El equi­pa­mien­to de los Ter­cios

Historia de Iberia Vieja Monográfico - - Espana:El Mundo Era Nuestro -

PICA. Era con­si­de­ra­da la rei­na de las ba­ta­llas al me­nos du­ran­te el si­glo XVI. Su ta­ma­ño era muy va­ria­ble, aun­que so­lía al­can­zar los 5,5 me­tros de lar­go, y es­ta­ba formada por un as­ta de ma­de­ra de fresno que cul­mi­na­ba en una ho­ja de hie­rro. De di­fí­cil ma­ne­jo por su pe­so (unos cin­co ki­los) y su lon­gi­tud, era uti­li­za­da tan­to pa­ra crear un bosque de lan­zas que im­pi­die­ra el ata­que de la ca­ba­lle­ría (en ese ca­so se co­lo­ca­ba apo­ya­da en el sue­lo en un án­gu­lo de 45 gra­dos con la otra mano en el po­mo de la espada, to­da­vía en­vai­na­da, ya que era fre­cuen­te que los ji­ne­tes en su car­ga rom­pie­ran la pica y tu­vie­ra que re­cu­rrir a la espada a con­ti­nua­ción) o con­tra otros pi­que­ros (en ese ca­so la pica se asía con las dos ma­nos a la al­tu­ra de la ca­de­ra, en ho­ri­zon­tal). Los pi­que­ros ade­más es­ta­ban pro­te­gi­dos por una ar­ma­du­ra com­pues­ta por un yel­mo (de me­nor a ma­yor pro­tec­ción, un ca­pa­ce­te, un mo­rrión o una ce­la­da), pe­to, es­pal­dar, bra­za­les, ma­no­plas y es­car­ce­las en los mus­los.

AR­CA­BUZ. Los ti­ra­do­res con­ta­ban con un ar­ca­buz (cu­yo dis­pa­ro lle­ga­ba a 50 me­tros) o con un mos­que­te (ar­ma más pe­sa­da de 1,25 me­tros de lar­go y un al­can­ce de 100 me­tros, que re­que­ría una hor­qui­lla pa­ra su­je­tar­la). En un mo­rral lle­va­ba la me­cha y el pe­der­nal pa­ra en­cen­der el ar­ma, una ba­que­ta pa­ra car­gar­la, una car­ga de plo­mo y un mol­de pa­ra ba­las. Así, el ti­ra­dor ha­cía sus pro­pias ba­las con el plo­mo y el mol­de. Fi­nal­men­te, del pe­cho le col­ga­ban do­ce car­gas de pól­vo­ra en es­tu­ches de ma­de­ra en una ban­do­le­ra, lla­ma­dos con gua­sa “los do­ce após­to­les”, y un fras­co con más pól­vo­ra pa­ra pre­pa­rar nue­vas car­gas.

UNI­FOR­ME. No era uni­for­me pro­pia­men­te di­cho. Res­pec­to a su vestimenta, los ti­ra­do­res, al te­ner que es­tar des­pla­zán­do­se cons­tan­te­men­te por el cam­po de ba­ta­lla, te­nían que ser una tro­pa rá­pi­da y li­ge­ra, de mo­do que no lle­va­ban pro­tec­ción per­so­nal. Un som­bre­ro ti­po cham­ber­go era lo que les ca­rac­te­ri­za­ba. El res­to de su ro­pa era la de un ci­vil, ge­ne­ral­men­te un co­le­to de cue­ro (ca­sa­ca de dos ter­cios con fal­do­nes), ju­bón, cal­zo­nes, ca­mi­sas y me­dias cal­zas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.