El pa­dre y el abue­lo de los Ma­cha­do fue­ron re­le­van­tes in­te­lec­tua­les?

Historia de Iberia Vieja - - EL AGENTE INTOXICADOR -

Su pa­dre fue el ini­cia­dor de los es­tu­dios so­bre el fol­klo­re.

An­to­nio Ma­cha­do Ál­va­rez, co­no­ci­do co­mo De­mó­fi­lo, fue nom­bra­do por la Ins­ti­tu­ción Li­bre de En­se­ñan­za ca­te­drá­ti­co de fol­klo­re y, en no­viem­bre de 1881, pu­bli­có las ba­ses pa­ra la or­ga­ni­za­ción de es­ta dis­ci­pli­na. Tam­bién fue au­tor de una co­lec­ción de can­tes fla­men­cos, la pri­me­ra an­to­lo­gía de es­ta ex­pre­sión poé­ti­ca. Ac­tual­men­te hay pre­mios con su nom­bre que re­co­no­cen el man­te­ni­mien­to de las tra­di­cio­nes po­pu­la­res se­vi­lla­nas.

Su abue­lo fue rec­tor de la uni­ver­si­dad de Se­vi­lla y al­cal­de de la ciu­dad.

De pro­fun­das ideas li­be­ra­les, An­to­nio Ma­cha­do Nú­ñez fue ami­go de Fran­cis­co Gi­ner de los Ríos. Con­si­guió una cá­te­dra de Cien­cias Na­tu­ra­les en la Uni­ver­si­dad de Se­vi­lla, ins­ti­tu­ción de la que lle­gó a ser rec­tor en dos oca­sio­nes (18681870 y 1872-1874) y con­tri­bu­yó a di­vul­gar las teo­rías de Dar­win. En la úl­ti­ma épo­ca del Se­xe­nio Re­vo­lu­cio­na­rio fue ele­gi­do al­cal­de de Se­vi­lla, car­go des­de don­de per­si­guió el ban­do­le­ris­mo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.