Con­sul­to­rio de Nu­tri­ción

Ecuestre - - CABALLO CONSULTORIO NUTRICIÓN -

>  Ten­go un po­tro Fri­són con 16 me­ses, co­mien­do pien­so de po­tros des­de el des­te­te. ¿Qué pien­so me re­co­mien­da darle aho­ra? (Luis)

De­be­mos te­ner en cuen­ta que el pe­río­do de má­xi­mo de cre­ci­mien­to de los po­tros va des­de su na­ci­mien­to hasta los 18 me­ses de vi­da, cuan­do pue­den lle­gar a esa edad a una al­tu­ra cer­ca­na al 90 % de su fu­tu­ra ta­lla adul­ta y cer­ca del 80 % de su pe­so a la ma­du­rez, pe­ro a par­tir de los 18 me­ses también si­guen cre­cien­do, aun­que a un rit­mo ca­da vez me­nor. Por ello es im­por­tan­te que la ali­men­ta­ción que re­ci­ben du­ran­te este pe­río­do de vi­da sea la más ade­cua­da y me­jor pa­ra con­se­guir al fi­nal el adul­to que desea­mos, todo lo que ha­ga­mos mal du­ran­te este pe­río­do re­sul­ta­rá en un me­nor desa­rro­llo y cre­ci­mien­to del po­tro. Por ello es im­por­tan­te man­te­ner la ali­men­ta­ción del po­tro co­mo mí­ni­mo hasta los 18 me­ses, sien­do lo más ade­cua­do man­te­ner­la hasta los 2,5-3 años de vi­da. El pien­so de po­tros de­be ser equi­li­bra­do y for­mu­la­do pa­ra ellos, me­jor en forma de grá­nu­los pa­ra que in­gie­ran todo el ali­men­to de forma efi­caz. Los po­tros tien­den a se­pa­rar las par­tí­cu­las de los ali­men­tos cuan­do se lo pro­por­cio­na­mos en pien­sos ti­po mul­ti­par­tí­cu­las. En este pe­río­do de vi­da el apor­te de ma­cro­mi­ne­ra­les, co­mo el cal­cio, fós­fo­ro y mag­ne­sio, mi­cro­mi­ne­ra­les co­mo el co­bre, se­le­nio, zinc, et­cé­te­ra y de pro­teí­na de al­ta ca­li­dad con apor­te de ami­noá­ci­dos, co­mo la li­si­na, me­tio­ni­na y treo­ni­na, es fun­da­men­tal pa­ra su co­rrec­to desa­rro­llo óseo y mus­cu­lar. A los 2,5-3 años de vi­da ya pue­des ele­gir un pien­so que va­ya acor­de con la ac­ti­vi­dad y dis­ci­pli­na que va­ya a rea­li­zar el po­tro: do­ma, sal­to, raid, etc. Te­nien­do en cuen­ta es­to y el ti­po de fo­rra­je, exis­te una gran va­rie­dad de pien­sos pa­ra cu­brir las ne­ce­si­da­des de tu po­tro que po­drás ele­gir.

>  Ten­go una ye­gua de 18 años que va a pa­rir nue­va­men­te a ini­cios de ma­yo. Es­toy in­tere­sa­do en saber qué ali­men­ta­ción de­bo darle. (Ja­vier)

Ali­men­tar bien a la ye­gua re­pro­duc­to­ra sig­ni­fi­ca ob­te­ner po­tros sa­nos y fuer­tes y así al fi­nal ob­te­ner adul­tos en óp­ti­mas con­di­cio­nes pa­ra el trabajo. Primero de todo, la ye­gua de­be es­tar en bue­na con­di­ción cor­po­ral, ni muy gor­da ni muy del­ga­da, so­bre todo que no se le mar­quen las cos­ti­llas ni que la ba­se de la co­la es­té hun­di­da, ni que las apó­fi­sis de las vér­te­bras se vean muy pro­nun­cia­das (más o me­nos en un 6 de la es­ca­la Hen­ne­ke), ya que si su­ce­de es­to no ten­drá su­fi­cien­te re­ser­va cor­po­ral pa­ra sus ne­ce­si­da­des y pa­ra las del po­tro. El úl­ti­mo ter­cio de ges­ta­ción es pri­mor­dial, hay que darle un pro­duc­to for­mu­la­do pa­ra ye­guas en ges­ta­ción, pues­to que el fe­to se es­tá desa­rro­llan­do a gran ve­lo­ci­dad. Si la ye­gua no es­tá bien ali­men­ta­da, ti­ra­rá de la re­ser­va cor­po­ral que ten­ga y si en­ci­ma es­ta del­ga­da no po­drá apor­tar to­dos los nu­trien­tes que ne­ce­si­ta el po­tro. Cuan­do lle­gue el par­to la de­man­da de nu­trien­tes, so­bre todo en ener­gía y pro­teí­na, será to­da­vía ma­yor, ya que la ye­gua ne­ce­si­ta­rá pro­du­cir le­che pa­ra el po­tro. Por ello de­be­mos in­sis­tir en que las ye­guas sean ali­men­ta­das con un pien­so dis­tin­to a uno de adul­tos nor­mal y el pe­rio­do de­be ir des­de el úl­ti­mo ter­cio de ges­ta­ción y pro­lon­gar­se du­ran­te la lac­ta­ción.

>  Mi ye­gua se co­me to­da la pa­ja de la ca­ma y es­tá siempre in­tran­qui­la. ¿Có­mo pue­do evi­tar que lo ha­ga? (Ta­ma­ra)

Se­gu­ra­men­te tu ca­ba­llo ten­ga una de­fi­cien­cia de fi­bra de la ra­ción. Pro­ba­ble­men­te tu ca­ba­llo también ten­ga otros vi­cios, apar­te de co­mer­se la pa­ja, co­mo pue­de ser dar pa­ta­das, ba­lan­cear­se (“el ti­ro del oso”) o mor­der las ma­de­ras del box. También pue­de ser que tu ca­ba­llo es­té un po­co abu­rri­do, no sal­ga y no ha­ga el su­fi­cien­te ejer­ci­cio diario. Los ca­ba­llos son her­bí­vo­ros y por lo tan­to ne­ce­si­tan in­ge­rir fi­bra en su ra­ción y es­to lo podemos apor­tar me­dian­te pas­tos, he­nos, etc. Pe­ro de­be­mos ga­ran­ti­zar un mí­ni­mo del 1 % de fi­bra en ma­te­ria se­ca (sin el agua que lle­van los ali­men­tos). Lo ideal mí­ni­mo el 1,5 % del pe­so vivo. Dar unos 7-9 kgs. de heno pa­ra ca­ba­llos de 500 kg. de pe­so vivo. Si no apor­ta­mos su­fi­cien­te fi­bra em­pie­zan a ve­nir pro­ble­mas de vi­cios, in­ges­tión de pa­ja y al fi­nal, el sis­te­ma di­ges­ti­vo se ve com­pro­me­ti­do pu­dien­do te­ner pro­ble­mas de có­li­cos, ato­ro, etc. Cuan­do apor­ta­mos fi­bra de ca­li­dad y en can­ti­dad su­fi­cien­te co­mo la co­men­ta­da an­te­rior­men­te, ve­rás có­mo des­apa­re­cen los vi­cios y el con­su­mo de pa­ja.

Si a pe­sar de ello si­gue in­tran­qui­la y ner­vio­sa, cam­bia su ali­men­ta­ción de pien­so a un pro­duc­to que lle­ve po­ca can­ti­dad de al­mi­do­nes y sea al­to en fi­bra, también pue­des pro­por­ció­na­le su­ple­men­tos a ba­se de trip­tó­fano, que le van a cal­mar. Re­cuer­da que es im­por­tan­te que sal­ga a diario a rea­li­zar al­go de ejer­ci­cio, si pue­de es­tar va­rias ho­ras en un pad­dock mu­cho me­jor, es­ta­rá más en forma, me­nos abu­rri­da y más tran­qui­la. También pue­des cam­biar la ca­ma de pa­ja por vi­ru­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.