EL IM­PUL­SO DE LAS FUN­DA­CIO­NES

El País - Especiales - - INTRODUCCIÓN -

Las fun­da­cio­nes, el bra­zo eje­cu­tor de la ac­ción so­cial de las em­pre­sas, es­tán de mo­da. Ca­da vez más or­ga­ni­za­cio­nes crean es­tas ins­ti­tu­cio­nes sin áni­mo de lu­cro para que tra­ba­jen de for­ma in­de­pen­dien­te en un fin es­pe­cí­fi­co. Así lo han he­cho re­cien­te­men­te Cep­sa, EDP o AON. La ten­den­cia res­pon­de, en opi­nión de Ja­vier Nadal, pre­si­den­te de la Aso­cia­ción Es­pa­ño­la de Fun­da­cio­nes (AEF), a la ma­du­rez al­can­za­da en Es­pa­ña por la RSC. “Las com­pa­ñías ven en las fun­da­cio­nes el me­jor ins­tru­men­to para ca­na­li­zar­la. Aun­que tam­bién hay cier­to efec­to emu­la­ción por el que al­gu­nas, que ven el im­pac­to que ge­ne­ran las fun­da­cio­nes de sus com­pe­ti­do­res, de­ci­den crear la pro­pia”, sos­tie­ne. Una cuar­ta par­te de las 14.000 fun­da­cio­nes que exis­ten en Es­pa­ña tie­nen co­mo fun­da­dor al due­ño de una em­pre­sa, or­ga­ni­za­cio­nes que con­tro­lan el 30% de su pre­su­pues­to de 8.000 mi­llo­nes de eu­ros en to­tal en 2014, se­gún los úl­ti­mos da­tos de la AEF. Una si­tua­ción que a Nadal le gus­ta­ría que cam­bia­se para que los par­ti­cu­la­res (que ha­cen un 10% de las apor­ta­cio­nes) in­cre­men­ta­ran su par­ti­ci­pa­ción en ellas, tal y co­mo ocu­rre en Es­ta­dos Uni­dos, don­de mue­ven el 75% de los in­gre­sos, para que así la de­pen­den­cia de las com­pa­ñías fue­se me­nor. Des­pués de ha­ber­se re­sen­ti­do por la cri­sis eco­nó­mi­ca (sus in­gre­sos se re­du­je­ron un 30% en­tre 2009 y 2012), “en gran par­te de­bi­do a la cri­sis de las ca­jas de aho­rros y su Obra So­cial”, las fun­da­cio­nes avan­zan en su re­cu­pe­ra­ción co­mo se des­pren­de del cre­ci­mien­to del em­pleo y de las do­na­cio­nes ciu­da­da­nas. Bien les ven­drá cuan­do los be­ne­fi­cia­dos han pa­sa­do de 18 a 35,6 mi­llo­nes de per­so­nas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.