LA CIU­DAD A SUS PIES

Vi­vir en las al­tu­ras, en el cen­tro de Ma­drid, tie­ne múl­ti­ples ven­ta­jas. En­tre otras, la luz, el es­pa­cio y las es­plén­di­das vis­tas. Es­te es un pi­so reha­bi­li­ta­do por el es­tu­dio Ába­ton, con un di­se­ño in­te­rior im­pe­ca­ble y de lí­neas sim­ples que fir­ma Ba­ta­via

Interiores Ideas y Tendencias - - SUMARIO - Fo­tos Be­lén Imaz Rea­li­za­ción Ába­ton Tex­to Car­la Reyes

Vi­vir en las al­tu­ras y en el cen­tro de Ma­drid. Un tra­ba­jo de Ába­ton

Una ca­sa con vis­tas, en el co­ra­zón de la ca­pi­tal ma­dri­le­ña, am­plia y lu­mi­no­sa... ese era el sue­ño de los pro­pie­ta­rios de es­ta mag­ní­fi­ca vi­vien­da. No les im­por­tó su es­ta­do, por­que, al ver­la, fue­ron muy cons­cien­tes de to­das sus po­si­bi­li­da­des. Se enamo­ra­ron. Así que la com­pra­ron de in­me­dia­to y de­ci­die­ron ha­cer­le al­gu­nas re­for­mas pa­ra ac­tua­li­zar­la y de­jar­la a su gus­to. Pa­ra ello, acu­die­ron al es­tu­dio de ar­qui­tec­tu­ra e in­terio­ris­mo Ába­ton, que en­ten­dió muy bien cuál era la ne­ce­si­dad de la ca­sa (un áti­co de 190 m2): re­cu­pe­rar el po­ten­cial del es­pa­cio y la luz na­tu­ral, “ya que an­tes de la in­ter­ven­ción, la vi­vien­da es­ta­ba ex­ce­si­vamn­te com­par­ti­men­ta­da y os­cu­ra”, ase­gu­ran des­de el es­tu­dio de ar­qui­tec­tu­ra e in­terio­ris­mo.

“Siem­pre bus­ca­mos ajus­tar el pro­yec­to ar­qui­tec­tó­ni­co a las ne­ce­si­da­des de las per­so­nas que van a dis­fru­tar­lo. A par­tir de ahí, nos cen­tra­mos en su pro­yec­ción es­té­ti­ca (de la mano de Ba­ta­via) y en el en­torno” Ca­mino Alonso, es­tu­dio Ába­ton

Tras es­tas con­si­de­ra­cio­nes, y pa­ra con­se­guir una me­jor dis­tri­bu­ción del es­pa­cio, Ába­ton de­ci­dió tra­tar y di­fe­ren­ciar la zo­na de día, aho­ra am­plia y diá­fa­na, de la de no­che, mu­cho más ín­ti­ma. La pri­me­ra se dis­pu­so a lo lar­go de la fa­cha­da prin­ci­pal, dis­fru­tan­do de las vis­tas pa­no­rá­mi­cas pri­vi­le­gia­das de Ma­drid. La gran te­rra­za, que el an­te­rior pro­pie­ta­rio in­cor­po­ró a la ca­sa, se re­cu­pe­ró y con­vir­tió en una pro­lon­ga­ción es­pa­cial y vi­sual ha­cia el ex­te­rior des­de el co­me­dor y el sa­lón. Pa­ra ello se de­ci­dió usar una car­pin­te­ría con un per­fil mí­ni­mo, que des­apa­re­cie­ra en el for­ja­do y pu­die­ra abrir­se ocul­tán­do­se por com­ple­to de­trás del pa­ne­la­do del aseo, uni­fi­can­do así las es­tan­cias.

En la re­for­ma tam­bién se op­tó por dar­le a la co­ci­na un lu­gar pro­ta­go­nis­ta –el co­ra­zón de la ca­sa–, con­vir­tién­do­la en un ele­men­to so­cia­li­za­dor den­tro del es­pa­cio del sa­lón. Los mue­bles de se han di­se­ña­do a me­di­da y re­ves­ti­do con ta­ri­ma de ro­ble en un tono neu­tro y cá­li­do, de ma­ne­ra que se in­te­gren a la per­fec­ción en el sa­lón. En su in­te­rior e in­te­gra­da en el fren­te del ar­ma­rio, una puer­ta ocul­ta per­mi­te pa­sar a la zo­na más pri­va­da de la vi­vien­da.

Es­ta úl­ti­ma no es otra que el área de no­che, con tres ha­bi­ta­cio­nes, tres ba­ños y un cuar­to de la­van­de­ría. Aquí, el dor­mi­to­rio prin­ci­pal se ha vin­cu­la­do a un ves­ti­dor he­cho a me­di­da en ma­de­ra de ro­ble, y en el ba­ño prin­ci­pal se ha apro­ve­cha­do la pre­sen­cia del vie­jo lu­cer­na­rio pa­ra ca­na­li­zar con pla­nos in­cli­na­dos la luz ce­ni­tal so­bre el es­pa­cio de la du­cha y de la ba­ñe­ra. Sin du­da, se tra­ta de una re­for­ma que bus­ca la luz y el­con­fort;un­ho­gar­lle­no­de ca­li­dez.•

Pa­no­rá­mi­ca des­de la co­ci­na. Ta­bu­re­te Morph Bar, de Zei­traum; mue­ble bar Ne­ver­full, de Ce­cot­ti Co­lle­zio­ni; lám­pa­ra Mo­del 548, de As­tep. To­do a la ven­ta en Ba­ta­via. Gra­ba­do de Al­ber­to Co­ra­zón.

FO­TO QUEIMA FILMS

De iz­da. a de­cha.: Fer­nan­do Alonso (di­rec­tor de la cons­truc­to­ra Ába­ton), Blan­ca Alonso (di­rec­to­ra de Nuevos Desa­rro­llos), Carlos Alonso (so­cio y di­rec­tor ge­ne­ral), Ca­mino Alonso (so­cia y di­rec­to­ra crea­ti­va) e Ig­na­cio Le­chón (So­cio y Di­rec­tor Téc­ni­co).

Dor­mi­to­rio.Ca­ma Jac­que­li­ne, de Po­li­form. Si­lla Con­fe­ren­ce, de Ee­ro Saa­ri­nen pa­ra Knoll.Lám­pa­ra de so­bre­me­sa Fad y apli­que TMM, am­bos de San­ta & Co­le. To­doen Ba­ta­via.

Plan­ta de la vi­vien­da. La zo­na de día (co­ci­na, sa­lón y co­me­dor) se ubi­ca en un es­pa­cio per­fec­ta­men­te pro­por­cio­na­do jun­to a la te­rra­za, de for­ma que se dis­fru­ta des­de to­dos los am­bien­tes de un mag­ní­fi­co flu­jo de luz na­tu­ral y unas in­me­jo­ra­bles vis­tas. La zo­na de no­che se or­ga­ni­za al otro la­do de la vi­vien­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.