THE SPA­NISH GIFT

Clio Historia - - ARTE | MUSEO DEL PRADO -

EL CAR­GA­MEN­TO DE OBRAS DE AR­TE QUE EXPOLIÓ JO­SÉ BO­NA­PAR­TE FUE IN­TER­CEP­TA­DO POR LAS TRO­PAS DEL DU­QUE DE WE­LLING­TON, TRAS LA BA­TA­LLA DE VI­TO­RIA. El du­que in­for­mó al rey, so­li­ci­tán­do­le ins­truc­cio­nes pa­ra efec­tuar la de­vo­lu­ción de las obras, pe­ro es­te le res­pon­dió que se las re­ga­la­ba. Per­ple­jo por la res­pues­ta, We­lling­ton vol­vió a es­cri­bir­le agra­de­cién­do­le su ge­ne­ro­si­dad, pe­ro ex­pli­cán­do­le su de­ci­sión de no acep­tar el ob­se­quio, al tra­tar­se de obras de ar­te de in­cal­cu­la­ble va­lor pa­ra la Co­ro­na Es­pa­ño­la y so­li­ci­tán­do­le de nue­vo que le in­di­ca­ra, con de­ta­lle, los tér­mi­nos de la re­in­te­gra­ción. Fer­nan­do VII per­sis­tió en su ab­sur­da pos­tu­ra, por lo que di­cho con­jun­to, que in­cluía cua­dros tan ex­tra­or­di­na­rios co­mo El aguador de Se­vi­lla, de Ve­láz­quez, o La ora­ción en el huer­to, de Co­rreg­gio, aca­bó en ma­nos del du­que, epi­so­dio que los bri­tá­ni­cos bau­ti­za­ron iró­ni­ca­men­te co­mo The Spa­nish Gift, con­ser­ván­do­se, aún hoy, par­te de las ci­ta­das pin­tu­ras en la Aps­ley Hou­se, de Lon­dres.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.