CU­RIO­SI­DA­DES

deViajes - - RUTA -

Ne­pal es el país más an­ti­guo en la zo­na sur de Asia. En los años 50, la di­nas­tía Ra­na re­gen­ta­ba el país y de­ci­dió abrir­lo pa­ra que las ex­pe­di­cio­nes de mon­ta­ñe­ros abor­da­ran los An­na­pur­nas. Es­te fa­bu­lo­so re­cur­so tu­rís­ti­co tu­vo un gran in­cre­men­to en la dé­ca­da de los 70 con la lle­ga­da de le­gio­nes de hip­pies en bus­ca de un lu­gar de ilu­mi­na­ción y, por qué no de­cir­lo, de un pa­raí­so pa­ra la ma­rihua­na. Ade­más, Ne­pal es un lu­gar sa­gra­do pa­ra las bu­dis­tas, pues Bu­da –una de las diez re­en­car­na­cio­nes de Visn­hu– na­ció en la lo­ca­li­dad de Lum­bi­ni. La ma­yor par­te de las mon­ta­ñas que con­for­man el Hi­ma­la­ya –en sáns­cri­to sig­ni­fi­ca re­si­den­cia de la nie­ve– se en­cuen­tra en te­rri­to­rio ne­pa­lí, in­clui­do el mí­ti­co mon­te Eve­rest (8.848 m), el pun­to más al­to del pla­ne­ta so­bre el ni­vel del mar. Es­tas cum­bres ins­pi­ra­ron la ban­de­ra na­cio­nal, úni­ca en el mun­do que no es cua­dran­gu­lar. En es­tas la­ti­tu­des se alum­bró la et­nia gurk­ha, fa­mo­sa por ser ex­ce­len­tes gue­rre­ros –lu­cha­ron en las fi­las del ejér­ci­to bri­tá­ni­co– y por sus cu­chi­llos khu­ku­ri.

Te­rra­za so­bre la es­tu­pa de Bouha­nath.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.