Ten­den­cias cos­mé­ti­cas

¿Có­mo se­rá la cos­mé­ti­ca del fu­tu­ro? ¿Qué pro­duc­tos triun­fa­rán en el sec­tor? Ana­li­za­mos las úl­ti­mas ten­den­cias pa­ra co­no­cer có­mo evo­lu­cio­na el mercado de la be­lle­za.

Esthetic World - - Sumario - PILAR ROL­DÁN Téc­ni­ca Es­pe­cia­lis­ta en Ima­gen Per­so­nal. De­par­ta­men­to de Ima­gen Atres­me­dia (An­te­na 3 TV y La Sex­ta). www.pi­li­rol­dan.web­no­de.es pi­li­rol­dan@ho­tmail.com

to­das que­re­mos lu­cir un ros­tro es­pec­ta­cu­lar. Nos gus­ta arries­gar con los nue­vos to­nos más atre­vi­dos que son ten­den­cia y pro­bar las no­ve­da­des más ex­clu­si­vas de cos­mé­ti­ca, en de­fi­ni­ti­va, ¡nos en­can­ta ir ma­qui­lla­das a la úl­ti­ma mo­da!

La cos­mé­ti­ca avan­za a pa­sos agi­gan­ta­dos. Las ten­den­cias cam­bian cons­tan­te­men­te y es pri­mor­dial que las pro­fe­sio­na­les de la be­lle­za to­men bue­na no­ta de ellas. De­be­mos es­tar al co­rrien­te de los avan­ces en los pro­duc­tos de es­té­ti­ca y es­tar al día de qué es­ti­los, to­nos y cos­mé­ti­cos son un must de tem­po­ra­da pa­ra así ase­so­rar a las clien­tas del cen­tro y que es­tas pue­dan ir a la úl­ti­ma.

La ten­den­cia ac­tual es la de ros­tros más sua­ves, lu­mi­no­sos y aniña­dos, de­jan­do siem­pre un aca­ba­do de efec­to na­tu­ral. Las fir­mas de cos­mé­ti­ca es­to lo sa­ben y por ello ca­da vez más apa­re­cen nue­vos pro­duc­tos que des­ta­can por sus com­po­nen­tes na­tu­ra­les y por el res­pe­to al me­dioam­bien­te. Por to­do ello, nos en­con­tra­mos an­te un mercado de cos­mé­ti­ca na­tu­ral y eco­ló­gi­co que es­tá en pleno au­ge.

Los pro­duc­tos bio

El ma­qui­lla­je bio se en­cuen­tra den­tro de es­ta ten­den­cia ha­cia to­do lo eco­ló­gi­co. A pe­sar de que a la cos­mé­ti­ca na­tu­ral aún le que­da mu­cho ca­mino por re­co­rrer, es­ta em­pie­za a te­ner una pre­sen­cia muy im­por­tan­te en el sec­tor de la be­lle­za pro­fe­sio­nal.

Exis­te una fal­sa creen­cia en­tre al­gu­nos con­su­mi­do­res de que, al tra­tar­se de pro­duc­tos to­tal­men­te na­tu­ra­les, es­tos es­tán ex­pues­tos a una des­com­po­si­ción mu­cho ma­yor y más rá­pi­da que un cos­mé­ti­co tra­di­cio­nal. Pue­den caer en la sen­sa­ción de que, al no con­te­ner pro­duc­tos sin­té­ti­cos, co­mo en el ca­so del co­lor es­pe­cial­men­te, los pig­men­tos de es­tos cos­mé­ti­cos eco­ló­gi­cos pue­den per­der fuer­za y ofre­cer, en con­se­cuen­cia, un re­sul­ta­do fi­nal que no sea tan sa­tis­fac­to­rio co­mo los con­se­gui­dos con los pro­duc­tos nor­ma­les o tra­di­cio­na­les.

Los fa­bri­can­tes de cos­mé­ti­ca na­tu­ral pro­du­cen un em­pa­que­ta­do o en­va­se re­ci­cla­bles, por lo que de­ben ade­más com­pe­tir con la ex­clu­si­vi­dad y el lu­jo que mu­chas fir­mas de al­ta cos­mé­ti­ca lu­cen en los pac­ka­gings de sus pro­duc­tos.

Asi­mis­mo, es­tán apa­re­cien­do pro­duc­tos de du­do­so ori­gen eco­ló­gi­co, por ello, y pa­ra ga­ran­ti­zar que el pro­duc­to es de ori­gen bio, los cos­mé­ti­cos na­tu­ra­les de­ben te­ner la eti­que­ta que in­di­que la cer­ti­fi­ca­ción cos­mo­bio. En Es­pa­ña contamos con dos gru­pos pa­ra las cer­ti­fi­ca­cio­nes: Eco­cert y cos­mo­bio. Las dos son acep­ta­das, pe­ro a la vez, tie­nen cri­te­rios di­fe­ren­tes.

El na­ci­mien­to de nue­vas fir­mas

El ma­qui­lla­je del fu­tu­ro pa­sa, sin du­da, por la irrup­ción de nue­vas fir­mas, mu­cho más mo­der­nas y atrac­ti­vas, en­fo­ca­das tan­to pa­ra el pú­bli­co pro­fe­sio­nal, co­mo pa­ra el clien­te fi­nal y, so­bre to­do, con un en­fo­que es­pe­cial ha­cia las mu­je­res más jó­ve­nes, las con­su­mi­do­ras del fu­tu­ro. Por es­te mo­ti­vo ob­ser­va­mos que las nue­vas mar­cas de cos­mé­ti­ca des­pun­tan so­bre ma­ne­ra en­tre es­te pú­bli­co fe­me­nino e irrum­pen con fuer­za en las re­des so­cia­les, pla­ta­for­mas en las que ha­cen par­tí­ci­pes a las más jo­ven­ci­tas con­quis­tan­do tam­bién a las in­fluen­cers más po­pu­la­res.

En es­te ti­po de mercado, más in­no­va­dor, jo­ven y mo­derno, to­do lo que gi­ra en torno a la ima­gen del pro­duc­to co­bra un es­pe­cial pro­ta­go­nis­mo, pe­ro tam­bién se bus­ca una ca­li­dad bue­na y, so­bre to­do, que es­té al al­can­ce de to­do el mun­do.

En de­fi­ni­ti­va, ve­mos que el sec­tor de la be­lle­za vi­ve en una cons­tan­te evo­lu­ción y pre­ci­sa que las es­te­ti­cis­tas y es­ti­lis­tas se em­pa­pen de to­das las ten­den­cias ac­tua­les que le ase­gu­ren un buen éxi­to y re­sul­ta­do pro­fe­sio­nal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.