LO QUE APREN­DI­MOS DE GIAN­NI

Glamour (Spain) - - Top -

De Gian­ni Versace se di­ce que re­es­cri­bió las re­glas de l a mo­da. Su vi­da, al ig ual que su ca­rre­ra pro­fe­sio - nal, f ue un ver­da­de­ro dra­ma con ten­den­cia al sen­sa­cio­na­lis­mo ya l as adic­cio­nes. “No creo en el buen g us­to”, de­cía el mo­dis­to ita­liano en re­la­ción a su es­ti­lo, tan ex­tra­va­gan­te co­mo re­co­no­ci­ble. El pa­sa­do mes de j ulio se cum­plían 20 años del ase­si­na­to del maes­tro ca­la­brés a ma­nos de An­drew Cu­na­nan, ase­sino en se­rie, g igo­ló y ca­me­llo que f ue acu­sa­do de per­te­ne­cer al a ma­fia ita­lia­na y que de­jó mul­ti­tud de in­ter­ro - gan­tes sobre un su­ce­so que inaug uró un nue­vo ca­pí­tu­lo, des­co­no­ci­do has­ta en­ton­ces, en la his­to­ria de la mo­da con­tem­po­rá­nea.

Un le­ga­do ex­tra­or­di­na­rio.

Fue Gian­ni el que acu­ñó el tér­mino post­mo­der­nis­mo. Sus co­lec­cio­nes eran una suer­te de per­fec­ta amal­ga­ma en­tre el fol­clo­re ita­liano, el pop art y el ar­te clá­si­co, un desafío cons­tan­te al sig­ni­fi­ca­do bur­gués de buen gus­to que ju­ga­ba te­me­ra­ria­men­te en los lí­mi­tes de lo es­té­ti­ca­men­te acep­ta­ble. Los es­tam­pa­dos ar­qui­tec­tó­ni­cos y ba­rro­cos, los ves­ti­dos mi­ni y las mu­je­res pro­vo­ca­do­ras, sin mie­dos ni in­se­gu­ri­da­des, con­for­man un le­ga­do que se­rá eterno.

La nue­va ver­sión del icó­ni­co Trunk Bag, de Marni.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.