DE­SEOS CUM­PLI­DOS EN NA­MI­BIA

Re­gá­la­te una pues­ta de sol entre du­nas de ar­dien­te ro­ji­zo y unos días de aven­tu­ra en com­pa­ñía de leo­nes, ele­fan­tes y ri­no­ce­ron­tes.

deViajes - - Arrivals/escapadas -

Des­plie­ga tu lis­ta de pro­pó­si­tos pa­ra el nue­vo año. Pue­de que entre to­dos esos des­ti­nos so­ña­dos se en­cuen­tre aquel sa­fa­ri afri­cano que siem­pre qui­sis­te ha­cer, o perderte en al­gún lu­gar to­tal­men­te dis­tin­to a lo que co­no­ces. Na­mi­bia es ese país que lo tie­ne ca­si to­do si amas la na­tu­ra­le­za sal­vaje. Las im­pre­sio­nan­tes du­nas de are­na ro­ja se pre­ci­pi­tan en la Cos­ta de los Es­que­le­tos, don­de los res­tos de bar­cos en­ca­lla­dos le dan ese as­pec­to ca­si so­bre­na­tu­ral.

En el de­sier­to de Na­mib, el más an­ti­guo del mun­do, te sen­ti­rás co­mo el úl­ti­mo ha­bi­tan­te del Pla­ne­ta, entre du­nas de co­lo­res cam­bian­tes. La guin­da la po­ne el re­co­rri­do entre gran­des fe­li­nos, ri­no­ce­ron­tes, ji­ra­fas y ce­bras en el par­que Nacional de Etos­ha, que con­cen­tra un buen nú­me­ro de és­tas y otras es­pe­cies. Agen­cias co­mo Ka­nan­ga (ka­nan­ga. es) o Tua­reg Viat­ges (tua­reg­viat­ges. es) se en­car­gan de pre­pa­rar­te la ru­ta por es­te fas­ci­nan­te país.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.