Pa­sión co­rea­na

Pro­ba­mos el nue­vo in­qui­lino del seg­men­to de los de­por­ti­vos com­pac­tos: el Kia Pro_­cee'd GT. Es rá­pi­do, di­ver­ti­do y es­tre­na un di­se­ño a la al­tu­ra de los me­jo­res.

GQ (Spain) - - La Buena Vida -

Ana­die le sor­pren­de ya que Kia sea ca­paz de fa­bri­car co­ches de fac­tu­ra im­pe­ca­ble, ca­pa­ces de com­pe­tir con gi­gan­tes de la in­dus­tria como Volks­wa­gen. Pe­ro a al­gu­nos nos si­gue im­pac­tan­do el sal­to de ca­li­dad que ha ex­pe­ri­men­ta­do el di­se­ño de los vehícu­los de la mar­ca co­rea­na, obra del más que sol­ven­te Pe­ter Schre­yer.

Así, el resty­ling del C'eed es un ejer­ci­cio de es­ti­lo en la lí­nea de los me­jo­res com­pac­tos del Vie­jo Con­ti­nen­te. Los res­pon­sa­bles de Kia que­rían do­tar a es­te vehícu­lo de una ma­yor car­ga emo­cio­nal y pa­ra ello, apar­te de adap­tar­le el nue­vo lenguaje de di­se­ño de la fir­ma, le han agre­ga­do un aca­ba­do GT Li­ne que ape­te­ce con­du­cir con so­lo mi­rar­lo.

La ver­sión Pro_­cee'd GT no se con­for­ma con ves­tir­se esa piel de lobo, sino que se com­por­ta como tal. Gra­cias a su motor tur­bo de 204 CV y 265 Nm de par má­xi­mo, es ca­paz de ace­le­rar de 0 a 100 km/h en 7,6 se­gun­dos, lo que le in­tro­du­ce de lleno en el ex­clu­si­vo club de los GTI europeos. El vo­lan­te acha­ta­do por de­ba­jo, los asien­tos re­ca­ro de an­te, o el pe­da­lier de alu­mi­nio son otros de­ta­lles que com­ple­tan el as­pec­to ra­cing de la ca­rro­ce­ría –en la que des­ta­can el di­fu­sor tra­se­ro con do­ble es­ca­pe y el pa­ra­go­ples de­lan­te­ro con led cu­bi­to de hielo–.

Es­bueno,bo­ni­toy­ba­ra­to,ele­pí­to­me­de la com­pra in­te­li­gen­te. Y, có­mo no, te ofre­ce sie­tea­ños­de­ga­ran­tía.mar­ca­de­la­ca­sa.

Por al­gún mo­ti­vo, al­gu­nas de las pro­fe­sio­nes que más fo­bias sus­ci­tan en­tre la po­bla­ción es­tán re­la­cio­na­das con el exceso

de ma­qui­lla­je. Ahí tie­nes a los mi­mos, los pa­ya­sos o los su­per­vi­lla­nos de có­mic. Una mu­jer pin­ta­da como una puer­ta

no re­sul­ta atrac­ti­va ni sexy. Por el con­tra­rio, un que di­si­mu­la los de­fec­tos y re­sal­ta los pun­tos fuer­tes del ros­tro

de una mu­jer es un ar­ma de se­duc­ción ma­si­va.

Tal vez por ser uno de los tru­cos fe­me­ni­nos más po­pu­la­res en es­ta era de los hom­bres ten­de­mos a pen­sar mal cuan­do ve­mos que una chi­ca lle­ga con el ca­be­llo re­co­gi­do a una ci­ta. En­ten­de­mos que una mu­jer mul­ti­ta­rea no siem­pre tie­ne el tiem­po que desea­ría pa­ra cui­dar­se a sí mis­ma, pe­ro el pelo su­cio nun­ca es una op­ción en un en­cuen­tro ro­mán­ti­co. La ma­yo­ría de los es­tu­dios coin­ci­den, ade­más, en que a los hom­bres nos gus­ta más el pelo lar­go y suel­to que re­co­gi­do. Ma­don­na, Mi­ley Cy­rus y Ju­lia Ro­berts, en­tre otras fa­mo­sas, se han em­bar­ca­do en los úl­ti­mos años en una cru­za­da reivin­di­ca­ti­va por el de­re­cho de las mu­je­res a de­jar­se cre­cer el ve­llo de las axi­las. El mo­vi­mien­to, bau­ti­za­do como Sobaquember en re­fe­ren­cia al mas­cu­lino Mo­vem­ber, no ha ter­mi­na­do de cua­jar en­tre las fé­mi­nas, pe­ro mu­cho me­nos en­tre los hom­bres. Pue­de que lle­gue el día en que has­ta lo con­si­de­re­mos sexy. Pe­ro ese día no ha lle­ga­do aun. Ni de le­jos.

Apre­cia­mos la na­tu­ra­li­dad, pe­ro igual­men­te ama­mos la so­fis­ti­ca­ción. Los ri­tua­les de be­lle­za fe­me­ni­na nos re­sul­tan tan inex­tri­ca­bles como fas­ci­nan­tes. Cuan­do un hom­bre se ci­ta con una mu­jer es­pe­ra que es­ta le en­vuel­va en esa at­mós­fe­ra. Una mi­ra­da des­nu­da es bo­ni­ta, pe­ro unas

pes­ta­ñas lar­gas y on­du­lan­tes son como los ba­rro­tes de una jau­la en la que se en­cie­rra un mis­te­rio mi­le­na­rio. Y que­re­mos ju­gar a en­con­trar la lla­ve que abre ese can­da­do.

PER­FIL FE­LINO Los cam­bios en los pa­ra­gol­pes le dan al Pro_­ceed GT un ai­re más agre­si­vo y di­ná­mi­co. El di­fu­sor es de adorno, pe­ro los es­ca­pes son reales.

DE­TA­LLES 'TECHY' El aca­ba­do GT Li­ne dis­po­ne, en­tre otras op­cio­nes, de cá­ma­ra tra­se­ra de asis­ten­cia al apar­ca­mien­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.