Fren­te ‘an­ti­bre­xit’ en Es­pa­ña

Una bri­tá­ni­ca re­si­den­te en la lo­ca­li­dad cas­te­llo­nen­se de Al­co­cé­ber lle­va a jui­cio la sa­li­da del Reino Uni­do de la Unión Eu­ro­pea Wil­son as­pi­ra a que se des­le­gi­ti­me el re­fe­rén­dum y a que se reali­ce otro

El Periódico Extremadura - - INTERNATIONAL - NA­CHO HE­RRE­RO epex­tre­ma­du­ra@el­pe­rio­di­co.com AL­CO­CÉ­BER MI­GUEL LO­REN­ZO

Su­san Wil­son no ol­vi­da­rá la no­che del 23 de ju­nio del 2016, la del re­fe­rén­dum del bre­xit. «So­bre la una em­pe­cé a te­ner un mal pre­sen­ti­mien­to. Es­tu­ve to­da la no­che es­pe­ran­do al­go que lo cam­bia­ra to­do, pe­ro nun­ca lle­gó. A las seis, cuan­do anun­cia­ron los re­sul­ta­dos, es­ta­ba ha­blan­do con una ami­ga que es­ta­ba allí y es­tá­ba­mos las dos llo­ran­do, sin po­der creer lo que pa­sa­ba», re­me­mo­ra pa­ra es­te dia­rio es­ta in­gle­sa que lle­va 11 años afin­ca­da en Es­pa­ña y que des­de Al­co­cé­ber (Cas­te­llón) li­de­ra una denuncia con­tra la pri­me­ra ministra, The­re­sa May, con la que sue­ñan fre­nar el pro­ce­so de sa­li­da de la UE.

Cuen­ta Wil­son que an­tes de esa vo­ta­ción nun­ca le in­tere­só la po­lí­ti­ca y que des­pués, «tras tres se­ma­nas en shock», se unió a Bre­main in Spain (una aso­cia­ción de in­gle­ses en Es­pa­ña por la per­ma­nen­cia). En sep­tiem­bre ya es­ta­ba al man­do.

El ar­gu­men­to

La denuncia que fir­ma se ba­sa en el dic­ta­men de la co­mi­sión elec­to­ral que con­fir­mó que la cam­pa­ña por la sa­li­da su­peró el pre­su­pues­to que te­nía (por lo que creen que el re­sul­ta­do de la vo­ta­ción es cues­tio­na­ble) y apun­ta a que May em­pe­zó a ne­go­ciar cons­cien­te de las irre­gu­la­ri­da­des. «En los pró­xi­mos días, el tri­bu­nal debe de­ci­dir si va­mos a jui­cio y cree­mos que va a fa­llar a fa­vor nues­tro», afir­ma.

As­pi­ran a que la jus­ti­cia des­le­gi­ti­me aque­lla vo­ta­ción e in­clu­so que pi­da otra, co­mo re­cla­ma la ini­cia­ti­va. «La opi­nión pú­bli­ca ha cam­bia­do por­que se ha pro­ba­do que la cam­pa­ña por el bre­xit que­bran­tó las le­yes y por­que las ne­go­cia­cio­nes van muy mal. Di­je­ron que se­ría me­jor es­tar fue­ra que den­tro, a los seis me­ses de­cían que se­ría igual, des­pués de otros seis me­ses que se­ría igual pe­ro ha­bría que es­pe­rar y aho­ra ya hay quien di­ce que cos­ta­rá 50 años pe­ro que val­drá la pe­na».

Di­ce Wil­son que nun­ca ha tra­ba­ja­do «tan­tas ho­ras» co­mo en es­tos dos años. «No he te­ni­do un día li­bre des­de no­viem­bre», apun­ta. Es­te aje­treo le lle­va a via­jar a me­nu­do a Lon­dres y Bru­se­las, don­de di­ce que «en los úl­ti­mos días el am­bien­te ha cam­bia­do». «Hay más es­pe­ran­za de que al fi­nal no ha­brá bre­xit. To­do el mun­do me di­ce que la puer­ta es­tá aún abier­ta. No quie­ren que nos va­ya­mos y si hay una vía de­mo­crá­ti­ca, y un re­fe­rén­dum lo es, se­re­mos bien­ve­ni­dos pa­ra que­dar­nos. Es­ta­rán en­fa­da­dos, pe­ro nos per­do­na­rán. Eso sí, no po­drá ha­ber más pe­ti­cio­nes, ten­dre­mos que ser muy bue­nos eu­ro­peos» cuen­ta.

Sin acuer­do con la UE, cree que en la vo­ta­ción en el Par­la­men­to bri­tá­ni­co, el bre­xit se fre­na­ría y lle­va­ría a otra con­sul­ta o a elec­cio­nes. Pe­ro cree que pa­sa­rá lo mis­mo con cual­quier ti­po de acuer­do «por­que no hay ma­yo­rías su­fi­cien­te pa­ra sa­car­los ade­lan­te». Tam­po­co el plan

Che­quers de May. «Ha si­do re­cha­za­do por la UE y a na­die le gus­ta en Gran Bre­ta­ña; a la ex­tre­ma de­re­cha, por no ser du­ro, y a la iz­quier­da, por ser­lo de­ma­sia­do», re­su­me.

«De­re­chos en ries­go»

Wil­son di­ce que en Gran Bre­ta­ña no preo­cu­pa mu­cho el fu­tu­ro del 1,2 mi­llo­nes de com­pa­trio­tas que vi­ven en otros paí­ses de la UE por­que pien­san que se ga­na­ron la in­cer­ti­dum­bre al emi­grar. Ella per­ci­be que to­dos sus de­re­chos «es­tán en ries­go». «Cier­tas co­sas han si­do acor­da­das, pe­ro no hay acuer­do has­ta que no hay acuer­do en to­do. No hay ga­ran­tías de na­da. So­mos mer­can­cía», ad­mi­te.

Re­la­ta que ella y sus com­pa­trio­tas es­tán se­gu­ros de que Es­pa­ña no les echa­ría, pe­ro no des­car­ta que mu­chos tu­vie­ran que ir­se por cues­tio­nes eco­nó­mi­cas. La caí­da de la li­bra, que va­le 40 cén­ti­mos me­nos que ha­ce tres años, res­ta va­lor a sus pen­sio­nes, qui­zá ten­gan que pa­gar más por la sanidad y, so­bre to­do, sus jó­ve­nes ten­drían di­fi­cul­ta­des pa­ra ha­cer ne­go­cios sin li­ber­tad de mo­vi­mien­tos y ca­pi­ta­les. Re­mar­ca que, con­tra la creen­cia po­pu­lar, so­lo el 25% de bri­tá­ni­cos que vi­ven en Es­pa­ña son ju­bi­la­dos.

Denuncia que se tra­te «co­mo mer­can­cía» a los 1,2 mi­llo­nes de bri­tá­ni­cos en la UE

Fir­me Su­san Wil­son, pre­si­den­ta de Bre­main in Spain, el pa­sa­do mar­tes en la pla­ya de Al­co­cé­ber.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.