Te­rri­ble efec­to con­ta­gio

La ex­por­ta­ción de fru­tas y hor­ta­li­zas se fre­na unos días

La Vanguardia - Dinero - - EN PORTADA - Sal­va­dor En­guix

La agri­cul­tu­ra es un sec­tor ex­tre­ma­da­men­te sen­si­ble. Lo sa­ben bien los mi­les de agri­cul­to­res va­len­cia­nos y mur­cia­nos que lle­van va­rios días asus­ta­dos por las con­se­cuen­cias de la cri­sis del pe­pino. No só­lo por el da­ño directo cau­sa­do a la ex­por­ta­ción de es­te pro­duc­to con el cie­rre de fron­te­ras du­ran­te unos días, sino por el efec­to con­ta­gio que ha pro­vo­ca­do la res­tric­ción de ex­por­ta­cio­nes del res­to de hor­ta­li­zas, ver­du­ras y fru­tas, que des­de am­bas co­mu­ni­da­des se man­dan a to­da Eu­ro­pa.

El pre­si­den­te de la Aso­cia­ción Va­len­cia­na de Agri­cul­to­res (AvaA­sa­ja), re­su­me lo ocu­rri­do al se­ña­lar que “el re­cha­zo que se ha pro­du­ci­do a los car­ga­men­tos ha afec­ta­do al res­to de ver­du­ras, fru­tas de ve­rano y cí­tri­cos de la Co­mu­ni­dad Va­len­cia­na, que es la se­gun­da ex­por­ta­do­ra de pe­pino de Es­pa­ña tras An­da­lu­cía”. En tér­mi­nos se­me­jan­tes se ma­ni­fies­tan des­de el sin­di­ca­to Asa­ja Mur­cia, don­de va­lo­ran que “la cam­pa­ña, que ha­bía fun­cio­na­do bien, se ha pa­ra­do de re­pen­te cau­san­do un per­jui­cio enor­me al sec­tor”.

No exis­te aún un ba­lan­ce del da­ño eco­nó­mi­co cau­sa­do. Des­de Ava-Asa­ja se cal­cu­la­ba que, has­ta el jue­ves, se ha­bían per­di­do más de 15 mi­llo­nes de eu­ros só­lo en el pe­pino. La reaper­tu­ra de fron­te­ras, el re­co­no­ci­mien­to de que el pe­pino es­pa­ñol no tie­ne la cul­pa de na­da, no ha ser­vi­do pa­ra que los mer­ca­dos re­cu­pe­ren el rit­mo de com­pra de las se­ma­nas an­te­rio­res. En Mur­cia, el co­lap­so del sec­tor se ci­fra­ba en más de 200 mi­llo­nes de eu­ros –no só­lo por el pe­pino, sino por to­dos los pro­duc­tos que co­rrían el ries­go de per- der­se en los cam­pos o que­dar­se en­ce­rra­dos en cá­ma­ras–. Des­de la Unió de Llau­ra­dors i Ra­ma­ders de la Comunitat Va­len­cia­na se apun­ta­ba un dato cla­ve: “El da­ño pa­ra el cul­ti­vo del pe­pino ha si­do gran­de y gra­ve por­que el con­su­mo in­terno se ha­bía re­du­ci­do es­te año un 30%, por lo que la ex­por­ta­ción era cla­ve pa­ra sal­var la cam­pa­ña”. “El pro­ble­ma –aña­den– es que se ha acu­mu­la­do mu­cha ver­du­ra y fru­ta sin ven­der y, una vez reabier­tas las fron­te­ras, hay ex­ce­so de ofer­ta y de eso se apro­ve­chan, co­mo siem­pre, las gran­des ca­de­nas de dis­tri­bu­ción”. En el ca­so de Mur­cia, el Go­bierno re­gio­nal in­ten­ta va­lo­rar con exac­ti­tud el da­ño en ci­fras pa­ra po­der re­cla­mar com­pen­sa­cio­nes a la Unión Eu­ro­pea.

La fru­ta y ver­du­ra acu­mu­la­da es­tos días de es­ca­sa ex­por­ta­ción em­pu­ja­rá a la baja los pre­cios en ori­gen

La agri­cul­tu­ra es un sec­tor que ha pa­sa­do de es­tar mar­ca­da­men­te des­pres­ti­gia­do en la Co­mu­ni­dad Va­len­cia­na y Mur­cia du­ran­te los úl­ti­mos vein­te años a re­co­brar su va­lor tras la cri­sis del la­dri­llo. La pa­rá­li­sis in­mo­bi­lia­ria, uni­da a la de­ba­cle de al­gu­nas ma­nu­fac­tu­ras por la com­pe­ten­cia China, ha con­fir­ma­do que la ca­li­dad de la agri­cul­tu­ra de am­bas re­gio­nes pue­de ayu­dar a mi­ti­gar, jun­to al tu­ris­mo y al sec­tor ser­vi­cios, la ac­tual si­tua­ción. La agri­cul­tu­ra va­len­cia­na y mur­cia­na son hoy por hoy com­pe­ti­ti­vas, ofer­tan pro­duc­tos con unas ga­ran­tías sa­ni­ta­rias que no se con­fir­man en otros lle­ga­dos de otros con­ti­nen­tes y su ca­li­dad es in­cues­tio­na­ble. Por es­ta ra­zón, la cri­sis del pe­pino ha si­do per­ci­bi­da co­mo una pe­sa­di­lla, da­do que mi­les de agri­cul­to­res y de em­plea­dos ob­ser­va­ban con op­ti­mis­mo có­mo a pe­sar de la cri­sis el sec­tor go­za­ba de una ade­cua­da sa­lud.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.