BU­SI­NESS CLASS

…y una ver­da­de­ra me­sa si de lu­jo (aun­que si quie­res una, de­be­rías dar­te pri­sa).

GQ (Spain) - - SUMARIO -

La me­sa de des­pa­cho que siem­pre deseas­te.

Mí­ra­la bien… pe­ro no te en­ca­pri­ches de­ma­sia­do por si aca­so. Aun­que es­tu­vie­ses dis­pues­to a pa­gar los ca­si 40.000 eu­ros que pi­den por ella, de­bes sa­ber que só­lo se han fa­bri­ca­do nue­ve ejem­pla­res de esta ma­ra­vi­llo­sa me­sa de ma­de­ra de no­gal, un mo­de­lo que po­dría con­ver­tir tu des­pa­cho en el rin­cón más so­fis­ti­ca­do de la em­pre­sa. Alum­bra­da en Ita­lia por Fra­te­lli Rei­fer Cus­tom (frcus­tom.eu), esta es­cul­tu­ra (el con­cep­to mo­bi­lia­rio de ofi­ci­na se le que­da cor­tí­si­mo) es­tá con­for­ma­da por diez ta­blas de ocho me­tros de lar­go en­sam­bla­das en­tre sí con pe­ga­men­to de al­ta re­sis­ten­cia (ni ras­tro de cla­vos en la es­truc­tu­ra). Co­mo ves, el con­jun­to ha si­do mo­de­la­do de tal ma­ne­ra que asien­to, es­cri­to­rio y pa­tas con­ver­gen en una mis­ma pie­za. Pe­se a es­tar con­ce­bi­da co­mo un tri­bu­to al tra­ta­mien­to ar­te­sa­nal de la ma­de­ra, la me­sa MIZU –así se lla­ma– es­con­de una to­ma de co­ne­xión eléc­tri­ca que in­clu­ye en­chu­fes y puer­tos de car­ga USB. La fun­cio­na­li­dad no tie­ne por qué es­tar re­ñi­da con el buen gus­to, ¿verdad?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.