Ori­gi­na­les

deViajes - - DESTINO -

se­ros y dul­ces ten­ta­do­res. La sen­sa­ción de es­tar flo­tan­do se man­tie­ne en to­dos sus rin­co­nes.

En otro pun­to de la ciu­dad, en pleno Ber­ze­lii Par, el ho­tel bou­ti­que de Berns ( www. berns.se. Des­de 180 €) te con­vier­te en pro­ta­go­nis­ta no sólo a la ho­ra de dor­mir. Fue inau­gu­ra­do en 1863 y en la ac­tua­li­dad se com­po­ne de va­rios edi­fi­cios. En sus sa­lo­nes po­drás res­pi­rar el am­bien­te del vie­jo Es­to­col­mo, con ma­de­ras os­cu­ras y de­ta­lles de bron­ce pu­li­do. Des­de ha­ce dé­ca­das, son fa­mo­sas sus reunio­nes y fies­tas en el his­tó­ri­co Berns Bis­tro & Bar, y más re­cien­te­men­te, las de Berns Asia­tis­ka. Pe­ro hay más: cuen­ta con va­rios ba­res, co­mo el club noc­turno Berns 2.35:1 y la me­jor sa­la de con­cier­tos de Es­to­col­mo… De he­cho, es una di­rec­ción cla­ve pa­ra re­la­cio­nar­se con los sue­cos.

Aunque tie­ne ha­bi­ta­cio­nes gran­des, las ex­tra-small re­sul­tan el me­jor ejem­plo del tí­pi­co dor­mi­to­rio nór­di­co clá­si­co: en ape­nas 13 m2 se dis­po­nen to­dos los ele­men­tos. La idea era que fue­ra más fá­cil ca­len­tar­las y hoy to­da­vía man­tie­nen es­ta fór­mu­la.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.