sen­sa­ción de ri­gi­dez que es sen­ci­lla de per­ci­bir. Esa mez­cla en­tre la du­re­za de la sue­la y la co­mo­di­dad de la par­te su­pe­rior pue­de pa­re­cer in­com­pa­ti­ble, pe­ro se con­vier­te en una vir­tud cuan­do, co­mo les ocu­rre a los pro­fe­sio­na­les, la me­dia de ho­ras so­bre el si­llín su­pera las cin­co. En nues­tro ca­so, he­mos pe­da­lea­do con ellas en va­rias jor­na­das de más de 150 km y esa cons­truc­ción más hol­ga­da se agra­de­ce; so­bre to­do por­que, aun­que te em­pe­ñes en apre­tar a con­cien­cia los dos dia­les BOA, su ajus­te, gra­cias a la am­plia ti­ra su­pe­rior que cru­za el em­pei­ne, im­pi­de do­ble­ces o pun­tos de pre­sión. Las he­mos pro­ba­do con tem­pe­ra­tu­ras de has­ta 20 gra­dos y, aun­que son bas­tan­te ce­rra­das, sus mi­cro­per­fo­ra­cio­nes en la par­te de­lan­te­ra de­be­rían ser su­fi­cien­tes cuan­do la tem­pe­ra­tu­ra se acer­que a 30 ºC. Nos gus­ta mu­cho el de­ta­lle de las in­ser­cio­nes de si­li­co­na en la par­te in­te­rior del ta­lón y, a ries­go de re­pe­tir­nos, so­bre to­do una sue­la que las con­vier­te en un mo­de­lo muy có­mo­do pa­ra los que no quie­ran re­nun­ciar a la sen­sa­ción de que el pe­dal es­tá ca­si en con­tac­to con la plan­ta del pie.

DMT D1

Pe­so: 578 g (ta­lla 43)

Pre­cio: 285 €

Co­lo­res: Ne­gro, blan­co, azul ot­ta­nio.

Ta­llas: 37 a 47 con me­dios nú­me­ros en­tre 37 y 46.

Dis­tri­bui­dor: Sport­med; sport@bas­tos­me­di­cal.com

Web: www.dmtcy­cling.com

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.