Los lu­nes al gol

Espanyol, Ath­le­tic y Be­tis son los más afec­ta­dos por la elec­ción del par­ti­do en abier­to

La Vanguardia (1ª edición) - - DEPORTES - RA­MÓN ÁL­VA­REZ

La úl­ti­ma tem­po­ra­da que no ju­gó en Eu­ro­pa, la 2013-2014, el Ath­le­tic Club dis­pu­tó on­ce par­ti­dos en lu­nes, prác­ti­ca­men­te la mi­tad de los te­le­vi­sa­dos en abier­to esa campaña. El cur­so pa­sa­do fue el Be­tis el que ju­gó esos mis­mos on­ce par­ti­dos te­le­vi­sa­dos en abier­to, aun­que tu­vo un po­co más de for­tu­na: esa tem­po­ra­da es­ta­ban pro­gra­ma­dos los viernes. Al Espanyol le to­ca­ron ocho. Es­ta campaña, el fút­bol en abier­to vuel­ve a ser ma­yo­ri­ta­ria­men­te los lu­nes, y el Espanyol, en­tre par­ti­dos ya ju­ga­dos y pro­gra­ma­dos, se lle­va la pal­ma con cin­co, cua­tro de ellos en ca­sa. A su za­ga va el Be­tis con tres par­ti­dos.

El sis­te­ma de co­mer­cia­li­za­ción por lo­tes de los de­re­chos te­le­vi­si­vos de LaLi­ga, que tra­ta por se­pa­ra­do ese par­ti­do en abier­to que la ley am­pa­ra en Es­pa­ña ca­da jor­na­da li­gue­ra, ex­pli­ca ese des­va­río de ho­ra­rios que su­fre con es­pe­cial vi­ru­len­cia el Espanyol es­ta campaña y que ya ha com­por­ta­do una que­ja for­mal del club an­te el or­ga­nis­mo que re­gu­la la com­pe­ti­ción.

Po­co po­drá ha­cer LaLi­ga, al me­nos es­ta tem­po­ra­da, más allá de ape­lar a la bue­na vo­lun­tad de Me­dia­pro, ac­tual ti­tu­lar del lo­te en abier­to. Aun­que en el fu­tu­ro sí po­dría cam­biar al me­nos el día de ese par­ti­do.

El Espanyol, co­mo el Be­tis, el Cel­ta o el Ath­le­tic cuan­do no com­pi­te en Eu­ro­pa es­tá con­de­na­do a ser el equi­po ele­gi­do por la te­le­vi­sión se­gún el ac­tual mo­de­lo de ven­ta. El pro­gra­ma­dor de­be ele­gir ca­da jor­na­da –sin con­tar las dos úl­ti­mas, las in­ter­se­ma­na­les y, se­gún la campaña, la pri­me­ra y se­gun­da– un par­ti­do don­de no par­ti­ci­pe nin­guno de los equi­pos que com­pi­tan en Eu­ro­pa ni, en cual­quier ca­so, Real Ma­drid, Bar­ce­lo­na, Atlé­ti­co y Va­len­cia. Una campaña, co­mo es­ta, en que son ocho los ex­clui­dos, la elec­ción se com­pli­ca. Pe­ro ahí no que­da la co­sa, ya que la te­le­vi­sión que tie­ne ad­ju­di­ca­dos los par­ti­dos de los gran­des, tam­bién tie­ne la pri­me­ra elec­ción so­bre el pri­mer des­car­te. En lo que va de campaña, cuan­do no ha ju­ga­do an­te un eu­ro­peo, el Espanyol ha si­do nor­mal­men­te el ele­gi­do en la pri­me­ra o la se­gun­da fa­se.

Los mo­ti­vos van des­de su ti­rón co­mo uno de los his­tó­ri­cos de la Li­ga a di­ver­sos fac­to­res en­tre los que en­tra­rían el car­tel que ofre­ce Qui­que

El club pre­sen­tó una que­ja for­mal y LaLi­ga ase­gu­ra que tra­ta­rá de co­rre­gir la ten­den­cia ac­tual

Sán­chez Flores o in­clu­so la ma­yor pre­sen­cia me­diá­ti­ca que ha te­ni­do el club a raíz del con­flic­to po­lí­ti­co ca­ta­lán. Y, por su­pues­to, su buen ini­cio de­por­ti­vo y ha­ber­se ex­pues­to ya en es­te arran­que li­gue­ro los es­ca­pa­ra­tes del Ber­na­beu y del Camp Nou.

LaLi­ga tam­bién con­tem­pla el per­jui­cio que para cual­quier club su­po­ne ju­gar un lu­nes, por más que fa­vo­rez­ca a su pre­sen­cia en el mer­ca­do español. De ahí que in­dem­ni­ce con 50.000 eu­ros a los equi­pos que aco­gen –só­lo los lo­ca­les– un par­ti­do en lu­nes. Aun­que eso no de­ja de ser un re­mien­do, ya que no só­lo su­fre la ta­qui­lla, sino que se re­sien­ten los abo­nos infantiles y fa­mi­lia­res, es­pe­cial­men­te en la campaña de la se­gun­da vuel­ta. Ayer, el con­se­je­ro de­le­ga­do del club, Ra­mon Ro­bert, ase­gu­ró que tras la que­ja del club, LaLi­ga se ha com­pro­me­ti­do a tra­tar de co­rre­gir la ten­den­cia con la que se ha ini­cia­do la com­pe­ti­ción.

LLIBERT TEI­XI­DÓ

Ge­rard Mo­reno ce­le­bró ayer su re­no­va­ción co­mo blan­quia­zul has­ta ju­nio del 2022

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.