Cuan­do los ten­de­ros sa­ben de uno co­sas que uno no sa­be que sa­bía

Cinco Días - - Opinión -

5 Re­ti­na

Sher­lock Hol­mes es ca­paz de adi­vi­nar la pro­fe­sión, vi­da amo­ro­sa y há­bi­tos de una per­so­na con so­lo mi­rar su atuen­do y có­mo se mue­ve. La idea del sec­tor mi­no­ris­ta es que los de­pen­dien­tes sean ca­pa­ces de ha­cer eso mis­mo con la ayu­da de los da­tos on­li­ne de los clien­tes –qué pro­duc­tos bus­can en in­ter­net, cuán­do co­ci­na en sus fo­go­nes in­te­li­gen­tes co­nec­ta­dos a la red– que en­tran por la puer­ta. Pue­de re­sul­tar muy útil, si aho­rra ex­pli­ca­cio­nes, o dar al­go de mie­do, si al­guien des­cu­bre que el ten­de­ro sa­be de uno co­sas que ni uno sa­be que sa­bía.

PIXABAY

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.