ENÉSI­MO ACO­SO A LA ECO­NO­MÍA IRRE­GU­LAR

La Vanguardia - Dinero - - SECTORES -

Director eje­cu­ti­vo de la pa­tro­nal ca­ta­la­na Fo­ment del Tre­ball

Jus­to an­tes del Pri­me­ro de Ma­yo el Go­bierno pre­sen­tó su pro­pó­si­to de con­fron­ta­ción con la eco­no­mía irre­gu­lar. La in­ten­ción de las au­to­ri­da­des pre­sen­ta bue­nos ar­gu­men­tos, por­que pre­ten­de me­jo­rar la ca­li­dad de los em­pleos y los de­re­chos de los tra­ba­ja­do­res, al mis­mo tiem­po que au­men­ta la re­cau­da­ción de la Ha­cien­da pú­bli­ca y de la Se­gu­ri­dad So­cial.

En otro plano, en el es­tric­ta­men­te em­pre­sa­rial, ha­ría jus­ti­cia por­que po­dría evi­tar la com­pe­ten­cia des­leal que rea­li­za la eco­no­mía irre­gu­lar fren­te a las em­pre­sas y los tra­ba­ja­do­res au­tóno- mos, que cum­plen con sus obli­ga­cio­nes fis­ca­les, aun­que, tam­bién, y to­do sea di­cho, po­dría lle­var apa­re­ja­do el efec­to in­de­sea­do de dar un le­ve em­pu­jón al al­za en el ín­di­ce de los pre­cios de con­su­mo.

Es­tos ob­je­ti­vos son me­ri­to­rios y jus­ti­fi­can la ac­tua­ción, pe­ro no por ello ga­ran­ti­zan el buen fin del in­ten­to. De he­cho, la ins­pec­ción de la Ha­cien­da pú­bli­ca per­si­gue con­ti­nua­men­te, en su ám­bi­to, la re­gu­la­ri­za­ción de prác­ti­cas obli­ga­das a tri­bu­tar, pe­ro que elu­den los pa­gos exi­gi­dos por las ad­mi­nis­tra­cio­nes pú­bli­cas y tam­po­co cum­plen con las otras exi­gen­cias. En es­te as­pec­to no pue­de pa- sar­se por al­to que la con­ni­ven­cia de pro­vee­do­res, pro­duc­to­res y clien­tes es un he­cho an­ti­guo y só­li­do, mien­tras que los ras­tros de pa­gos y co­bros, sim­ple­men­te, no exis­ten, y en el pro­ce­so de in­coa­ción de un ex­pe­dien­te, es­tas pe­que­ñas em­pre­sas, sus gestores y sus em­plea­dos pue­den des­apa­re­cer.

Los ob­je­ti­vos son me­ri­to­rios y jus­ti­fi­can la ac­tua­ción, pe­ro no por ello ga­ran­ti­zan el buen fin del in­ten­to

En al­gu­nos ca­sos, los afec­ta­dos po­drían op­tar vo­lun­ta­ria­men­te por apun­tar­se a la re­gu­la­ri­za­ción, siem­pre que el cos­te mo­de­ra­do y que la ex­pec­ta­ti­va de tra­ba­jar con­ti­nua­men­te de mo­do for­mal sea rea­lis­ta. Es­to so­la­men­te es po­si­ble pa­ra una es­tre­cha fran­ja, por­que en el res­to hay per­so­nas que no pue­den re­gu­la­ri­zar su si­tua­ción, ya sea por­que ca­re­cen del per­ti­nen­te per­mi­so de re­si­den­cia o tra­ba­jo, o bien, en­tre otros mo­ti­vos, por­que tra­tan de man­te­ner los in­gre­sos que per­ci­ben por es­tar en si­tua­ción de pa­ro al tiem­po que ga­nan un suel­do in­for­mal.

Adi­cio­nal­men­te, hay quien par-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.