La Davis cie­rra una era

La de­rro­ta en el do­bles sentencia la eli­mi­na­to­ria con­tra Fran­cia (3-0) y clau­su­ra el exi­to­so tra­za­do del equi­po es­pa­ñol du­ran­te los 118 años del for­ma­to ac­tual

El País (Andalucía) - - DEPORTES - ALEJANDRO CI­RI­ZA,

“¡Un mo­men­to! ¡España aca­ba de ga­nar la Co­pa Davis!”. Fue el sor­pren­den­te fes­te­jo con el que en su día el pre­si­den­te del Go­bierno, José Ma­ría Az­nar, in­te­rrum­pió la cum­bre de Ni­za el 10 de no­viem­bre de 2000. A su la­do es­ta­ba el man­da­ta­rio fran­cés, Jac­ques Chi­rac —“que cons­te en ac­ta”, re­pli­có—, y a 700 ki­ló­me­tros de dis­tan­cia, en el Pa­lau Sant Jor­di de Bar­ce­lo­na, el te­nis es­pa­ñol des­cor­cha­ba por pri­me­ra vez el cham­pán en la Co­pa Davis.

Aho­ra, des­de ayer, la com­pe­ti­ción ya es his­to­ria pa­ra España, pues­to que el equi­po ca­pi­ta­nea­do por Ser­gi Bru­gue­ra per­dió tam­bién el do­bles en las se­mi­fi­na­les —6-0, 6-4 y 7-6 pa­ra Ju­lien Ben­ne­teau y Ni­co­las Mahut an­te Fe­li­ciano Ló­pez y Mar­cel Gra­no­llers; 3-0 en Lille— y a par­tir del pró­xi­mo cur­so adop­ta­rá un for­ma­to com­ple­ta­men­te di­fe­ren­te des­pués de 118 años de his­to­ria. Se dio car­pe­ta­zo, pues, a un pro­lí­fi­co re­co­rri­do que al­can­zó to­do su es­plen­dor a lo­mos de la ge­ne­ra­ción do­ra­da del te­nis es­pa­ñol, ha­ce ca­si dos dé­ca­das. En­ton­ces, Juan Car­los Fe­rre­ro ba­tió a Lley­ton He­witt en un due­lo me­mo­ra­ble y abrió la vía ha­cia el éxi­to, acom­pa­ña­do de Car­los Mo­yà, el jo­ven­cí­si­mo Ra­fael Na­dal y Tommy Ro­bre­do.

Lue­go se al­za­rían cua­tro En­sa­la­de­ras más (2004, 2008, 2009 y 2011) y se reu­ni­ría un com­pen­dio de pa­sa­jes inol­vi­da­ble. “Hay un mon­tón de re­cuer­dos”, re­bo­bi­na­ba ayer Fe­li­ciano des­pués de un par­ti­do en el que prác­ti­ca­men­te no hu­bo co­lor y en el que Ben­ne­teau, en su úl­ti­mo ser­vi­cio an­tes de colgar la ra­que­ta con 36 años, fue el gran pro­ta­go­nis­ta. “To­das las fi­na­les han si­do es­pec­ta­cu­la­res, to­das las que he po­di­do ju­gar, aun­que la más emo­ti­va fue qui­zá la de Ar­gen­ti­na [2008] por to­do lo que vi­vi­mos allí ese fin de semana”, con­ti­nuó el to­le­dano.

“Las de Se­vi­lla [2004 y 2011] fue­ron muy bo­ni­tas tam­bién y en la de Bar­ce­lo­na [2009] ga­na­mos 3-0, así que no hu­bo que su­frir en nin­gún mo­men­to. Han si­do mo­men­tos muy es­pe­cia­les”, pro­si­guió. “Por ejem­plo, lo que vi­vi­mos es­te año en Va­len­cia, por­que pa­ra mí Da­vid [Fe­rrer] ha si­do

No­so­tros lo he­mos in­ten­ta­do to­do. Es­toy or­gu­llo­so de mis ju­ga­do­res. Na­da que de­cir, ellos han he­cho una eli­mi­na­to­ria ex­tra­or­di­na­ria”. una per­so­na muy es­pe­cial pa­ra mí y me ale­gré un mon­tón de lo que pu­do vi­vir allí. Fue al­go muy bo­ni­to. Es­te año he­mos ju­ga­do lo me­jor que he­mos po­di­do y he­mos lle­ga­do has­ta aquí, pe­ro los fran­ce­ses han si­do su­pe­rio­res y aho­ra el equi­po ten­drá que se­guir lu­cha­do pa­ra ha­cer­lo tam­bién bien con es­te for­ma­to”, con­cluía.

El sex­to me­jor pal­ma­rés

Se ter­mi­nó la Co­pa Davis pa­ra España, al me­nos la Davis tal y co­mo se ha co­no­ci­do has­ta aho­ra, y se ave­ci­na el nue­vo mo­de­lo im­pul­sa­do por el fut­bo­lis­ta Ge­rard Pi­qué y el Gru­po Kos­mos. Se cie­rra el pe­ri­plo co­mo el sex­to me­jor equi­po, so­lo por de­trás de dos gi­gan­tes —Es­ta­dos Uni­dos y Aus­tra­lia, con 32 y 28 tí­tu­los res­pec­ti­va­men­te— y de tres se­lec­cio­nes tan pu­jan­tes co­mo Gran Bre­ta­ña (10), Fran­cia (10) y Sue­cia (7).

Apar­te, España des­em­bar­có en cua­tro fi­na­les más (1965, 1967, 2003 y 2012) y en las 207 se­ries ju­ga­das (129 triun­fos y 78 de­rro­tas) dejó el ré­cord de im­ba­ti­bi­li­dad en tie­rra con 29 vic­to­rias con­se­cu­ti­vas, que­dan­do ade­más, con 27, co­mo el equi­po lo­cal con la se­cuen­cia más pro­lon­ga­da en ca­sa. A lo lar­go de esos 118 años los ca­pi­ta­nes alis­ta­ron a 73 ju­ga­do­res, sien­do Ma­no­lo San­ta­na el que más triun­fos ob­tu­vo (92) y el que más eli­mi­na­to­rias ju­gó (46), y com­par­tien­do la plus­mar­ca de años ju­ga­dos (14) con Ser­gio Ca­sal y Manuel Oran­tes. Luce tam­bién con letras do­ra­das el nom­bre de Ra­fael Na­dal, que su­ma 24 vic­to­rias y una so­la de­rro­ta, en su de­but.

El via­je, que se ce­rra­rá hoy en el Es­ta­dio Pie­rre Mau­roy de Lille por­que se ju­ga­rán los dos in­di­vi­dua­les res­tan­tes, ofre­ce es­ce­na­rios de obli­ga­do re­cuer­do co­mo el Sant Jor­di, el es­ta­dio Olím­pi­co de la Car­tu­ja de Se­vi­lla o el Po­li­de­por­ti­vo Is­las Mal­vi­nas de Mar del Pla­ta, mar­cos de los éxi­tos; igual­men­te, la nó­mi­na his­tó­ri­ca de téc­ni­cos con San­ta­na, Ja­vier Duar­te, Jor­di Arre­se, Juan Aven­da­ño, Jo­sep Per­las, Emi­lio Sán­chez Vi­ca­rio y Al­bert Cos­ta, es­te úl­ti­mo el úni­co que ha fes­te­ja­do una En­sa­la­de­ra co­mo ju­ga­dor y co­mo ca­pi­tán.

/ MI­CHEL SPINGLER (AP)

Fe­li­ciano y Gra­no­llers, ayer du­ran­te la dispu­ta del do­bles en el Es­ta­dio Pie­rre Mau­roy de Lille.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.