LOS 5 CA­SOS MÁS RE­CIEN­TES EN KIR­GUIS­TÁN

La ca­suís­ti­ca en es­ta re­pú­bli­ca es in­men­sa. En to­tal, y abar­can­do des­de el año 1910, con­ta­bi­li­za­mos unos 70 ca­sos. Ex­po­ne­mos bre­ve­men­te los más re­cien­tes:

Enigmas - - ANOMALÍA -

Año 2000 Asen­ta­mien­to nó­ma­da en una pro­vin­cia de Naryn. Una fa­mi­lia no­ta de re­pen­te có­mo sus ca­ba­llos y de­más ani­ma­les do­més­ti­cos en­tran en pá­ni­co. Los pe­rros se re­fu­gian den­tro de la yur­ta –gran ca­se­ta des­mon­ta­ble– y se oye un ala­ri­do cer­cano. El pa­dre de fa­mi­lia sa­le a la os­cu­ri­dad con su lin­ter­na, pa­ra ilu­mi­nar unos ojos, co­lo­ca­dos co­mo a dos me­tros del sue­lo, que res­plan­de­cen mis­te­rio­sa­men­te en la no­che.

Año 2007 Ca­za­dor en el va­lle de Ar­pa. Un ex­per­to ca­za­dor di­vi­sa a unos 200 me­tros un ser pe­lu­do, en­cor­va­do, de pe­la­je ma­rrón os­cu­ro. Le re­cuer­da a una per­so­na con ex­tra­ñas di­fe­ren­cias. Re­suel­ve dis­pa­rar al ai­re pa­ra ad­ver­tir­le. El ser des­apa­re­ce de ma­ne­ra ágil. Las hue­llas ha­lla­das son co­mo las de un hu­mano adul­to, la es­ta­tu­ra de la cria­tu­ra cal­cu­la­da en torno a 1,7 me­tros. El ca­za­dor iden­ti­fi­ca en una guía de cam­po al Ho­mo pon­goi­des de Heu­vel­mans co­mo la cria­tu­ra di­vi­sa­da.

Año 2008 Va­rios tes­ti­gos en la pro­vin­cia de Ta­las. Un gru­po de es­ca­la­do­res es en­via­do a un va­lle mon­ta­ño­so pa­ra res­ca­tar a un mon­ta­ñe­ro caí­do de ma­ne­ra mis­te­rio­sa. Uno de los res­ca­ta­do­res hu­ye des­pa­vo­ri­do al vis­lum­brar en una cue­va cer­ca­na al ac­ci­den­te un ser pe­lu­do y enorme que emi­te so­no­ras vo­ca­li­za­cio­nes.

Año 2013 Asen­ta­mien­to pró­xi­mo a Ka­zar­man. Va­rios cor­de­ros son ha­lla­dos con el crá­neo abier­to y el ce­re­bro ex­traí­do. En años si­guien­tes se en­cuen­tran al­gu­nos ani­ma­les de igual ma­ne­ra. ¿Ob­ten­ción de ali­men­tos ri­cos en pro­teí­nas? ¿Hem­bra pre­ña­da? Año 2015 Per­so­nal de la re­ser­va na­tu­ral de la Pro­vin­cia de Naryn. Va­rias hue­llas bien de­fi­ni­das son ha­lla­das en una re­mo­ta por­ción del par­que. És­te cuen­ta con un eco­sis­te­ma prís­tino don­de abun­da to­da cla­se de ani­ma­les. Los tes­ti­gos es­tán más que fa­mi­lia­ri­za­dos con la fau­na lo­cal co­mo osos o lo­bos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.