EL rE­GrE­So dEL ‘di­viNo’

Diario La Grada - - OPINIÓN. LOS PERICOS - jo­sé sÁn­CHez PE­RIO­DIS­TA

el vier­nes pa­sa­do, en es­te mis­mo es­pa­cio, me que­dé cor­to al va­ti­ci­nar que lle­ga­ría­mos, co­mo mu­cho, a 23.000 so­cios. Se­gún de­cla­ró Ro­ger Guasch a ‘Tiem­po de Es­pan­yol’ de Ja­vier de Ha­ro “es­ta­mos en 23.300”. El Di­rec­tor Ge­ne­ral Cor­po­ra­ti­vo, que se ne­gó a es­cu­char a ‘pro­pios y ex­tra­ños’ y ti­ró ha­cía de­lan­te con­tra vien­to y ma­rea, cul­pa aho­ra del mal re­sul­ta­do a “erro­res en la co­mu­ni­ca­ción” y, lo que es peor, en el mis­mo es­pa­cio car­gó con­tra los que cri­ti­ca­mos la cam­pa­ña por­que, se­gún él, “hu­bo una po­lí­ti­ca de aco­so y de­rri­bo sin pen­sar en có­mo po­día afec­tar al club”. Ce­ro au­to­crí­ti­ca. La reali­dad in­con­tes­ta­ble es que se han per­di­do 4.000 so­cios, no se ha lo­gra­do el mi­llón de eu­ros, y de lo que se ha in­gre­sa­do ha­brá que des­con­tar el im­por­te de la cam­pa­ña del ‘Pau­lí’ por lo inú­til que fue. 23.300 so­cios, de los cua­les no me ex­tra­ña­ría que unos 3.000 fue­ran RCDE Fan (el año pa­sa­do eran 1.600, si no re­cuer­do mal), cal­cu­len us­te­des mis­mos dón­de nos si­túa es­te ba­jón.

Afor­tu­na­da­men­te, por­que to­do lo po­si­ti­vo que le ocu­rra al club nos ocu­rre a to­dos, el gran arran­que de tem­po­ra­da de los de Ru­bi pue­de pa­liar la si­tua­ción y la di­rec­ti­va ha con­tra­ta­do una (otra, y van cin­co) con­sul­to­ra pa­ra rea­li­zar una ‘ope­ra­ción re­pes­ca’ con ofer­tas es­pe­cia­les pa­ra apro­ve­char el ti­rón del equi­po. Aun­que el pa­pel lo aguan­ta to­do, lo cier­to es que el ate­rri­za­je de Guasch le es­tá re­sul­tan­do, co­mo po­co, muy ca­ro a la ‘em­pre­sa de fút­bol’ de Mr. Chen.

En otro or­den de co­sas, he de fe­li­ci­tar a la Fun­da­ció por la ini­cia­ti­va de ade­cen­tar el ni­cho de Ri­car­do Za­mo­ra, pe­ro creo que no es más que un par­che que to­da­vía po­ne más en evi­den­cia la de­sidia del club con el que ha si­do nues­tro ju­ga­dor más ca­ris­má­ti­co y un ver­da­de­ro sím­bo­lo del fút­bol na­cio­nal.

Se acer­ca el 28 de oc­tu­bre, en el que ce­le­bra­re­mos el na­ci­mien­to de nues­tro club, des­de aquí me gus­ta­ría ha­cer un lla­ma­mien­to a to­dos los es­pan­yo­lis­tas: pon­gá­mo­nos en mar­cha pa­ra cons­truir una es­ta­tua que re­cuer­de la fi­gu­ra de Ri­car­do Za­mo­ra en el es­ta­dio y que, co­mo en Sa­rrià, se re­bau­ti­ce la pla­za ale­da­ña al es­ta­dio co­mo ‘Pla­za Ri­car­do Za­mo­ra’. Pa­ra em­pe­zar ¿qué tal una re­co­gi­da de fir­mas pa­ra lle­var­la a la pró­xi­ma Jun­ta de Ac­cio­nis­tas?

P.D. En mi des­pe­di­da a Car­les Ca­nut es­cri­bí que no le pe­día na­da al club pa­ra no sen­tir­me de­frau­da­do. Pues co­mo me te­mía, así fue. El pa­sa­do do­min­go, an­tes del en­cuen­tro fren­te al Vi­lla­rreal, pu­di­mos con­tem­plar un vi­deo de­di­ca­do a Mon­tse­rrat Ca­ba­llé, (a mi pa­re­cer un ho­me­na­je opor­tu­nis­ta). Eché en fal­ta la ima­gen fi­ja de Ca­nut en el vi­deo­mar­ca­dor. Les fal­tó tiem­po pa­ra pe­dir­le que pres­ta­ra su voz a los ac­tos del Cen­te­na­ri. Ca­nut siem­pre res­pon­dió de for­ma de­sin­te­re­sa­da a las pe­ti­cio­nes del club. No me va­le con un bra­za­le­te com­par­ti­do en un par­ti­do fue­ra de ca­sa pa­ra re­cor­dar a un es­pan­yo­lis­ta de su ta­lla. En fin, me ca­llo ya pa­ra res­pe­tar su memoria.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.