La UE ofre­ce un apo­yo cau­to a los bom­bar­deos con­tra el ré­gi­men si­rio

El País (País Vasco) - - INTERNACIONAL - LUCÍA ABE­LLÁN, Lu­xem­bur­go

Eu­ro­pa brin­da un apo­yo cau­to a los ata­ques li­de­ra­dos por EE UU con­tra el ré­gi­men si­rio por el uso de ar­mas quí­mi­cas. La in­sis­ten­cia de Fran­cia y Reino Uni­do, que par­ti­ci­pa­ron en la ac­ción militar, pa­ra que to­da la UE los res­pal­da­ra arran­có ayer una ad­he­sión, aun­que in­di­rec­ta: Eu­ro­pa ad­mi­tió que los bom­bar­deos “so­lo pre­ten­dían evi­tar que se vuel­van a em­plear ar­mas quí­mi­cas por par­te del ré­gi­men si­rio con­tra su pro­pio pue­blo” y aña­dió que “apo­ya to­dos los es­fuer­zos des­ti­na­dos” a ese fin. Con esa fór­mu­la alam­bi­ca­da, los mi­nis­tros de Ex­te­rio­res de los 28 Estados miem­bros con­sen­sua­ron su res­pues­ta a los bom­bar­deos que el pa­sa­do fin de se­ma­na al­can­za­ron ob­je­ti­vos mi­li­ta­res muy me­di­dos del ré­gi­men si­rio. La UE se sien­te in­có­mo­da otor­gan­do un apo­yo pleno —co­mo sí hi­zo la OTAN el sá­ba­do— a unos ata­ques que no cuen­tan con el res­pal­do de Na­cio­nes Uni­das. Al mis­mo tiem­po, con­ce­de que el uso de ar­mas quí­mi­cas no pue­de que­dar sin res­pues­ta y que Ru­sia ha blo­quea­do to­dos los in­ten­tos de avan­zar en ese ám­bi­to.

En el es­tre­cho mar­gen que de­ja esa do­ble re­fle­xión, los mi­nis­tros de Ex­te­rio­res pac­ta­ron un do­cu­men­to del que se des­pren­de el apo­yo po­lí­ti­co a la ac­ción es­ta­dou­ni­den­se co­mo mal me­nor, pe­ro sin con­den­sar­lo en una so­la fra­se. A con­ti­nua­ción, Eu­ro­pa sos­tie­ne que la si­tua­ción ac­tual ur­ge a “re­vi­ta­li­zar la bús­que­da de una so­lu­ción po­lí­ti­ca” pa­ra una gue­rra que se pro­lon­ga ya más de sie­te años, se­gún las con­clu­sio­nes apro­ba­das du­ran­te la reunión que man­tu­vie­ron los ti­tu­la­res de Ex­te­rio­res en Lu­xem­bur­go.

El tex­to mar­có el pun­to de en­cuen­tro entre las posturas bri­tá­ni­ca y fran­ce­sa por un la­do, que par­ti­ci­pa­ron en el bom­bar­deo y lo de­fien­den co­mo la úni­ca so­lu­ción po­si­ble, y otras que te­men una es­ca­la­da bé­li­ca tras ese epi­so­dio. “Tras lo ocu­rri­do [en referencia al ata­que quí­mi­co atri­bui­do al ré­gi­men si­rio], los ata­ques ca­li­bra­dos eran ab­so­lu­ta­men­te co­rrec­tos, he­mos he­cho lo co­rrec­to pa­ra Reino Uni­do y pa­ra el mun­do”, pro­cla­mó el mi­nis­tro de Ex­te­rio­res bri­tá­ni­co, Bo­ris John­son. “Si que­re­mos una so­lu­ción po­lí­ti­ca, hay que man­te­ner el diá­lo­go con Ru­sia e Irán. La prio­ri­dad es re­cu­pe­rar­lo. No se­rá fá­cil, pe­ro ese pue­de

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.