CURSO SO­BRE CÓS­MI­COS VA­GA­BUN­DOS

Geo - - GEONOTICIAS -

Los co­me­tas pro­ce­den de las pro­fun­di­da­des del es­pa­cio, ofre­cen un asom­bro­so es­pec­tácu­lo de lu­ces y vuel­ven a des­apa­re­cer. Y tie­nen mu­cho que apor­tar a la cien­cia: es­tán com­pues­tos del ma­te­rial de los pri­me­ros tiem­pos del sis­te­ma so­lar y lle­van va­lio­sas in­for­ma­cio­nes so­bre el na­ci­mien­to de los pla­ne­tas. Se es­pe­ra que en 2014 por pri­me­ra vez un ro­bot ate­rri­ce so­bre uno de los pe­da­zos helados.

LA ES­TRUC­TU­RA DE UN CO­ME­TA

El co­me­ta so­lo se ac­ti­va cuan­do es­tá cer­ca del Sol. Al ca­len­tar­se, des­pi­de ga­ses y pol­vo que en­vuel­ven y ocul­tan el nú­cleo for­man­do lo que se lla­ma “co­ma“. El vien­to so­lar y la pre­sión de la ra­dia­ción so­lar “so­plan” di­cho ma­te­rial en di­rec­ción opuesta al Sol y for­man dos co­las: una rec­tí­si­ma de par­tí­cu­las car­ga­das –io­nes– y otra li­ge­ra­men­te cur­va­da, de pol­vo.

¿DE DÓN­DE VIE­NEN LOS CO­ME­TAS?

Hay dos “re­ser­vo­rios” don­de gi­ran mi­les de mi­llo­nes de pe­da­zos helados de pol­vo: en el cin­tu­rón de Kui­per, si­tua­do al bor­de del sis­te­ma pla­ne­ta­rio, y más le­jos, en la nu­be de Oort. Un co­me­ta pue­de ser lan­za­do ha­cia el in­te­rior del sis­te­ma so­lar a cau­sa de una co­li­sión o por in­fluen­cias gra­vi­ta­to­rias.

MI­SIÓN RO­SET­TA

Des­de 2004, la son­da Ro­set­ta, de la Agen­cia Es­pa­cial Eu­ro­pea (ESA), via­ja rumbo al co­me­ta 67P/Chur­yu­mo­vGe­ra­si­men­ko. A bor­do: el ro­bot de ate­rri­za­je Phi­lae. Pa­ra ca­ta­pul­tar­se a la ór­bi­ta de 67P, Ro­set­ta ha so­bre­vo­la­do tres ve­ces la Tie­rra y una Mar­te pa­ra to­mar impulso gra­cias a la gra­ve­dad de los pla­ne­tas. La idea es que la son­da acom­pa­ñe al co­me­ta du­ran­te más de un año –des­de las re­gio­nes frías del sis­te­ma pla­ne­ta­rio has­ta el Sol y más allá– ob­ser­van­do su ac­ti­vi­dad de cer­ca.

CO­ME­TA 67P/CHUR­YU­MOV-GE­RA­SI­MEN­KO

pro­ce­de del cin­tu­rón de Kui­per. La tra­yec­to­ria del cuer­po ce­les­te, que mi­de tres por cin­co ki­ló­me­tros, pa­sa jun­to al Sol ca­da seis años y me­dio apro­xi­ma­da­men­te.

Phi­lae lle­va nue­ve ex­pe­ri­men­tos cien­tí­fi­cos a bor­do. El ro­bot de ate­rri­za­je pue­de ta­la­drar la su­per­fi­cie has­ta más de 20 cen­tí­me­tros de pro­fun­di­dad y rea­li­zar aná­li­sis quí­mi­cos de las mues­tras. Las cá­ma­ras pro­por­cio­nan imá­ge­nes pa­no­rá­mi­cas de la su­per­fi­cie del co­me­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.