Per­fi­les con mo­de­los que pre­di­cen el ca­rác­ter

El País (País Vasco) - - ESPAÑA -

Cam­brid­ge Analy­ti­ca tra­ba­jó pa­ra la cam­pa­ña de Trump en 2016 mi­cro­seg­men­tan­do sus men­sa­jes. Se­guían el ejem­plo de Oba­ma en 2012. Pe­ro la com­pa­ñía pre­su­mía de in­no­va­do­ra por­que apor­ta­ba al­go más: per­fi­les psi­co­ló­gi­cos, con mo­de­los que pre­de­cían el ca­rác­ter. Sin em­bar­go, no es­tá cla­ro que aca­ba­ran usan­do esos per­fi­les, ni los ex­per­tos creen que sean muy efec­ti­vos: el mar­ke­ting per­so­na­li­za­do ba­sán­do­se en la psi­co­lo­gía ha de­mos­tra­do po­ca efec­ti­vi­dad. Ade­más, per­sua­dir vo­tan­tes es más com­pli­ca­do que ven­der­les cre­mas fa­cia­les u otros pro­duc­tos. Tam­bién se sa­be que Cam­brid­ge Analy­ti­ca no es in­fa­li­ble: pri­me­ro tra­ba­jó pa­ra Ted Cruz, el can­di­da­to re­pu­bli­cano que per­dió las pri­ma­rias pre­ci­sa­men­te con­tra Trump. Es pro­ba­ble que se ha­ya exa­ge­ra­do la im­por­tan­cia de la em­pre­sa en la vic­to­ria del pre­si­den­te es­ta­dou­ni­den­se.

No hay evi­den­cia cien­tí­fi­ca que de­mues­tre que las cam­pa­ñas po­lí­ti­cas en re­des so­cia­les sean muy efec­ti­vas. La dificultad prin­ci­pal pa­ra que la mi­cro­seg­men­ta­ción sea de­ci­si­va es la com­pe­ten­cia fe­roz. Los men­sa­jes de par­ti­dos ri­va­les, que usan téc­ni­cas pa­re­ci­das, pe­lean en las cam­pa­ñas. En 2016, por ejem­plo, Trump usó más pu­bli­ci­dad en re­des so­cia­les, pe­ro Hi­llary Clin­ton ex­plo­tó me­jor los men­sa­jes por correo elec­tró­ni­co, se­gún Jes­si­ca Bald­win-Phi­lip­pi, de Ford­ham Uni­ver­sity. Ade­más, es­tas cam­pa­ñas tam­bién com­pi­ten con los de­ba­tes elec­to­ra­les, los anun­cios en te­le­vi­sión y con­tra to­da la in­for­ma­ción po­lí­ti­ca. “Los fac­to­res que de­ci­den el re­sul­ta­do de una elección son múl­ti­ples y com­ple­jos”, di­ce Fre­de­ri­ke Kalt­heu­ner, je­fa del pro­gra­ma de da­tos de Pri­vacy In­ter­na­tio­nal, que aña­de: “Me­dir y de­ter­mi­nar el efec­to de una va­ria­ble par­ti­cu­lar es ex­cep­cio­nal­men­te di­fí­cil”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.