¿Qué es la sex­ta en­fer­me­dad?

Crecer Feliz - - BEBÉ -

Co­no­ci­da en­tre los pa­dres re­cien­tes co­mo “fie­bre de los tres días” y en­tre los ex­per­tos co­mo exan­te­ma sú­bi­to, Ro­seo­la in­fan­til o sex­ta en­fer­me­dad, es una afec­ción ví­ri­ca in­fan­til cau­sa­da, la gran ma­yo­ría de las ve­ces, por el her­pes vi­rus hu­mano 6 (ti­po B). Muy co­mún en épo­ca de guar­de­ría, afec­ta a ni­ños de en­tre 6 me­ses y dos años y no hay va­cu­na ni for­ma de pre­ve­nir su apa­ri­ción (sal­vo las nor­mas bá­si­cas de hi­gie­ne). Tras una in­cu­ba­ción, de 5 a 15 días, apa­re­ce in­fla­ma­ción de gar­gan­ta, ri­ni­tis, con­jun­ti­vi­tis y de for­ma sú­bi­ta, fie­bre muy al­ta (has­ta 40 ºC) sin que el ni­ño mues­tre mal estado ge­ne­ral, a pe­sar de la tem­pe­ra­tu­ra.

Sur­gen las man­chas

A las 72 ho­ras, la fie­bre ba­ja y sur­ge un exan­te­ma de man­chas ro­sa­das que se dis­tri­bu­ye por el tron­co y la ca­ra y en me­nor can­ti­dad por las ex­tre­mi­da­des. Las man­chas no pi­can ni son mo­les­tas y se di­fu­mi­nan o blan­quean al pre­sio­nar­las. La erup­ción per­sis­te en­tre 3 y 7 días y du­ran­te ese tiempo la tem­pe­ra­tu­ra cor­po­ral ba­ja has­ta nor­ma­li­zar­se. Es­ta en­fer­me­dad es de muy fá­cil trans­mi­sión por con­tac­to con la sa­li­va de un afec­ta­do (tos, es­tor­nu­do, con­jun­ti­vi­tis, etc.). Al tra­tar­se de un vi­rus, no son opor­tu­nos los an­ti­bió­ti­cos. De­ja de ser con­ta­gio­sa para otros ni­ños cuan­do des­apa­re­ce la erup­ción.

Có­mo hay que ac­tuar

En ge­ne­ral, la en­fer­me­dad fi­na­li­za sin com­pli­ca­cio­nes (aun­que sí es po­si­ble que apa­rez­can con­vul­sio­nes por la subida de tem­pe­ra­tu­ra) ni se­cue­las. No hay tra­ta­mien­to es­pe­cí­fi­co, sal­vo evi­tar la des­hi­dra­ta­ción del ni­ño y ba­jar la tem­pe­ra­tu­ra me­dian­te an­ti­tér­mi­cos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.