De La Are­na a Ci­ma­vi­lla

deViajes - - DE TAPAS -

Di­cen los hos­te­le­ros gi­jo­ne­ses que aquí, en Gi­jón, el ape­ri­ti­vo tie­ne ga­na­da la ba­ta­lla a la ta­pa. Es im­po­si­ble va­riar la idio­sin­cra­sia de unos pai­sa­nos y pai­sa­nas acos­tum­bra­dos a que la ban­de­ja re­ple­ta de pe­que­ños bo­ca­dos cir­cu­le li­bre­men­te por los lo­ca­les.

Ra­ro es el es­ta­ble­ci­mien­to don­de no se acom­pa­ña la con­su­mi­ción con un ape­ri­ti­vo, una mi­nu­cia que pue­de os­ci­lar de la ro­da­ja de cho­ri­zo a la tor­ti­lla de patata o el sim­ple ca­na­pé. Y, aún así, has­ta al­gu­nos se sal­tan el ri­tual.

Es el de Gi­jón, un ta­peo sin gran­des con­ce­sio­nes cu­li­na­rias. Le gus­ta el bu­lli­cio y la te­rra­za, la ba­rra ates­ta­da, el vino de la Me­se­ta y la si­dra can­ta­ri­na. Tar­dón y re­mi­so a co­men­zar, de ra­cio­nes ela­bo­ra­das al mo­men­to y bol­si­llos hol­ga­dos que fun­cio­na so­bre to­do el fin de se­ma­na, de vier­nes a do­min­go.

Cuen­ta Gi­jón con dos cer­tá­me­nes al uso: uno, más mo­des­to, se con­vo­ca a fi­na­les de ma­yo en el re­cin­to fe­rial Luis Ada­ro bajo el re­cla­mo de una mar­ca de cer­ve­zas; el se­gun­do, que en 2013 al­can­zó la sex­ta edi­ción, agru­pa a más de un cen­te­nar de es­ta­ble­ci­mien­tos en torno al Cam­peo­na­to de pin­chos (en no­viem­bre) y se desa­rro­lla en ca­da lo­cal. Son crea­cio­nes ela­bo­ra­das pa­ra la oca­sión que ra­ra­men­te so­bre­vi­ven el res­to del año. Las car­tas gijonesas, tal vez em­pu­ja­das por el alien­to de la cri­sis, son po­co da­das a la no­ve­dad: fun­cio­na lo de siem­pre, ela­bo­ra­do al mo­men­to y más que ta­pas, en­con­tra­rás ra­cio­nes.

Cre­ci­da des­de t i e mp o s i n me mo r i a - l es en­tre l as bahías de San Lo­ren­zo y de Po­nien­te, a l os pies de Ci­ma­vi­lla ( i st­mo que se­pa­ra las dos gran­des pla­yas gijonesas),

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.