La le­tra y la mú­si­ca

Tras cua­tro li­bros de cró­ni­cas au­to­bio­grá­fi­cas, la primera no­ve­la de Sa­bino Mén­dez (com­po­si­tor de Lo­qui­llo y los Tro­glo­di­tas) le con­fir­ma co­mo un au­tor am­bi­cio­so y ma­du­ro.

GQ (Spain) - - Intro -

Hay una ci­ta de Wi­lliam Bla­ke ("El ca­mino del ex­ce­so con­du­ce al pa­la­cio de la sa­bi­du­ría") que bien po­dría re­su­mir –en par­te– la vi­da y obra de Sa­bino Mén­dez (Bar­ce­lo­na, 1961); un au­tor que, si bien aún no ha al­can­za­do su ple­na ma­du­rez crea­do­ra, sí ha con­se­gui­do si­tuar­se en­tre los me­jo­res na­rra­do­res de su ge­ne­ra­ción gra­cias a Li­te­ra­tu­ra uni­ver­sal (Ana­gra­ma). És­ta es una no­ve­la que el com­po­si­tor de him­nos clá­si­cos de Lo­qui­llo y los Tro­glo­di­tas co­mo Ca­di­llac so­li­ta­rio o El rit­mo del ga­ra­je pre­sen­tó a su edi­tor, Jor­ge He­rral­de, "ad­vir­tién­do­le de que o bien po­dría ser al­go que no en­ten­die­ra na­die, o bien po­dría caer en gra­cia por su sin­gu­la­ri­dad". Afor­tu­na­da­men­te, "la mo­ne­da ca­yó de ca­ra". El tex­to, una pa­ro­dia de re­la­to ge­ne­ra­cio­nal, in­cor­po­ra con na­tu­ra­li­dad más de 500 ex­qui­si­tas ci­tas li­te­ra­rias de au­to­res de to­das las épo­cas, pun­tual y ho­nes­ta­men­te iden­ti­fi­ca­das en es­cue­tas no­tas a pie de pá­gi­na. "Es lo que más ha lla­ma­do la aten­ción a los lec­to­res. Si vas le­yen­do to­das las no­tas se­gui­das, des­cu­bri­rás que tam­bién for­man otra no­ve­la", ex­pli­ca Sa­bino Mén­dez, quien ini­ció su ya só­li­da ca­rre­ra li­te­ra­ria en el año 2000 con Co­rre roc­ker: cró­ni­ca per­so­nal de los ochen­ta. ¿De­ma­sia­do tar­de? "Por na­da me per­de­ría lo que vi­ví en aque­lla épo­ca. Lo me­jor que me pu­do pa­sar es ha­ber es­ta­do en un gru­po de rock. El día que me mue­ra pue­de que la­men­te no ha­ber em­pe­za­do a pu­bli­car an­tes, por­que se­gu­ro que me van a que­dar pro­yec­tos por cul­mi­nar".

MO­TO Y PLA­YA "Abri­rás una re­vis­ta y me en­con­tra­rás a mí…", es­cri­bió Sa­bino Mén­dez en Rock

and Roll Star. Aho­ra po­dría aña­dir: "…en GQ vis­tien­do una ca­mi­sa com­pra­da en Sit­ges", que es don­de vi­ve ac­tual­men­te es­te crea­dor que via­ja en mo­to, tie­ne un hi­jo de 16 años y lee y es­cri­be sin ce­sar. Tam­bién com­po­ne tres o cua­tro can­cio­nes al año.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.