Ma­de­rue­lo

Es­tam­pa so­li­ta­ria de una gran his­to­ria

deViajes - - ESCAPADAS -

Co­mo una is­la en lo al­to de un ce­rro, ro­dea­da de mu­ra­llas y al bor­de el pan­tano de Li­na­res, es­te pue­blo se­go­viano pa­re­ce per­ma­ne­cer así des­de que tem­pla­rios y ca­ba­lle­ros re­co­rrían sus ca­lles. A que se ha­ya man­te­ni­do ca­si igual que en tiem­pos me­die­va­les ha con­tri­bui­do la cons­truc­ción del em­bal­se, en los años 50 del pa­sa­do si­glo, y que inun­dó cam­pos, edi­fi­cios e hi­zo que mu­cha po­bla­ción emi­gra­ra. Jun­to al Puen­te Nue­vo, de és­ta épo­ca, se pue­de ver en ve­rano, cuan­do las aguas es­tán ba­jas, los res­tos del an­ti­guo puen­te, una be­lla es­tam­pa su­mer­gi­da ca­si to­do el año.

Ma­de­rue­lo cuen­ta con ape­nas seis­cien­tos ha­bi­tan­tes, pe­ro mu­chos son los vi­si­tan­tes que pa­ran aquí, por ser uno de “los pue­blos más bo­ni­tos de Es­pa­ña”, por el en­can­to de sus ca­lles y edi­fi­cios me­die­va­les –al­gu­nos de ellos bas­tan­te de­rruí­dos–, por su sa­bor his­tó­ri­co –en agos­to ce­le­bran sus fies­tas me­die­va­les– o por las pa­no­rá­mi­cas del em­bal­se y el entorno na­tu­ral que se ob­tie­nen des­de aquí.

DES­DE LA FOR­TA­LE­ZA

En­tra por la Puer­ta de la Vi­lla, que aún con­ser­va un por­ta­lón aco­ra­za­do, con­tem­pla la at­mós­fe­ra de las pla­zas de San Mi­guel o del Bai­le. De­trás del Ayun­ta­mien­to –an­ti­gua cár­cel– y jun­to la igle­sia de San­ta Ma­ría del Castillo, se ex­tien­de una ex­pla­na­da con vis­tas es­pec­ta­cu­la­res del em­bal­se. Tam­bién ve­rás ar­mas de ase­dio, re­cuer­do de su pa­sa­do for­ti­fi­ca­do.

Ma­de­rue­lo se en­cuen­tra a la en­tra­da de una jo­ya na­tu­ral: las ho­ces del Ria­za, uno de los re­fu­gios más im­por­tan­tes pa­ra el bui­tre leo­na­do y otras ra­pa­ces. No pue­des mar­char­te sin co­no­cer­las. Cru­za el em­bal­se por el Puen­te Nue­vo has­ta la er­mi­ta de la Ve­ra Cruz, una jo­ya ro­má­ni­ca –y ro­mán­ti­ca– li­ga­da a his­to­rias tem­pla­rias. Sus va­lio­sos fres­cos in­te­rio­res fue­ron tras­la­da­dos al Mu­seo del Pra­do (Ma­drid) cuan­do el pan­tano se cons­tru­yó.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.