ELLOS

Ant­hony David, un pí­vot con mu­cho flow.

GQ (Spain) - - Sumario - POR AL­BER­TO MO­RENO

Ape­sar de es­tar geo­mé­tri­ca­men­te si­tua­do en el cen­tro de to­das las mi­ra­das del pla­ne­ta basket, Ant­hony Da­vis (Chica­go, 1993) no pien­sa dar so­lu­ción de con­ti­nui­dad a su uni­ce­ja. "Las chi­cas siem­pre me es­ta­rían pre­gun­tan­do si me las de­pi­lo y de es­te mo­do quie­ren ju­gar con ellas o to­car­las, lo que su­po­ne un buen te­ma pa­ra con­ver­sar. Ade­más, que­da bien…". Fin de la dis­cu­sión. Si al­guien es ca­paz de ha­cer de la ne­ce­si­dad vir­tud, tie­ne nues­tro res­pe­to. Y no es la úni­ca vez, pues­to que en el ve­rano de 2012 (cuan­do aun no do­mi­na­ba los ta­ble­ros de to­do EE UU ni opo­si­ta­ba fe­roz­men­te pa­ra ha­cer­se con el MVP tras so­lo tres tem­po­ra­das NBA) com­par­tió Dream Team con Leb­ron Ja­mes, Ke­vin Du­rant o Ja­mes Har­den na­da más sa­lir de la uni­ver­si­dad. "Esa gen­te me to­mó ba­jo su ala sin que hu­bie­ra ju­ga­do un so­lo mi­nu­to como pro­fe­sio­nal, así que me sen­té a apren­der". Y va­ya que si apren­dió. A sus to­da­vía 21 años, Da­vis pa­sa por ser el hom­bre al­to más do­mi­nan­te de la li­ga. ¿Su te­cho? De mo­men­to no pa­ra de cre­cer. No, en se­rio, ya mi­de seis cen­tí­me­tros más de en­ver­ga­du­ra que en su tem­po­ra­da de roo­kie . ¡Po­dría co­ger­se en bra­zos a sí mis­mo!

Los lum­ber­se­xua­les­son ti­pos vi­ri­les que lo mis­mo van a un con­cier­to de Be­lle and Se­bas­tian que te ca­zan un ma­mut. Ca­mi­sa Bur­berry Lon­don, cor­ba­ta Bur­berry Pror­sum, pa­sa­dor de cor­ba­ta The Tie Bar y re­loj Bvlga­ri. El pe­lo tam­bién im­por­ta, aun­que sea sobr

EL CUA­DRO ES BE­LLO

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.