12 res­tau­ran­tes don­de chu­par­se los de­dos. Aquí se sir­ven las me­jo­res ham­bur­gue­sas gur­met. Di­se­ño de por­ta­da: Es­tu­dio An­ver­sal

Bar­ce­lo­na se ha con­ver­ti­do en el Val­ha­lla ham­bur­gue­se­ro. Pe­dir una do­ble con que­so es el nue­vo ca­pri­cho de si­ba­ri­tas. Aquí tie­nes 12 res­tau­ran­tes don­de chu­par­te los de­dos. Ya te pe­di­rás sa­ca­ri­na con el cor­ta­do

El Periódico de Catalunya (Castellano) - On Barcelona - - SUMARIO - www.sa­gas­far­mer­sand­cooks.com Òs­car Broc os­car.broc@gmail.com

Qué le­jos que­dan los tiem­pos del Po­kin’s. Ha­ce años que­da­bas con los co­le­gas en el Bur­ger King, aho­ra vas con tus hi­jos al San­ta Burg. Es­ta­mos en el 2018 y Bar­ce- lo­na se ha con­ver­ti­do en un Val­ha­lla ham­bur­gue­se­ro. Los res­tau­ran­tes gur- met se han mul­ti­pli­ca­do ex­po­nen­cial- men­te y con ellos ha flo­re­ci­do una le­gión car­ní­vo­ra dis­pues­ta a pa­gar más por un pro­duc­to se­ño­rial (y ol­vi­dar­se de esos dis­cos de car­ne ve­ne­no­sa que años ha se con­si­de­ra­ban ham­bur­gue­sas). Las nue­vas téc­ni­cas de ma­du­ra­ción, la ga­na­de­ría eco­ló­gi­ca, la pa­na­de­ría ar­te­sa­nal, las in­no­va­cio­nes en la pre­pa­ra­ción y la bra­sa de ca­li­dad han de­fi­ni­do un nue­vo ta­ble­ro de jue­go en el que es­te bo­ca­di- llo ul­tra­ca­ló­ri­co ha de­ja­do de ser el re- cur­so pa­ra mi­ti­gar re­sa­cas y se ha con- ver­ti­do en una ce­le­bra­ción gas­tro­nó­mi­ca de to­ma pan y mo­ja. Ya lo de­cía Ju­les Winn­field en Pulp fic­tion: «La ham­bur- gue­sa, la pie­dra angular de un desa­yuno nu­tri­ti­vo». Cuán­ta ra­zón, nun­ca el co­les- te­rol nos su­po tan bien.

- 1Sa­gàs LOL AL CO­LES­TE­ROL Pla de Pa­lau, 13

Si los bo­ca­di­llos fue­ran ba­lo­nes de fút­bol, Sa­gàs se­ría el Ba­rça de Pep Guar­dio­la. En es­te res­tau­ran­te de fin­ger food, uno se me­te en­tre pe­cho y es­pal­da pro­duc­to sin in­ter­me­dia­rios, di­rec­to del pue­blo de Sa­gàs. Ver­du­ras y em­bu­ti­dos al­can­zan un ni­vel su­pe­rior en es­ta bo­ca­te­ría gur­met que es­con­de en su car­ta una de las ham­bur­gue­sas más rús­ti­cas y ju­go­sas de Ciu­tat Ve­lla (amén de las me­jo­res bra­vas de Bar­ce­lo­na). Ha­blo de la

me­nu­da pe­ro in­men­sa Bur­ger Clàs­sic: pa­ne­ci­llo ar­te­sano de la vie­ja es­cue­la; le­chu­ga cru­jien­te; ched­dar ori­gi­nal; to­ma­te de la huer­ta; pe­pino; una grue­sa y san­gran­te pie­za de va­ca ga­lle­ga… y una fre­go­na in­dus­trial pa­ra que lim­pies las ba­bas del sue­lo.

- 2Ba­rra­chi­na Meat & Bur­ger BOQUERIA CON QUE­SO

Pla­za de Sant Jo­sep, 8 En Ba­rra­chi­na son car­ni­ce­ros. Va­ya, que sa­ben más de car­ne de lo que tú y yo apren­de­ría­mos en tres vi­das. Pue­des fiar­te de sus burgers: dis­cos de An­gus 100% or­gá­ni­cos. Exen­tos de adi­ti­vos. Pre­pa­ra­dos a dia­rio en la car­ni­ce­ría. Con un ju­gui­llo gra­sien­to que trans­por­ta los eflu­vios de la bra­sa Jos­per y ha­ce que tus glán­du­las sa­li­va­les bom­been con más furia que Chuck No­rris en una em­bos­ca­da co­mu­nis­ta. Las co­mo­di­da­des del pe­que­ño es­pa­cio que tie­nen en La Boqueria son in­ver­sa­men­te pro­por­cio­na­les al vi­cio de sus sie­te ham­bur­gue­sas. Me pier­do en la de la ca­sa: un ov­ni cár­ni­co grue­so y con­sis­ten­te, so­bre un man­to de le­chu­ga, to­ma­te y bei­con ul­tra­cru­jien­te. En la ci­ma, un hue­va­zo fri­to y, de pro­pi­na, pa­ne­ci­llos tos­ta­dos y muscu­losos pa­ra so­por­tar el cas­ti­go. Bin­go.

- 3 -

Bar Cen­tro

LA COLINA DE LA HAMBURGUESA Casp, 55

Fui a Bar Cen­tro jus­to cuan­do abrió y he ido re­pi­tien­do, ad­mi­rán­do­me an­te su evo­lu­ción ha­cia la ex­ce­len­cia cár­ni­ca. Es una de las me­jo­res ham­bur­gue­se­rías de la ciu­dad. Todo es ar­te­sa­nal en es­te san­tua­rio; de he­cho, si es­tu­vie­ra per­mi­ti­do, se­gu­ro que ten­drían el ga­na­do vi­vo en la mis­ma co­ci­na. Sus ham­bur­gue­sas de va­ca vie­ja ga­lle­ga con 40 días de ma­du­ra­ción y 180 gra­mos de pe­so te obli­ga­rán a lle­var es­pon­jas en los ca­rri­llos pa­ra con-

te­ner la sa­li­va­ción. La Mon­key Bur­ger (fo­to), con hue­vo fri­to, que­so ahu­ma­do, aros de ce­bo­lla, ma­yo­ne­sa de la ca­sa, sri­ra­cha y le­chu­ga, es la que cor­ta el ba­ca­lao. Ade­más, son ex­per­tos en cer­ve­za ar­te­sa­na y en en­tran­tes pe­ca­mi­no­sos. Una bo­ca­te­ría por­no­grá­fi­ca.

- 4De Pau­la

LA PICAÑA DE ESPAÑA Creu dels Mo­lers, 65

Una de mis ham­bur­gue­se­rías fa­vo­ri­tas. Me ti­ra su as­cen­den­cia bra­si­le­ña, tra­du­ci­ble en el amor que pro­fe­sa por la picaña, la pun­ta de la cu­la­ta de la ter­ne­ra (más tier­na que un marsh­ma­llow). Me atrae su as­pec­to de bur­ger de ba­rrio: pe­que­ño, in­for­mal y pa­ra to­dos los bol­si­llos. Ade­más, el pan de Da­niel Jor­dà y En­ric Flor es de la má­xi­ma ca­li­dad, se tues­ta en el cie­lo y lle­ga a la Tie­rra con una tex­tu­ra sen­sual­men­te es­pon­jo­sa. Men­ción es­pe­cial pa­ra la hip­nó­ti­ca bra­sa de car­bón que bron­cea los óva­los de car­ne, es­tric­ta­men­te pe­sa­dos y picados a mano. Y ví­to­res pa­ra la Co­pa­ca­ba­na (fo­to), con pan de cer­ve­za ne­gra, ce­bo­lla, to­ma­te, moz­za­re­lla cu­ra­da, le­chu­ga y una de­li­cio­sa ma­yo­ne­sa de la ca­sa. Por cier­to, ya que es­ta­mos, ma­zor­ca a la bra­sa, bi­rra ar­te­sa­na y bra­vas de la ca­sa de acom­pa­ña­mien­to pa­ra ba­jar­le los hu­mi­tos a tu die­tis­ta: es­ta no­che man­das tú.

- 5 La Real Ham­bur­gue­se­ría LA VA­CA QUE RÍE Va­lèn­cia, 285

¿Két­chup de pi­qui­llo y alio­li de ajos asa­dos co­mo sal­sas? To­ma, cla­ro. ¿Y su Chee­se­bur­ger clá­si­ca? An­to­ló­gi­ca. En la Real Ham­bur­gue­se­ría han con­se­gui­do un ar­te­fac­to adic­ti­vo, una hamburguesa que re­cuer­da al mo­de­lo americano, con pan de brio­che, el pun­to bas­tan­te mar­ca­do y va­rias ex­ca­va­do­ras lle­nas de ched­dar. Son bo­ca­di­llos ro­bus­tos, com­pac­tos. La rue­da de car­ne se ci­ñe a la si­lue­ta del ar­te­fac­to, que no se con­vier­te en ba­su­ra es­pa­cial al se­gun­do mor­dis­co. Ope­ran con tier­ní­si­mos men­hi­res de picaña de 180 gra­mos, in­gre­dien­tes de ca­li­dad y una su­cin­ta car­ta en la que se atre­ven con ideas tan bri­llan­tes co­mo la pan­ta­grué­li­ca Ra­clet­te (fo­to), con dos to­ne­la­das de que­so ra­clet­te ver­ti­do en trom­ba so­bre el va­cuno. ¡Boom! Y des­pués te lim­pias los mo­rros con ese aná­li­sis mé­di­co que te de­cía no sé qué del co­les­te­rol.

- 6 Lo­mo Al­to/ Lo­mo Ba­jo PLEASED TO MEAT YOU Ara­gó, 283-285

«Te­ne­mos en­tre ma­nos la me­jor car­ne del mun­do», ase­gu­ran. No es fan­fa­rro­ne­ría. Prue­ba su tar­tar roll de buey y ve­rás que es­te san­tua­rio cár­ni­co li­de­ra­do por Car­les Te­je­dor so­lo acep­ta chi­cha de la más al­ta al­cur­nia. Pe­ro no todo son chu­le­to­nes; su car­ta de rolls, pe­pi­tos y ham­bur­gue­sas cuen­ta con un ma­ra­vi­llo­so apar­ta­do de burgers pa­ra si­ba­ri­tas. Ar­ma­das con pan Bret­zel, re­for­za­das con in­gre­dien­tes de ca­li­dad y la me­jor car­ne ima­gi­na­ble, sus com­pac­tas burgers son pie­zas per­fec­ta­men­te en­sam­bla­das, re­bo­san­tes de ju­go y sabor. La Si­ba­ri­ta (fo­to), con foie y man­za­na, pi­de a gri­tos que le pon­gas un pi­so, y si ya te han pa­ga­do ese ar­tícu­lo que es­cri­bis­te en el 2009, por 14 eu­ra­zos te co­mes la Su­prem, con au­tén­ti­ca car­ne de buey. Des­pués de es­to, el Big Mac te sa­brá a hez de woo­kie.

- 7San­ta Burg

ES UNA EX­PE­RIEN­CIA RE­LI­GIO­SA Va­lèn­cia, 273 / Va­lles­pir, 51

En San­ta Burg tra­tan la hamburguesa co­mo si fue­ra una ta­lla sa­cra. La mi­nu­cio­si­dad, la pa­sión por el de­ta­lle y el afán por me­jo­rar el pro­duc­to han con­ver­ti­do es­ta ca­sa en uno de los re­cli­na­to­rios pa­ra los cre­yen­tes del bur­ger gur­met. Po­llo,

cer­do, sal­món… Me­ten cual­quier co­sa en­tre pa­nes y lo ha­cen con ar­te, pe­ro bri­llan en su apar­ta­do de ham­bur­gue­sas de va­ca vie­ja. Bai­la­rás con pie­zas de 150 gra­mos, arro­pa­das por pa­ne­ci­llos de mu­cha ca­li­dad y ben­de­ci­das por la in­ven­ti­va del chef Allain Guiard, el crea­dor del in­ven­to. La San­ta Ro­yal (fo­to), con bei­con, ce­bo­lla, le­chu­ga, to­ma­te y ma­yo­ne­sa de mos­ta­za, es mi dro­ga fa­vo­ri­ta, es­pe­cial­men­te si la pi­do con el su­ple­men­to Ten­dón Light: la gra­sa de la car­ne se sus­ti­tu­ye por ten­dón de va­ca, que se des­ha­ce con el ca­lor y le con­fie­re la gus­to­sa ur­dim­bre de una es- pon­ja. Magia.

- 8Bres­tau­rant CAR­NE TRÉMULA Ros­se­lló, 24 www.bres­tau­rant­bar­ce­lo­na.com

Bbur­ger ha evo­lu­cio­na­do y se ha con­ver- ti­do en Bres­tau­rant, más es­pa­cio­so y con platos co­mo el chu­le­tón de ru­bia ga­lle­ga ma­du­ra­da, un bi­cha­rra­co que te vi­si­ta­rá en sue­ños. Ob­via­men­te, po­drás pe­dir las cé­le­bres burgers de la ca­sa: pa­ne­ci­llo tos- ta­do muy con­sis­ten­te y ro­da­jas de 150 gra­mos de ju­go­so bo­vino, con un pun­to per­fec­to en la bra­sa. La di­va es la B-da­lí, con ce­bo­lla con­fi­ta­da y un pe­drus­co de foie que ha­ría bai­lar trap a Ge­rard De­par- dieu. No obs­tan­te, mi fa­vo­ri­ta es la Dol- ce Vi­ta: un gui­ja­rro de va­cuno en­vuel­to en ched­dar, con ca­ma de bei­con y ce­bo- lla cru­jien­te en tem­pu­ra con mer­me­la­da de to­ma­te. Ár­ma­te has­ta los dien­tes si vas en gru­po: hay cu­chi­lla­das por las in­creí- bles pa­ta­tas fri­tas.

- 9 - Foc i Oli CO­MO EN CA­SA Ari­bau, 91 www.fo­cio­li.com

Si no es­pa­bi­las, co­me­rás en la ca­lle. Street food li­te­ral. He ne­ce­si­ta­do va­rios in­ten­tos pa­ra co­ger si­tio en es­ta ca­ja de ce­ri­llas, pe­ro a Foc i Oli no vas a pro­bar mue­bles, co­mo en Ikea, sino a cul­ti­var mi­che­lín in­vo­can­do al ya le­gen­da­rio Chi­vi­to, con en­tre­cot de ter­ne­ra, bei­con, ja­món, que­so gou­da y otras lin­de­zas em­bu­ti­das en pan de brio­che. Tam­bién fa­bri­can ham­bur­gue­sas con pe­di­grí y quie­ren que te se­pan co­mo he­chas en ca­sa. Sus grue­sos burgers, con 180 gra­mos de ter­ne­ra pu­ra y el pun­to san­gran­te per­fec­to, son mi­nu­cio­sos, de­li­ca­dos, pe­ro al mis­mo tiem­po pre­sen­tan el en­can­to de la car­ne ma­ni­pu­la­da y pi­ca­da ar­te­sa­nal­men­te en ca­sa. Y mo­la. El pa­ne­ci­llo rús­ti­co y las pa­ta­tas (pe­que­ñas y cor­ta­das a mano) con­tri­bu­yen a co­lo­rear la at­mós­fe­ra ca­se­ra.

- 10 Chi­vuo’s

SI­GA A ESA HAMBURGUESA Va­lèn­cia, 204 / Pin­tor For­tuny, 15 To­rrent de l’olla, 175

Ar­te­rias en Def­con 3: es­ta­mos en Chi­vuo’s. En es­te oa­sis de cer­ve­za ar­te­sa­na y bo­ca­di­llos es­tra­tos­fé­ri­cos (Philly Chee­se Steak obli­ga­to­rio) se es­con­den unas ham­bur­gue­sas con acen­to yan­qui que son pu­ra lu­ju­ria. La Chi­vuo’s es per­fec­ta: brio­che tos­ta­do, ter­ne­ra de ca­li­dad con el pun­to per­fec­to, con­fi­tu­ra de ce­bo­lla, le­chu­ga, pro­vo­lo­ne y unas lon­chas de bei­con del gro­sor de un fo­lio que te de­jan sin alien­to. Por cier­to, las pa­ta­tas, que sean con la po­ten­te sal­sa de la ca­sa; ya te pe­di­rás sa­ca­ri­na pa­ra el cor­ta­do.

- 11 Bro HER­MA­NOS CARNALES Ba­luard, 34 / Còr­se­ga, 562

Todo lo que en­gu­lles en Bro es ar­te­sa­nal, des­de los pa­ne­ci­llos has­ta sus tre­men­das ham­bur­gue­sas de 200 gra­mos: va­cuno top, con un pun­to son­ro­sa­do per­fec­to. En Bro no es­tán pa­ra ton­te­rías: sus bo­ca­di­llos ar­gen­ti­nos de mi­la­ne­sa o ter­ne­ra triun­fan por­que son tan ho­nes­tos co­mo de­li­cio­sos. Y ajus­ta­dos en sus pre­cios: pa­gar 6 eu­ros por una chee­se­bur­ger de tan­ta ca­li­dad es inau­di­to. ¿In­ven­to fa­vo­ri­to? La bur­ger con pro­vo­lo­ne y to­ma­tes se­cos (fo­to). ¿Un con­se­jo? Cau­te­la con sus pa­ta­tas fri­tas: dro­ga du­ra sin cor­tar.

- 12 La Ca­pi­tal GULA EN SANT ANTONI Flo­ri­da­blan­ca, 79

Cua­tro va­rian­tes de pa­ne­ci­llos ar­te­sa­nos. Ham­bur­gue­sas de ter­ne­ra pi­re­nai­ca o, por un pre­cio más ele­va­do, tier­ní­si­mos dis­cos de wag­yu. La Ca­pi­tal jue­ga en dos li­gas cár­ni­cas pe­ro en am­bas ofre­ce ca­li­dad y can­ti­dad (200 gra­ma­zos de ter­ne­ra en ca­da bo­ca­di­llo). Lo pe­ta la hamburguesa Los Án­ge­les, con pan de cer­ve­za, bei­con, chut­ney de to­ma­te y ce­bo­lla ca­ra­me­li­za­da. Y pa­ra los cam­peo­nes, la Pam­plo­na (fo­to), con gru­ye­re, ma­yo­ne­sa de ajo ne­gro, hue­vo fri­to, chis­to­rra y ce­bo­lla ca­ra­me­li­za­da: el me­jor an­ti­de­pre­si­vo de Sant Antoni. —

·

"

$

/

&

%

(

)

A

C

B

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.