TECNÓFILO ESCÉPTICO

Por Nacho Pa­lou -

GQ (Spain) - - Cerveza -

En teo­ría, por­que en la prác­ti­ca por aho­ra los co­ches au­tó­no­mos pre­sen­tes y los fu­tu­ros exi­gen su­per­vi­sión por par­te de un con­duc­tor fí­si­co. El con­duc­tor hu­mano de­be­rá co­ger el vo­lan­te cuan­do sea ne­ce­sa­rio o cuan­do el co­che lo re­quie­ra. En es­ta re­ce­ta pa­ra ha­cer un pan con unas tor­tas al fi­nal es uno quien con­du­ce in­di­rec­ta­men­te el co­che au­tó­no­mo. Pe­ro co­mo se su­po­ne que el co­che es au­tó­no­mo an­tes o des­pués el hu­mano se con­fia­rá e irá to­da­vía más dis­traí­do de lo que iba has­ta aho­ra. Tal vez has­ta va­ya dis­traí­do con se­xo, siem­pre y cuan­do no se tra­te de un co­che com­par­ti­do en el cual se ha­yan en­tre­te­ni­do otros pa­sa­je­ros an­tes que él.

Por cier­to, que si ya era di­fí­cil ha­cer el amor en un Sim­ca 1000, el pro­to­ti­po de co­che au­tó­no­mo de Goo­gle tam­po­co es mu­cho más gran­de que aquel, así que en ese sen­ti­do no he­mos avan­za­do mu­cho des­de la can­ción de Los In­hu­ma­nos. Pe­ro al me­nos el pro­to­ti­po de Goo­gle, que en reali­dad no sal­drá nun­ca a la ven­ta, no tie­ne pa­lan­ca de cam­bios, ni vo­lan­te que fas­ti­die ni pi­to que to­car. Y tam­po­co es ne­ce­sa­rio apar­car­lo en un lu­gar dis­cre­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.