GEO Sr. Rob­bers, ¿en qué es­pe­cies ha cons­ta­ta­do es­te en­tu­sias­mo por co­rrer? Rob­bers:

Geo - - GEO NOTICIAS -

Ade­más de en va­rias es­pe­cies de ra­to­nes, lo he­mos ob­ser­va­do so­bre to­do en ra­tas, y tam­bién ha ha­bi­do mu­chas ra­nas que han da­do un par de brin­cos en la rue­da. El ani­mal que más tiem­po es­tu­vo en ella fue un ca­ra­col, ca­si una ho­ra, pe­ro pro­ba­ble­men­te no cuen­ta: no cree­mos que el ani­mal ha­ya pues­to la rue­da en mo­vi­mien­to de for­ma cons­cien­te. Las rue­das gi­ra­to­rias pa­ra ra­to­nes se uti­li­zan en los la­bo­ra­to­rios des­de el si­glo XIX. Las in­ves­ti­ga­cio­nes so­bre los efec­tos del mo­vi­mien­to en la sa­lud son ab­so­lu­ta­men­te im­pen­sa­bles sin ellas. No obs­tan­te, hay crí­ti­cos que cues­tio­nan su em­pleo: creen que es­ta for­ma de co­rrer no es más que una reac­ción com­pul­si­va an­te la vi­da den­tro de una jau­la. Por tan­to, es­tas rue­das no me­di­rían lo ac­ti­vo que es un ani­mal sino so­lo su gra­do de neu­ro­sis.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.