Una bo­ca­na­da de ai­re... ex­te­rior

Las bom­bas de ca­lor se ba­san en la ae­ro­ter­mia pa­ra cli­ma­ti­zar y pro­por­cio­nar agua ca­lien­te

La Vanguardia - Dinero - - INMOBILIARIO - Lo­re­na Fa­rràs Pé­rez

El ai­re es, sin du­da, un ele­men­to de pro­xi­mi­dad, abun­dan­te y gra­tui­to, al­go muy im­por­tan­te en tiem­pos de cri­sis co­mo los ac­tua­les. Y la elec­tri­ci­dad es una de las for­mas de ener­gía más lim­pias y se­gu­ras. Y, pre­ci­sa­men­te, son ai­re y elec­tri­ci­dad lo que pre­ci­san las bom­bas de ca­lor pa­ra ca­len­tar o en­friar una vi­vien­da, y tam­bién pa­ra ge­ne­rar agua ca­lien­te.

Es­tos equi­pos –que uti­li­zan la ae­ro­ter­mia co­mo base pa­ra su fun­cio­na­mien­to– son, ade­más, muy efi­cien­tes, es­pe­cial­men­te los más mo­der­nos. Por ca­do kwh de ener­gía con­su­mi­da trans­fie­ren en­tre 2 y 4 kwh de ca­lor, se­gún da­tos del Ins­ti­tu-

Green­pea­ce las re­co­mien­da y una di­rec­ti­va eu­ro­pea in­clu­so las con­si­de­ra una ener­gía re­no­va­ble

to pa­ra la Di­ver­si­fi­ca­ción y Aho­rro de la Ener­gía (IDAE). Tan­to es así que es­ta tec­no­lo­gía es­tá re­co­no­ci­da co­mo ener­gía re­no­va­ble por una di­rec­ti­va eu­ro­pea. In­clu­so la or­ga­ni­za­ción eco­lo­gis­ta Green­pea­ce, en su úl­ti­mo in­for­me Ener­gía 3.0, re­co­mien­da las bom­bas de ca­lor co­mo la me­jor op­ción pa­ra la ca­le­fac­ción des­de el pun­to de vista de la efi­cien­cia ener­gé­ti­ca.

CO­MO UN FRI­GO­RÍ­FI­CO

Los sis­te­mas de bom­ba de ca­lor “son su­fi­cien­tes pa­ra sa­tis­fa­cer el 100% de la de­man­da de cli­ma­ti­za­ción y agua ca­lien­te de un ho­gar”, afir­ma Al­bert Blasco, de la di­vi­sión de Cli­ma­ti­za­ción de Pa­na­so­nic Es­pa­ña. Blasco aña­de que es­ta tec­no­lo­gía “es fle­xi­ble y pue­de co­nec­tar­se tan­to a fan coils y ra­dia­do­res de ba­ja tem­pe­ra­tu­ra, co­mo a ra­dia­do­res de al­ta tem­pe­ra­tu­ra, pa­san­do por ele- men­tos de ca­le­fac­ción por sue­lo ra­dian­te”. Por otra par­te, Gon­zá­lez, de Dai­kin, des­ta­ca la “fa­ci­li­dad que tie­nen pa­ra in­te­grar­se con otras for­mas de ener­gía re­no­va­ble, co­mo pue­de ser la so­lar tér­mi­ca” o bien la geo­ter­mia.

Co­mo se tra­ta de apa­ra­tos no­ve­do­sos y re­la­ti­va­men­te des­co­no­ci­dos to­da­vía, el pre­cio de un equi­po de bom­ba de ca­lor es su­pe­rior al de las cal­de­ras que fun­cio­nan con ga­só­leo o con gas. Se­gún da­tos de Pa­na­so­nic Es­pa­ña, una bom­ba de ca­lor pue­de va­ler en­tre 5.300 y 8.900 eu­ros. Sin em­bar­go, el ma­yor des­em­bol­so ini­cial se amor­ti­za en un pe­rio­do que os­ci­la en­tre tres y seis años, gra­cias a la ele­va­da efi­cien­cia ener­gé­ti­ca del sis­te­ma. En es­te sen­ti­do, En­car­na To­rri­jos, de la di­vi­sión de cli­ma­ti­za­ción de Pa­na­so­nic Es­pa­ña, des­ta­ca que mien­tras las bom­bas de ca­lor ge­ne­ran en­tre 2 y 4 kwh de ca­lor por ca­da kwh de ener­gía que con­su­men, la ecua­ción en las cal­de­ras de ga­só­leo o de gas que no son de con­den­sa­ción es de 0,85-0,9 kwh de ca­lor por ca­da kwh de ener­gía con­su­mi­do.

En cuan­to al man­te­ni­mien­to, es­te no es dis­tin­to ni más ca­ro al de un apa­ra­to con­ven­cio­nal, sino que in­clu­so es más sen­ci­llo. To­rri­jos re­co­mien­da ha­cer “una re­vi­sión ge­ne­ral una vez al año por­que un apa­ra­to su­cio o sin man­te­ni­mien­to pier­de ren­di­mien­to”. Y aña­de que “así tam­bién se alar­ga su vi­da útil”.

En vista de es­tas ci­fras, no es ex­tra­ño que los ex­per­tos con­sul­ta­dos coin­ci­dan en afir­mar que apos­tar por una bom­ba de ca­lor es una bue­na in­ver­sión. Y, Gon­zá­lez, de Dai­kin, re­cuer­da asi­mis-

Gra­cias a su ele­va­da efi­cien­cia, los equi­pos se amor­ti­zan en un pe­rio­do de en­tre tres y seis años

mo que no sólo se aho­rra en ener­gía y di­ne­ro, sino que “tam­bién se con­tri­bu­ye a re­du­cir las emi­sio­nes de CO ”.

Su úni­co in­con­ve­nien­te es que cuan­do las tem­pe­ra­tu­ras son muy ba­jas el ren­di­mien­to es in­fe­rior, pe­ro los equi­pos ti­po in­ver­ter mi­ni­mi­zan es­ta des­ven­ta­ja.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.