EL BUEN SA­BER HA­CER

GQ (Spain) - - De Firma -

Pa­ra Ch­ris­tia­ne Bö­mer, di­rec­to­ra ge­ne­ral de Wem­pe Jo­ye­ros Es­pa­ña, lo prin­ci­pal que un clien­te de­be per­ci­bir al atra­ve­sar el um­bral de su bou­ti­que en la ca­lle Se­rrano de Ma­drid es "que so­mos unos apa­sio­na­dos de nues­tro tra­ba­jo, nos en­can­ta po­der ayu­dar­le a en­con­trar aque­llo que real­men­te bus­ca. Que­re­mos que el clien­te se mar­che to­tal­men­te sa­tis­fe­cho. Cuan­do al­guien en­tra en una bou­ti­que Wem­pe en­cuen­tra uni­for­mi­dad, ya que nues­tra ima­gen es per­fec­ta­men­te re­co­no­ci­ble en cual­quier fi­lial del mun­do". Una at­mós­fe­ra que el pa­sa­do ma­yo tam­bién pu­do per­ci­bir­se en el es­pa­cio Rolex del Gran Pre­mio de Es­pa­ña de F1. So­bre la con­di­ción de Wem­pe co­mo uno de los po­cos, y muy ex­clu­si­vos, dis­tri­bui­do­res de Rolex en Es­pa­ña, Bö­mer apun­ta: "Es un ho­nor. Rolex es qui­zá la mar­ca más co­no­ci­da del mun­do. Nues­tra alian­za es só­li­da y vie­ne de le­jos; de 1953, cuan­do Hell­mut Wem­pe tra­jo los pri­me­ros Rolex a sus jo­ye­rías des­de Sui­za. Nues­tra fi­lo­so­fía de tra­ba­jo tie­ne mu­chí­si­mos pun­tos en co­mún: pro­fe­sio­na­li­dad, sa­ber ha­cer y bús­que­da cons­tan­te de so­lu­cio­nes pa­ra su­pe­rar los re­tos del mercado".

POR FRUE­LA ZU­BI­ZA­RRE­TA

A LAR­GO PLA­ZO Des­de 2013, Rolex es re­loj oficial y pa­tro­ci­na­dor mun­dial de la Fór­mu­la 1. Es­ta aso­cia­ción a lar­go pla­zo ga­ran­ti­za una es­tre­cha vin­cu­la­ción en­tre la fir­ma sui­za, el au­to­mo­vi­lis­mo y la velocidad.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.