Cum­ple to­dos los re­qui­si­tos pa­ra ac­ce­der al ter­cer gra­do

La de­fen­sa asu­me que el ex­po­lí­ti­co de­be­rá en­trar en la cár­cel y tra­ba­ja­rá por sa­car­lo “lo más pron­to po­si­ble”

Diario Jaen - - AL DÍA - RA­FAEL ABOLAFIA

El re­loj ya co­rre en con­tra de Ja­vier Gó­mez Se­vi­lla. La cuen­ta atrás pa­ra el in­gre­so en pri­sión del exal­cal­de de Hue­sa ha co­men­za­do a con­tar. Hay una fe­cha mar­ca­da en rojo en el ca­len­da­rio: el 27 de no­viem­bre. Ese día ter­mi­na el pla­zo da­do por la Au­dien­cia pa­ra que el an­ti­guo res­pon­sa­ble mu­ni­ci­pal en­tre en la cár­cel de for­ma vo­lun­ta­ria. El pro­pio Gó­mez Se­vi­lla y su abo­ga­do, Ja­vier Pu­li­do, asu­men que la si­tua­ción ya no tie­ne re­me­dio. “Da­mos por he­cho que no hay otra sa­li­da que cum­plir con lo que di­ce la sen­ten­cia del Su­pre­mo”, di­ce el le­tra­do, to­da­vía sor­pren­di­do por la ne­ga­ti­va del Go­bierno a con­ce­der el in­dul­to par­cial a su clien­te.

La es­tra­te­gia aho­ra pa­sa por dos ob­je­ti­vos: el pri­me­ro es de­mo­rar lo má­xi­mo po­si­ble la fe­cha en la que Ja­vier Gó­mez Se­vi­lla ten­ga que in­gre­sar en la cár­cel. Pa­ra ello, su abo­ga­do so­li­ci­ta­rá a la Au­dien­cia Pro­vin­cial una mo­ra­to­ria pa­ra eje­cu­tar la re­so­lu­ción. Ale­ga­rá que su clien­te ges­tio­na una ges­to­ría jun­to a su es­po­sa y que es­te ne­go­cio es el úni­co me­dio de vida de la fa­mi­lia. En­trar ya en la cár­cel su­pon­dría ce­rrar el es­ta­ble­ci­mien­to y de­jar a sus clien­tes en la es­ta­ca­da.

El se­gun­do ob­je­ti­vo del abo­ga­do es con­se­guir que a su clien­te se le con­ce­da el ter­cer gra­do pe­ni­ten­cia­rio lo más pron­to po­si­ble, es de­cir, que Gó­mez Se­vi­lla dis­fru­te de un ré­gi­men de se­mi­li­ber­tad. A prio­ri, cum­ple to­dos los fac­to­res que se re­co­gen en la nor­ma­ti­va: una con­de­na in­fe­rior a cin­co años, au­sen­cia de an­te­ce­den­tes pe­na­les pre­vios, arrai­go so­cial y fa­mi­liar y asun­ción del de­li­to. De he­cho, el exal­cal­de ya pa­gó los 3.600 eu­ros de mul­ta que le im­pu­so el Su­pre­mo, ade­más de los tres años y dos me­ses de cár­cel.

Una vez que Ja­vier Gó­mez Se­vi­lla in­gre­se en pri­sión de for­ma vo­lun­ta­ria se pon­drá en mar­cha to­da la ma­qui­na­ria pa­ra so­li­ci­tar el ter­cer gra­do. De­be­rá pa­sar por la jun­ta de tra­ta­mien­to del cen­tro pe­ni­ten­cia­rio, que eva­lua­rá si cum­ple con los re­qui­si­tos. Se­rá el equi­po di­rec­ti­vo de la pri­sión el que re­suel­va so­bre la con­ce­sión de es­te be­ne­fi­cio. Un pro­ce­so que pue­de du­rar se­ma­nas e, in­clu­so, me­ses. “Va­mos a lu­char pa­ra que se ha­ga lo más rá­pi­da­men­te po­si­ble”, di­ce el abo­ga­do Ja­vier Pu­li­do. Po­co más se pue­de ha­cer ya.

Lo más lla­ma­ti­vo de es­te ca­so es que la pro­pia sen­ten­cia re­co­no­ce que el exal­cal­de de Hue­sa no des­vió di­ne­ro pú­bli­co, ni mal­ver­só di­ne­ro mu­ni­ci­pal ni pre­va­ri­có. “Ni un so­lo eu­ro sa­lió de su pue­blo”, re­cor­dó el le­tra­do.

Des­de que se co­no­ció la sen­ten­cia del Su­pre­mo han si­do mu­chas las mues­tras de apo­yo a Ja­vier Gó­mez Se­vi­lla. Ca­si mil per­so­nas par­ti­ci­pa­ron en una ma­ni­fes­ta­ción ce­le­bra­da el 2 de ju­lio de 2016 en la que cla­ma­ron por el in­dul­to al que fue­ra su al­cal­de du­ran­te cua­tro años. “Lo que hi­zo fue en be­ne­fi­cio de nues­tro pue­blo pa­ra que no hu­bie­ra que de­vol­ver el di­ne­ro de las ayu­das”, di­jo, en­ton­ces, el ac­tual al­cal­de, el so­cia­lis­ta Án­gel Pa­di­lla. Los ve­ci­nos re­co­gie­ron más de 2.000 fir­mas de apo­yo a la cau­sa. Tam­bién el se­cre­ta­rio ge­ne­ral del PSOE, Fran­cis­co Re­yes, so­li­ci­tó “sen­si­bi­li­dad” al Go­bierno en es­te ca­so. To­do ha caí­do en sa­co ro­to tras co­no­cer­se la de­ci­sión del Con­se­jo de Mi­nis­tro que re­cha­za con­ce­der la me­di­da de gra­cia y de­ja a Gó­mez Se­vi­lla a un pa­so de la cár­cel.

EN JU­LIO DE 2016. Ve­ci­nos de Hue­sa du­ran­te una de las con­cen­tra­cio­nes pa­ra pe­dir el in­dul­to de su exal­cal­de.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.