MU­NI­CI­PIOS: CRI­SIS Y SI­TUA­CIÓN FI­NAN­CIE­RA

La Vanguardia - Dinero - - EN PORTADA -

La cri­sis eco­nó­mi­ca tam­bién ha afec­ta­do a los ayun­ta­mien­tos y de­ben ver­se afec­ta­dos los ser­vi­cios que pres­tan. Hoy la si­tua­ción fi­nan­cie­ra de ca­da mu­ni­ci­pio pue­de ca­li­fi­car­se de en­tre de­li­ca­da y alar­man­te (o in­clu­so ca­tas­tró­fi­ca), pa­san­do por las ca­te­go­rías de gra­ve y muy gra­ve. De to­dos mo­dos, de­be in­sis­tir­se en que ca­da mu­ni­ci­pio tie­ne su si­tua­ción pro­pia y, por tan­to, se re­quie­re un diag­nós­ti­co pre­vio pa­ra ca­da ca­so, an­tes de dar cual­quier ti­po de re­ce­tas. Vea­mos qué fac­to­res han cau­sa­do la cri­sis y qué in­di­ca­do­res nos dan in­di- cios de una si­tua­ción fi­nan­cie­ra más o me­nos crí­ti­ca.

La cri­sis de las fi­nan­zas mu­ni­ci­pa­les se de­be a fac­to­res múl­ti­ples en­tre los cua­les se pue­den des­ta­car los si­guien­tes. Pri­me­ro, una cri­sis co­yun­tu­ral por la caí­da de los im­pues­tos de cons­truc­cio­nes y plus­va­lía y de la par­ti­ci­pa­ción en im­pues­tos es­ta­ta­les. Es­ta cri­sis es más gra­ve en aque­llos mu­ni­ci­pios don­de los in­gre­sos (ex­tra­or­di­na­rios) por los im­pues­tos citados se uti­li­za­ron pa­ra gas­to or­di­na­rio. Se­gun­do, una cri­sis es­truc­tu­ral del mo­de­lo de fi­nan­cia­ción que se de­be más a co­mo se ha ve­ni­do uti­li­zan­do –léa­se in­fra­uti­li­zan­do– el mo­de­lo y no tan­to a que re­quie­ra una re­vi­sión ra­di­cal. Se pre­ci­san mo­di­fi­ca­cio­nes pun­tua­les (re­vi­sión ca­tas­tral obli­ga­to­ria, im­pues­to de vehícu­los mo­der­ni­za­do, par­ti­ci­pa­ción en el IRPF ge­ne­ra­li­za­da, me­ca­nis­mos cla­ros de ni­ve­la­ción, et­cé­te­ra). Ter­ce­ro, una cri­sis de de­fi­ni-

Hoy la si­tua­ción fi­nan­cie­ra de ca­da mu­ni­ci­pio pue­de ca­li­fi­car­se de en­tre de­li­ca­da y alar­man­te

ción de com­pe­ten­cias y de ges­tión del gas­to. De­be cla­ri­fi­car­se qué ad­mi­nis­tra­ción ha­ce qué y si de­be com­pen­sar­se fi­nan­cie­ra­men­te o no. De­be pla­ni­fi­car­se co­rrec­ta­men­te el re­torno de los cré­di­tos pa­ra in­ver­sio­nes y los gas­tos de­ri­va­dos de man­te­ni­mien­to y ex­plo­ta­ción de esas in­ver­sio­nes, y la Ge­ne­ra­li­tat de­be exi­gir­lo con pre­ci­sión y trans­pa­ren­cia a ca­da mu­ni­ci­pio. De­be de­nun­ciar­se y evi­tar sub­ven­cio­nar el que to­dos los mu­ni­ci­pios de­ban te­ner to­dos los equi­pa­mien­tos (pis­ci­nas, tea­tros, re­si­den­cias, bi­blio­te­cas, et­cé­te­ra) si los de los mu­ni­ci­pios ve­ci­nos es­tán in­fra­uti­li­za-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.