LOS FE­LI­CES AÑOS 20

Pa­ra sen­tar una bue­na ba­se de cui­da­dos que nos acom­pa­ñen to­da la vi­da, es im­por­tan­te se­guir des­de jo­ven una ru­ti­na bá­si­ca de belleza. Te con­ta­mos los tra­ta­mien­tos re­co­men­da­dos pa­ra las vein­tea­ñe­ras.

Esthetic World - - Dossier -

po­dría pen­sar­se que los pro­ble­mas fa­cia­les y cor­po­ra­les en la dé­ca­da de los 20 años son inexis­ten­tes. Sin em­bar­go, fac­to­res co­mo la con­ta­mi­na­ción, el ex­ce­so de sol, una ali­men­ta­ción de­fi­cien­te y no de­ma­sia­do equi­li­bra­da, el ta­ba­co, la fal­ta de sue­ño, el es­trés y las hor­mo­nas, pue­den ha­cer que la piel no luz­ca to­do lo radiante que de­be­ría en es­ta edad. Es, ade­más, el mo­men­to de sen­tar una bue­na ba­se de cui­da­dos que acom­pa­ñen to­da la vi­da y con­si­gan una piel de ca­li­dad en el fu­tu­ro. Pa­ra ello, es ne­ce­sa­ria una pri­me­ra vi­si­ta al cen­tro de es­té­ti­ca pa­ra pau­tar unas ru­ti­nas de tra­ta­mien­to, tan­to en el ros­tro co­mo en el cuer­po, y re­ci­bir el con­se­jo es­pe­cia­li­za­do pa­ra ha­cer­lo de la me­jor ma­ne­ra.

Si bien es una edad en la que el ac­né pue­de ser un pro­ble­ma re­cu­rren­te y las pie­les sue­len te­ner una ten­den­cia gra­sa, no se pue­de ha­blar de unas ca­rac­te­rís­ti­cas ge­ne­ra­les. Na­die co­mo un pro­fe­sio­nal es­pe­cia­lis­ta en el cui­da­do de la piel pa­ra guiar a la jo­ven, iden­ti­fi­car su ti­po de piel y ase­so­rar­le so­bre los pro­duc­tos y ru­ti­nas es­pe­cí­fi­cas más ade­cua­dos. Ha­brá que de­ter­mi­nar si la piel es gra­sa, mix­ta o se­ca, y en fun­ción de eso adap­tar el "ABC" de la ru­ti­na fa­cial y los bá­si­cos del cui­da­do de la piel a cualquier edad, pe­ro que de­ben es­ta­ble­cer­se en es­ta dé­ca­da de ma­ne­ra dia­ria y co­rrec­ta.

La lim­pie­za dia­ria, un cui­da­do im­pres­cin­di­ble

Hi­gie­ne, hi­dra­ta­ción y pro­tec­ción se­rán los tres pa­sos im­pres­cin­di­bles pa­ra lu­cir una piel siem­pre sa­na. La lim­pie­za dia­ria es prio­ri­ta­ria, ya sea con le­che, cre­ma o gel ja­bo­no­so (el cen­tro pau­ta­rá el pro­duc­to más ade­cua­do) pa­ra con­se­guir que el ros­tro que­de per­fec­ta­men­te lim­pio y li­bre de ma­qui­lla­je o de cualquier otra im­pu­re­za. La elec­ción del tó­ni­co ade­cua­do ayu­da­rá a rea­li­zar una hi­gie­ne ex­haus­ti­va de la piel, pe­ro ¿de­be uti­li­zar­se un tó­ni­co con o sin al­cohol? ¿Lo pa­sa­mos a gol­pe­ci­tos o arras­tran­do? De­pen­de­rá del ti­po de piel y sus ne­ce­si­da­des, pe­ro a esas eda­des, una gran ma­yo­ría, tan­to chi­cas co­mo chi­cos, ne­ce­si­tan un tó­ni­co con al­cohol y la for­ma ade­cua­da de apli­car­lo es im­preg­nan­do el pro­duc­to en un al­go­dón y arras­tran­do.

Una bue­na cre­ma hi­dra­tan­te apor­ta­rá los ac­ti­vos ne­ce­sa­rios pa­ra que la piel es­té con­for­ta­ble y equi­li­bra­da. A los 20 acos­tum­bran a gus­tar las tex­tu­ras oilfree, y se­gún se acer­ca la dé­ca­da de los 30, se­rá el mo­men­to de em­pe­zar a in­tro­du­cir otros prin­ci­pios ac­ti­vos. Por su­pues­to no de­be fal­tar la pro­tec­ción so­lar, in­clu­so en in­vierno. No ol­vi­de­mos que la piel tie­ne me­mo­ria y los cui­da­dos que ten­ga­mos con ella en nues­tra ju­ven­tud se­rán re­fle­jo el día de ma­ña­na.

Tra­ta­mien­tos en ca­bi­na

Con es­tos cui­da­dos bá­si­cos per­fec­ta­men­te apren­di­dos, siem­pre es re­co­men­da­ble rea­li­zar de­ter­mi­na­dos tra­ta­mien­tos fa­cia­les en ca­bi­na. Se acon­se­ja una lim­pie­za fa­cial pro­fe­sio­nal, apro­xi­ma­da­men­te ca­da tres me­ses, y coin­ci­dien­do más o me­nos con el cam­bio de es­ta­ción, fun­da­men­tal pa­ra oxi­ge­nar la piel y pa­ra que el pro­fe­sio­nal vea la evo­lu­ción del ros­tro y pue­da ir re­co­men­dan­do lo más con­ve­nien­te en ca­da mo­men­to. Es la me­jor ma­ne­ra de lle­var un se­gui­mien­to del es­ta­do de la piel. Una op­ción es el tra­ta­mien­to va­por-ozono, el ba­ño de pa­ra­fi­na o una cre­ma ener­gé­ti­ca pa­ra la ex­trac­ción ma­nual de im­pu­re­zas. De es­ta ma­ne­ra com­pen­sa­mos las fun­cio­nes de la piel y la cal­ma­mos, de­ján­do­la radiante.

Un tra­ta­mien­to pa­ra ca­da piel

De­pen­dien­do del ti­po de piel, las pro­fe­sio­na­les re­co­men­da­rán un tra­ta­mien­to es­pe­cí­fi­co u otro. Por nor­ma ge­ne­ral, to­das las pie­les ne­ce­si­tan mantener el equi­li­brio hí­dri­co, por eso un tra­ta­mien­to que hi­dra­te y ali­vie la piel de ti­ran­te­ces se­rá per­fec­to pa­ra es­ta edad. En las pie­les mix­tas se re­co­mien­da un tra­ta­mien­to ma­ti­fi­can­te: apor­ta hi­dra­ta­ción pe­ro a la vez re­gu­la la pro­duc­ción de las glán­du­las se­bá­ceas, evi­tan­do que se for­men pun­tos ne­gros y, so­bre to­do, equi­li­bran­do es­te ti­po de pie­les que a ve­ces se irri­tan con fa­ci­li­dad. En las pie­les más pro­ble­má­ti­cas, con ten­den­cia ac­nei­ca, de­be­mos rea­li­zar una re­vi­sión cons­tan­te pa­ra vi­gi­lar la evo­lu­ción y evi­tar que esa ten­den­cia de­ri­ve en ac­né. En aque­llas pie­les muy apa­ga­das, co­mo las de las fu­ma­do­ras, aque­llas que pe­se a la ju­ven­tud se han ex­pues­to al sol en ex­ce­so o las pie­les que han su­fri­do ac­né, es re­co­men­da­ble rea­li­zar dos ve­ces al año (pri­ma­ve­ra y oto­ño) un pee­ling con áci­do sa­li­cí­li­co que co­rri­ja pe­que­ñas man­chas, las se­cue­las del ac­né e ilu­mi­nen la piel.

Cui­da­dos cor­po­ra­les

A ni­vel cor­po­ral, en es­ta fran­ja de edad los pro­ble­mas tam­bién son po­cos y vie­nen cau­sa­dos, ge­ne­ral­men­te, por una ma­la ali­men­ta­ción, por el se­den­ta­ris­mo de tan­tas ho­ras de es­tu­dio y por una vi­da

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.