Ma­drid se rein­ven­ta

El Ayun­ta­mien­to po­ne en mar­cha un du­ro ajus­te pa­ra pa­gar la re­no­va­ción de in­fra­es­truc­tu­ras

La Vanguardia - Dinero - - EN PORTADA -

sión ex­tran­je­ra di­rec­ta, tan­to en tér­mi­nos de ca­pi­tal in­ver­ti­do co­mo en el nú­me­ro de pro­yec­tos. Em­pa­ta con Los Án­ge­les en el quin­to pues­to en cuan­to a de­mo­gra­fía y ha­bi­ta­bi­li­dad —por de­trás tan so­lo de los co­no­ci­dos “oa­sis” de la bue­na vi­da co­mo Es­to­col­mo, Syd­ney, To­ron­to y San Fran­cis­co— y con­si­gue una pun­tua­ción es­pe­cial­men­te bue­na en vi­vien­da, ser­vi­cios y des­pla­za­mien­tos dia­rios al tra­ba­jo.

Es­te fuer­te desa­rro­llo ha per­mi­ti­do que su ta­sa de pa­ro es­té por de­ba­jo de la me­dia es­pa­ño­la, en el 14%. Cuan­do se es­tre­nó Ga­llar­dón en 2003 Ma­drid te­nía 2,5 pun­tos de pa­ro me­nos que la me­dia del país, aho­ra es­tá a 7,5 pun­tos por de­ba­jo.

El alcalde ase­gu­ra que en los úl­ti­mos cua­tro años ha ges­tio­na­do 24.984 mi­llo­nes y que es­te di­ne­ro ha ge­ne­ra­do una in­ver­sión de 10.456 mi­llo­nes. La for­ta­le­za de la eco­no­mía es­tá en el sec­tor ser­vi­cios –el nú­me­ro de per­so­nas que tra­ba­jan pa­ra el sec­tor fi­nan­cie­ro la si­túa por de­trás de Lon­dres–, el tu­ris­mo (don­de jue­ga un pa­pel cla­ve la ofer­ta cul­tu­ral del eje Pra­do-Thy­sen-Cai­xa y el ocio en su car­te­le­ra de mu­si­ca­les, tea­tro y ópe­ra) y la cons­truc­ción.

La otra ca­ra de la mo­ne­da es el en­deu­da­mien­to que ha pro­vo­ca­do es­ta política. Pa­ra la opo­si­ción re­sul­ta “in­con­ce­bi­ble que Ga­llar­dón pre­su­ma de la ciu­dad más en­deu­da­da”. Tal co­mo afir­man, la aten­ción pri­ma­ria ha caí­do un 10%, el pre­su­pues­to pa­ra re­for­mar co­le­gios ha caí­do un 87% y el nú­me­ro de vi­vien­das pro­te­gi­das a una ter­ce­ra par­te. En opi­nión de los di­ri­gen­tes de la opo­si­ción to­da la ges­tión del alcalde se pue­de re­su­mir con una pa­la­bra: me­ga­lo­ma­nía. Pri­me­ro apos­tó por una can­di­da­tu­ra pa­ra ciu­dad olím­pi­ca a to­das lu­ces inal­can­za­ble y des­pués por un pro­yec­to de ciu­dad 2020 que es inasu­mi­ble eco­nó­mi­ca­men­te.

Es el fru­to de los nue­vos tiem­pos. La ciu­dad es­tá so­me­ti­da al es­tric­to con­trol del pro­ce­di­mien­to de dé­fi­cit ex­ce­si­vo y un drás­ti­co ajus­te. Ha re­cor­ta­do sus in­ver­sio­nes un 39% i los con­tra­tos un 15%, aun­que lo más efi­caz ha si­do la re­duc­ción de un 5% del sa­la­rio de los fun­cio­na­rios. Pa­ra 2011 el pre­su­pues­to del Ayun­ta­mien­to y sus or­ga­nis­mos au­tó­no­mos con­tem­pla unos in­gre­sos de 4.585 mi­llo­nes (-7,4%) y unos gas­tos de 4.542 mi­llo­nes, lo que su­po­ne un su­pe­rá­vit de 43 mi­llo­nes. La úni­ca par­ti­da que cre­ce (+14%) con el fin de re­du­cir su abul­ta­do en­deu­da­mien­to.

PE­PE ZA­MO­RA/EFE

Al­ber­to Ruiz Ga­llar­dón, alcalde de Ma­drid en un re­cien­te ac­to elec­to­ral

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.