¿Re­fle­ja tu currículum có­mo eres real­men­te?

Guías Infoempleo - - Tu Currículum -

¿Te has plan­tea­do que a la ho­ra de ha­cer tu CV ca­da elec­ción que tomas ha­bla de tu per­so­na­li­dad? Es­to pue­de ser una gran ven­ta­ja. Pe­ro si no es­tá lo su­fi­cien­te­men­te cui­da­do, tam­bién es un gran in­con­ve­nien­te. Una erra­ta que se­ña­le cual­quier ver­sión de Word, es un des­cui­do que no se­rá bien vis­to. ¿Quién di­ce que no va­yas a po­ner el mis­mo cui­da­do en tus ta­reas? Tú sa­bes bien que no es así, pe­ro la úni­ca in­for­ma­ción que tie­nen los re­clu­ta­do­res so­bre tu per­so­na­li­dad es tu CV (y la car­ta de pre­sen­ta­ción, que no de­be fal­tar nun­ca).

Ma­ti­ces que de­bes cui­dar en tu CV

Te pro­po­ne­mos que re­vi­ses bien tu currículum an­tes de en­viar­lo. Im­prí­me­lo. Pue­de que ha­ya re­clu­ta­do­res que si­gan vién­do­lo en pa­pel, y eso tam­bién de­bes te­ner­lo en cuen­ta. Aho­ra pres­ta aten­ción a los si­guien­tes as­pec­tos:

1. La es­té­ti­ca

El CV es lo pri­me­ro que en­tra por la vis­ta. La pri­me­ra im­pre­sión, que di­cen que es la que cuen­ta. ¿Qué ti­po de le­tra has ele­gi­do? ¿Es de­ma­sia­do gran­de o de­ma­sia­do pe­que­ña? Pue­des se­lec­cio­nar un ti­po de le­tra con ter­mi­na­cio­nes co­mo la Ti­mes New Ro­man o una sin ter­mi­na­cio­nes co­mo la Arial. En cual­quier caso, no eli­jas una le­tra que sea muy ori­gi­nal por­que sue­le di­fi­cul­tar la lec­tu­ra. La ori­gi­na­li­dad la pue­des de­jar pa­ra los tí­tu­los de los apar­ta­dos. Pue­des atre­ver­te a me­ter co­lor, pe­ro in­ten­ta que sean dos to­na­li­da­des que pe­guen. No em­plees un mon­tón de co­lo­res si no tie­nes cos­tum­bre, es di­fí­cil que que­de bien. Los es­pa­cios en blan­co tam­bién de­ter­mi­nan el as­pec­to de tu CV. Hay que con­se­guir que el do­cu­men­to “res­pi­re”, es de­cir, que no es­tén to­dos los hue­cos lle­nos de tex­to.

2. La fo­to

Es­ta­mos ha­blan­do de un CV pa­ra Es­pa­ña. Si vas a en­viar­lo a otros paí­ses, in­fór­ma­te de si es ha­bi­tual in­cluir una fo­to de per­fil. Por ejem­plo, en un CV in­glés no lo es, y que­da ex­tra­ño. Lo pri­me­ro y prin­ci­pal: ac­tua­li­za la fo­to. Si te lla­man pa­ra una en­tre­vis­ta y no te pa­re­ces en na­da a la que has en­via­do no de­ja de ser una es­pe­cie de en­ga­ño. Eso sí, haz­te va­rias fo­tos con dis­tin­tos ti­pos de po­sa­dos pa­ra te­ner la opor­tu­ni­dad de se­lec­cio­nar tu me­jor per­fil. Es pre­fe­ri­ble que no ha­gas un re­cor­te de una fo­to en la que crees que has sa­li­do muy bien, haz

una es­pe­cí­fi­ca pa­ra el currículum. Y no em­plees la web­cam del or­de­na­dor o la cá­ma­ra se­cun­da­ria del mó­vil. Por lo ge­ne­ral, de­for­man un po­co la ima­gen y no sue­len te­ner la mis­ma ca­li­dad.

3. El or­den

Pa­ra dar una sen­sa­ción de or­den y lim­pie­za es fun­da­men­tal que la in­for­ma­ción es­té bien je­rar­qui­za­da. Hay cu­rrí­cu­lums abi­ga­rra­dos que dan el as­pec­to con­tra­rio, por­que to­dos los ele­men­tos tie­nen la mis­ma im­por­tan­cia. De­bes se­pa­rar los tí­tu­los de las dis­tin­tas par­tes (ex­pe­rien­cia, for­ma­ción, ha­bi­li­da­des y com­pe­ten­cias…). Tam­bién es im­por­tan­te des­ta­car las fe­chas. Por úl­ti­mo, en cuan­to a las em­pre­sas o los cen­tros de es­tu­dio, to­dos de­ben lle­var el mis­mo es­ti­lo. La des­crip­ción del pues­to o de la for­ma­ción pue­de ir en un ta­ma­ño me­nor, pe­ro hay que re­vi­sar que se pue­da leer bien. Si to­do guar­da un sen­ti­do, el re­clu­ta­dor per­de­rá me­nos tiem­po en leer­lo y va­lo­ra­rá esa agi­li­dad.

4. El vo­ca­bu­la­rio

Con­vie­ne em­plear ver­bos de ac­ción, co­mo: im­ple­men­tar, crear, desa­rro­llar, in­no­var y me­jo­rar, en­tre otros. Da­rá la sen­sa­ción de que se es­tá an­te una per­so­na di­ná­mi­ca y con ga­nas de im­pli­car­se. Tra­ta de evi­tar pa­la­bras con con­no­ta­cio­nes ne­ga­ti­vas. Por ejem­plo, si no do­mi­nas una apli­ca­ción, el “ni­vel ba­jo” pue­des sus­ti­tuir­lo por “ni­vel usua­rio”. No em­plees pa­la­bras com­ple­jas si no tie­nes cos­tum­bre de ha­cer­lo, el tono que­da­rá im­pos­ta­do. Es pre­fe­ri­ble ex­pre­sar­se en un len­gua­je sen­ci­llo y com­pren­si­ble.

Aho­ra que ya lo tie­nes to­do bien per­fi­la­do, an­tes de en­viar na­da, vuel­ve a im­pri­mir la nue­va ver­sión de tu CV y dá­se­la a leer a los que te ro­dean. Re­co­ge las su­ge­ren­cias que te ha­gan, siem­pre que te pa­rez­can ló­gi­cas, pa­ra po­ten­ciar­lo al má­xi­mo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.