CÓ­MO FUN­CIO­NA UN PAÍS DE TA­LLA XXS

deViajes - - DOSSIER -

Las ca­sas de los ca­na­les, los cam­pos de tu­li­pa­nes, el mer­ca­do del que­so, los mo­li­nos de vien­to… És­tas son al­gu­nas de las se­ñas de iden­ti­dad de Ho­lan­da pe­ro, si quie­res en­ten­der­lo to­do e in­clu­so ma­ne­jar­lo, acércate a Ma­du­ro­dam ( www.ma­du­ro­dam. nl), un par­que en mi­nia­tu­ra si­tua­do en Sche­ve­nin­gen, La Ha­ya. El es­pa­cio, cons­trui­do en 1952, re­pro­du­ce edi­fi­cios y mo­nu­men­tos neer­lan­de­ses a una es­ca­la de 1:25 y se di­vi­de en tres áreas te­má­ti­cas: una, de­di­ca­da a los cen­tros his­tó­ri­cos de las prin­ci­pa­les ciu­da­des ho­lan­de­sas; otra, a la re­la­ción del país con el agua a lo lar­go de la his­to­ria; y una ter­ce­ra, des­ti­na­da a su apues­ta por la innovación. ¿Lo me­jor? El ca­rác­ter in­te­rac­ti­vo del par­que, en el que pue­des di­ri­gir la car­ga de con­te­ne­do­res en el puer­to de Róterdam, ha­cer des­pe­gar un avión en el ae­ro­puer­to de Schip­hol o in­clu­so pu­jar en una subas­ta en el mer­ca­do de flo­res. En­tra­da: 15 €.

Los edi­fi­cios de Ma­du­ro­dam son 25 ve­ces más pe­que­ños.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.