LA ES­PE­RAN­ZA DE VI­DA EN NA­VA­RRA CRE­CE MÁS DE 9 AÑOS EN CUA­TRO DÉ­CA­DAS

● Au­men­ta has­ta los 81,1 años pa­ra los hom­bres y 86,8 pa­ra las mu­je­res ● El cán­cer es la prin­ci­pal cau­sa de mor­ta­li­dad, en especial el de pul­món, el que más muer­tes pre­ma­tu­ras ori­gi­na

Diario de Noticias (Spain) - - Portada - Le­ti­cia de las Heras Pat­xi Cas­can­te

PAM­PLO­NA – La es­pe­ran­za de vi­da al na­cer en Na­va­rra ha au­men­ta­do más de nue­ve años en las úl­ti­mas cua­tro dé­ca­das, pa­san­do de los 71,8 a los 81,1 años en el ca­so de los hom­bres, y de los 77,4 a los 86,8 años en las mu­je­res. Así se re­fle­ja en el úl­ti­mo Bo­le­tín de Sa­lud Pú­bli­ca, en los que se cons­ta­ta el des­cen­so de fa­lle­ci­mien­tos por la ma­yor par­te de las cau­sas de mor­ta­li­dad pre­ma­tu­ra más fre­cuen­tes en la dé­ca­da de los 70.

En al ac­tua­li­dad la es­pe­ran­za de vi­da al na­cer se si­túa en Na­va­rra en los 83,8 años, li­ge­ra­men­te por en­ci­ma de la me­dia es­pa­ño­la, que se si­túa en se­gun­da po­si­ción den­tro de los paí­ses de la Or­ga­ni­za­ción pa­ra la Coope­ra­ción y el Desa­rro­llo Eco­nó­mi­cos (OCDE), su­pe­ra­do úni­ca- men­te por Ja­pón, con 83,9 años.

En to­dos los paí­ses ana­li­za­dos la es­pe­ran­za de vi­da al na­cer es ma­yor en mu­je­res, si bien las di­fe­ren­cias en­tre se­xos os­ci­lan mu­cho y va­rían des­de los 9,8 años de di­fe­ren­cia en Le­to­nia y los 2,6 de Is­lan­dia. La di­fe­ren­cia ob­ser­va­da en Na­va­rra se ha acor­ta­do en los úl­ti­mos años has­ta los 5,7 años en 2016, sien­do muy si­mi­lar a la me­dia es­ta­tal. En to­das las eda­des la ta­sa de mor­ta­li­dad fue más ele­va­da en hom­bres que en mu­je­res.

En com­pa­ra­ción al quin­que­nio, 1977-1981, las ta­sas de mor­ta­li­dad en 2012-2016 se han re­du­ci­do en­tre un 50% y un 58% en los gru­pos de edad de 25 a 80 años y un 35% en los ma­yo­res de 80 años. En­tre las mu­je­res, el ma­yor des­cen­so de la mor­ta­li­dad se ha ob­ser­va­do en el gru­po de 70-79 años (62%). En la úl­ti­ma dé­ca­da, 2007-2016 se apre­cia una es­ta­bi­li­za­ción de las ta­sas de mor­ta­li­dad en­tre las mu­je­res de 50-59 años de­bi­do al in­cre­men­to de la mor­ta­li­dad por cán­ce­res atri­bui­bles al ta­ba­quis­mo.

CAU­SAS DE MUER­TE Se­gún el in­for­me, el cán­cer ocu­pa la pri­me­ra po­si­ción en­tre las cau­sas de muer­te en Na­va­rra, al igual que en España y paí­ses co­mo Dinamarca, Fran­cia o Ja­pón. En el res­to de paí­ses in­dus­tria­li­za­dos las en­fer­me­da­des car­dio­vas­cu­la­res con­ti­núan ocu­pan­do la pri­me­ra po­si­ción.

Na­va­rra destaca por la ba­ja mor­ta­li­dad por en­fer­me­da­des car­dio­vas­cu­la­res, apro­xi­mán­do­se a Ja­pón y Fran­cia, que re­gis­tran la me­nor mor­ta­li­dad por es­tas en­fer­me­da­des en­tre los paí­ses de la OCDE. Por con­tra, la ta­sa de mor­ta­li­dad por cán­cer en Na­va­rra (207 de­fun­cio­nes por 100.000 ha­bi­tan­tes) es más ele­va­da que la del con­jun­to del país (192 por 100.000) y con­si­de­ra­ble­men­te más ele­va­da que la ob­ser­va­da en paí­ses co­mo Sui­za o Ja­pón (184 y 182 por 100.000, res­pec­ti­va­men­te).

En el ca­so de los fa­lle­ci­mien­tos pre­ma­tu­ros, el cán­cer de pul­món se es­ta­ble­ce co­mo la prin­ci­pal cau­sa de muer­te en am­bos se­xos. Es­te as­pec­to ha va­ria­do con los años, ya que en el pe­río­do 1977-1981 la prin­ci­pal cau­sa de muer­te pre­ma­tu­ra eran las en­fer­me­da­des is­qué­mi­cas del co­ra­zón en el ca­so de los hom­bres y las en­fer­me­da­des ce­re­bro­vas­cu­la­res en el ca­so de las mu­je­res. En el pe­río­do 1977-2016 destaca el con­si­de­ra­ble des­cen­so de la mor­ta­li­dad pre­ma­tu­ra por cán­cer de ma­ma, prós­ta­ta y es­tó­ma­go, ac­ci­den­tes de trá­fi­co, en­fer­me­da­des del sis­te­ma cir­cu­la­to­rio y en­fer­me­da­des del apa­ra­to di­ges­ti­vo.

En la úl­ti­ma dé­ca­da han dis­mi­nui­do las de­fun­cio­nes por cán­cer de pul­món en hom­bres, pe­ro en­tre las mu­je­res, aun­que las de­fun­cio­nes por es­ta cau­sa si­guen sien­do mu­cho me­nos fre­cuen­tes, se ha pro­du­ci­do un in­cre­men­to de las ta­sas du­ran­te las úl­ti­mas cua­tro dé­ca­das que to­da­vía con­ti­núa. El ta­ba­co es el gran cul­pa­ble de es­te cam­bio de pa­ra­dig­ma, y es que a él se le atri­bu­yen el 86% de los fa­lle­ci­mien­tos por cán­cer de pul­món en hom­bres, un por­cen­ta­je al­go me­nor en mu­je­res de­bi­do a la me­nor pre­va­len­cia de ta­ba­quis­mo en las mu­je­res de más edad.

La mor­ta­li­dad por en­fer­me­da­des ce­re­bro­vas­cu­la­res y la en­fer­me­dad is­qué­mi­ca del co­ra­zón, pri­me­ra y se­gun­da cau­sa de muer­te pre­ma­tu­ra a fi­na­les de los años 1970 en am­bos se­xos, han dis­mi­nui­do de ma­ne­ra im­por­tan­te en las úl­ti­mas cua­tro dé­ca­das. El des­cen­so re­la­ti­vo en 2012-2016 res­pec­to al pe­rio­do 1977-1981 de las ta­sas de mor­ta­li­dad por en­fer­me­dad ce­re­bro­vas­cu­lar fue de 84% en hom­bres y 85% en mu­je­res, mien­tras que las ta­sas de mor­ta­li­dad por en­fer­me­dad is­qué­mi­ca del co­ra­zón dis­mi­nu­ye­ron un 70% y 78% en hom­bres y mu­je­res, res­pec­ti­va­men­te. El des­cen­so de la mor­ta­li­dad por es­tas cau­sas se ha pro­du­ci­do en ca­si to­dos los paí­ses de la OCDE, con­tri­bu­yen­do en bue­na me­di­da al au­men­to de la es­pe­ran­za de vi­da. Las me­jo­ras en los tra­ta­mien­tos mé­di­cos pa­re­cen ha­ber con­tri­bui­do a es­te des­cen­so.

Res­pec­to a la mor­ta­li­dad por otros ti­pos de cán­cer dis­tin­tos al de pul­món, ca­be des­ta­car el im­por­tan­te des­cen­so de las de­fun­cio­nes por cán­cer de ma­ma, que se ha re­du­ci­do a la mi­tad (54%), mien­tras se re­gis­tra una es­ta­bi­li­za­ción de las ta­sas de mor­ta­li­dad por cán­cer de ova­rio y de cér­vix. En­tre los hom­bres, el cán­cer de prós­ta­ta, que pre­sen­tó un in­cre­men­to has­ta 1995, ha in­ver­ti­do es­ta ten­den­cia des­cen­dien­do de ma­ne­ra sig­ni­fi­ca­ti­va en los

Un gru­po de per­so­nas de dis­tin­tas ge­ne­ra­cio­nes, pa­sean­do por Sa­rri­gu­ren.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.