EL MÍ­TI­CO ABAN­TOS

deViajes - - PASIÓN / VIAJERA -

De pe­que­ña ve­nía­mos con el co­le ca­si una vez al mes a su­bir la la­de­ra del Aban­tos. Era una ex­cur­sión de to­do un día, lle­na de ex­ci­ta­ción y ago­ta­mien­to, en la que es­ta mon­ta­ña me pa­re­cía des­co­mu­nal.

Aho­ra ven­go tam­bién ca­si una vez al mes (su­bi­mos des­de el área re­crea­ti­va El To­mi­llar, en El Es­co­rial) y me pa­re­ce her­mo­sa, con un ca­tá­lo­go de sor­pre­sas adap­ta­do a ca­da épo­ca del año. En oto­ño he­mos vis­to se­tas y nís­ca­los, y en pri­ma­ve­ra, he­mos re­co­gi­do pi­ño­nes y se­gui­do las hi­le­ras de pro­ce­sio­na­rias. Lo úl­ti­mo fue es­pec­ta­cu­lar: un rá­pi­do ¡shhh! y un ¡no te mue­vas! mien­tras una ma­má ve­na­do y su cría co­rrían des­pa­vo­ri­dos a nues­tro la­do. Os lo re­co­mien­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.