Re­fri­ge­ra­ción eva­po­ra­ti­va, una so­lu­ción a la fal­ta de efi­cien­cia ener­gé­ti­ca en edi­fi­cios

ClimaNoticias - - Actualidad -

Un in­for­me pu­bli­ca­do re­cien­te­men­te por

EUROACE (Alian­za de Com­pa­ñías por la Efi­cien­cia Ener­gé­ti­ca en los Edi­fi­cios) po­ne de ma­ni­fies­to que, en lí­neas ge­ne­ra­les, Es­pa­ña es­tá aún le­jos de ser efi­cien­te. El 84% de los edi­fi­cios españoles con­su­men más ener­gía de la que de­bie­ran y no apro­ve­chan las opor­tu­ni­da­des que di­fe­ren­tes tec­no­lo­gías pue­den brin­dar­les.

Los da­tos que se ofre­cen son preo­cu­pan­tes y la adop­ción de me­di­das que per­mi­tan re­du­cir el con­su­mo re­sul­ta prio­ri­ta­ria. Es más, de no adop­tar­se las so­lu­cio­nes apro­pia­das la Agen­cia In­ter­na­cio­nal de la Ener­gía apun­ta que la de­man­da glo­bal de ener­gía au­men­ta­rá un 50% an­tes de 2050.

En es­te con­tex­to, la re­fri­ge­ra­ción por con­den­sa­ción eva­po­ra­ti­va (to­rres de re­fri­ge­ra­ción y con­den­sa­do­res eva­po­ra­ti­vos) “re­sul­ta fun­da­men­tal pa­ra lo­grar el aho­rro ener­gé­ti­co ya que, con in­de­pen­den­cia de que se tra­te de edi­fi­cios in­dus­tria­les, cen­tros co­mer­cia­les, zo­nas de uso re­si­den­cial o in­mue­bles des­ti­na­dos al sec­tor ser­vi­cios, per­mi­te ga­ran­ti­zar la efi­cien­cia ener­gé­ti­ca en los sis­te­mas de cli­ma­ti­za­ción de cual­quier edi­fi­cio. Ade­más, el aho­rro ge­ne­ra­do su­pera am­plia­men­te los ni­ve­les lo­gra­dos por otras al­ter­na­ti­vas, co­mo es el ca­so de la re­fri­ge­ra­ción por ai­re”, ase­gu­ra la aso­cia­ción.

El sis­te­ma de acon­di­cio­na­mien­to, ya sea de ca­le­fac­ción o de frío, em­plea­do en cual­quier in­mue­ble de­be ser prio­ri­ta­rio des­de el mis­mo mo­men­to en el que se pro­ce­de al di­se­ño del edi­fi­cio, ya que es uno de los gran­des cau­san­tes de la ele­va­da de­man­da de ener­gía exis­ten­te en la ac­tua­li­dad. En Es­pa­ña, los edi­fi­cios son res­pon­sa­bles del 31% del con­su­mo de la ener­gía. El 66% del con­su­mo ener­gé­ti­co de los mis­mos se de­be al uso de la ca­le­fac­ción, la re­fri­ge­ra­ción y la ven­ti­la­ción. So­lo en la Co­mu­ni­dad de Ma­drid el gas­to do­més­ti­co en ca­le­fac­ción, ai­re acon­di­cio­na­do y ACS su­pera el 23%.

Las prin­ci­pa­les apor­ta­cio­nes de la re­fri­ge­ra­ción eva­po­ra­ti­va en es­te sen­ti­do pa­san por: me­nor tem­pe­ra­tu­ra de con­den­sa­ción del re­fri­ge­ran­te uti­li­za­do en la eva­po­ra­ti­va que en la con­den­sa­ción por ai­re; des­de el pun­to de vis­ta económico, es­tos equi­pos ofre­cen una com­bi­na­ción idó­nea de uso de ener­gía y cos­te de ins­ta­la­ción que de­ri­va en una óp­ti­ma re­la­ción in­ver­sión/ren­di­mien­to fren­te a so­lu­cio­nes si­mi­la­res; con­tri­bu­ye a la re­duc­ción del efec­to in­ver­na­de­ro; la uti­li­za­ción de agua es re­du­ci­da; la evo­lu­ción téc­ni­ca que han ex­pe­ri­men­ta­do es­tos sis­te­mas en los úl­ti­mos años ha in­cre­men­ta­do las ga­ran­tías de seguridad y de efi­cien­cia.

“Es de­cir, el re­sul­ta­do aca­ba sien­do un fun­cio­na­mien­to de to­rre ‘a la car­ta’ que per­mi­te ga­ran­ti­zar la efi­cien­cia ener­gé­ti­ca en los sis­te­mas de cli­ma­ti­za­ción de cual­quier edi­fi­cio”, se­ña­la Aefyt.

La re­fri­ge­ra­ción por con­den­sa­ción eva­po­ra­ti­va fa­vo­re­ce el aho­rro ener­gé­ti­co en to­do ti­po de edi­fi­cios.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.