¿Los úl­ti­mos JEM?

Ecuestre - - MUNDO ECUESTRE ACTUALIDAD - Luis Poncela Di­rec­tor lpon­ce­la@mpib.es @Lui­sPon­ce­la

Co­mo ca­da cua­tro años des­de 1990, en es­te te­ne­mos Jue­gos Ecues­tres Mun­dia­les, lo que no­so­tros co­no­ce­mos co­mo JEM y en el mun­do an­glo­sa­jón co­mo WEG. Una vas­ta con­cen­tra­ción del de­por­te hí­pi­co in­ter­na­cio­nal, con ocho cam­peo­na­tos del mun­do en jue­go, co­rres­pon­dien­tes a ca­da una de las dis­ci­pli­nas que tu­te­la la Fe­de­ra­ción Ecues­tre In­ter­na­cio­nal: Do­ma Clá­si­ca, Sal­tos, Com­ple­to, Raid, Vol­teo, En­gan­ches, Rei­ning y Do­ma Pa­rae­cues­tre.

El mon­ta­je es ca­ro y com­ple­jo y de ello te­ne­mos no­ta­ble ex­pe­rien­cia en Es­pa­ña, pues fui­mos or­ga­ni­za­do­res de la edi­ción del año 2002, la cuar­ta del se­rial, tras Es­to­col­mo, La Ha­ya y Ro­ma. Nues­tra se­de fue Je­rez de la Fron­te­ra y aun­que de lo ocu­rri­do no se pue­de cul­par úni­ca­men­te a la com­ple­ji­dad del even­to, lo cier­to es que des­de en­ton­ces, la ciu­dad ga­di­ta­na no ha vuel­to a le­van­tar ca­be­za en lo que a hí­pi­ca se re­fie­re. Y por su­pues­to, co­mo sue­le ocu­rrir en nues­tro país, po­co o na­da nos que­dó a ni­vel de in­fra­es­truc­tu­ras pa­ra lo ecues­tre de aquel gran cer­ta­men.

Tras la se­de es­pa­ño­la, Aa­chen, Le­xing­ton y Nor­man­día fue­ron las si­guien­tes y es­te año, Tr­yon, en Ca­ro­li­na del Nor­te, asu­me la res­pon­sa­bi­li­dad tras la re­nun­cia de Bro­mont, en Ca­na­dá, que era la se­de ini­cial­men­te pre­vis­ta. Una re­nun­cia que no ha si­do la úni­ca en la his­to­ria de los JEM, ya que Ir­lan­da re­nun­ció a or­ga­ni­zar la edi­ción de 1998, que fue asu­mi­da in-ex­tre­mis por Ro­ma pa­ra sal­var los Jue­gos y a fi­na­les del pa­sa­do año, Sa­mo­rin re­ti­ró su can­di­da­tu­ra pa­ra or­ga­ni­zar la edi­ción de 2022, cuan­do era la úni­ca que se­guía en li­za tras aban­do­nar pre­via­men­te Le­xing­ton. Co­mo se pue­de ob­ser­var, mu­chas du­das e in­ci­den­cias en torno a la or­ga­ni­za­ción de es­ta ma­cro-com­pe­ti­ción, que re­sul­ta muy com­ple­ja y muy cos­to­sa a quie­nes asu­men la res­pon­sa­bi­li­dad de or­ga­ni­zar­la.

¿Ha­brá Jue­gos Ecues­tres Mun­dia­les en 2022? Per­so­nal­men­te ten­go la im­pre­sión de que los JEM co­mo pro­yec­to aglu­ti­na­dor de to­do el de­por­te hí­pi­co mun­dial es­tán lle­gan­do a su fin. Oja­lá me equi­vo­que, pe­ro me pa­re­ce que la bue­na idea que se pu­so en mar­cha en el vie­jo es­ta­dio olím­pi­co de Es­to­col­mo es ca­da vez me­nos via­ble. So­bre to­do por­que los res­pon­sa­bles de es­te de­por­te no han con­se­gui­do en las úl­ti­mas dé­ca­das la pro­yec­ción me­diá­ti­ca y so­bre to­do te­le­vi­si­va, que la al­ta com­pe­ti­ción ne­ce­si­ta pa­ra so­bre­vi­vir en los tiem­pos ac­tua­les. La FEI, co­mo una gran ma­yo­ría de fe­de­ra­cio­nes de­por­ti­vas, en­fo­ca la ges­tión de los gran­des even­tos co­mo si fue­ran su­yos, pe­ro te­nien­do que ser otros los que ha­gan el tra­ba­jo, bus­quen los re­cur­sos y asu­man el ries­go de no ob­te­ner­los. Hay de­ma­sia­do in­ter­ven­cio­nis­mo, de­ma­sia­da de­pen­den­cia y po­co cam­po de ac­ción pa­ra los or­ga­ni­za­do­res y só­lo aque­llos que suel­tan ama­rras y si­guen su ca­mino, pros­pe­ran. Los ejem­plos los te­ne­mos cer­ca­nos: Glo­bal Cham­pions Tour, Aa­chen, Cal­gary, Gi­ne­bra,….

¿ Ha­cia dón­de ca­mi­na la com­pe­ti­ción hí­pi­ca in­ter­na­cio­nal en ge­ne­ral y los JEM en par­ti­cu­lar? Creo que no hay que ser fu­tu­ró­lo­gos ni adi­vi­nos pa­ra su­po­ner que se­gui­rán la ten­den­cia mar­ca­da por otros de­por­tes con un per­fil si­mi­lar, en los que la ini­cia­ti­va pri­va­da mar­ca la pau­ta y de­fi­ne el pro­duc­to que el mer­ca­do re­quie­re, mien­tras que las fe­de­ra­cio­nes ob­ser­van el cum­pli­mien­to de los re­gla­men­tos de­por­ti­vos ex­clu­si­va­men­te. En un de­por­te co­mo el hí­pi­co, que vi­ve de gran­des apor­ta­cio­nes de or­ga­ni­za­do­res, pro­pie­ta­rios de ca­ba­llos y pa­tro­ci­na­do­res, ese des­tino es­tá más que jus­ti­fi­ca­do. Y el fu­tu­ro ya es­tá aquí.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.