EL AU­GE DE LAS MUL­TI­LA­TI­NAS

La Vanguardia - Dinero - - EN PORTADA - Ja­vier San­ti­so Pro­fe­sor de Esa­de

Las mul­ti­na­cio­na­les de Amé­ri­ca La­ti­na si­guen su au­ge. En pleno ve­rano eu­ro­peo, la me­xi­ca­na Amé­ri­ca Mó­vil lan­zó una ofer­ta pa­ra ha­cer­se con la to­ta­li­dad de la ho­lan­de­sa KPN por un mon­to de 72.200 mi­llo­nes de eu­ros. Es­te in­ten­to ilus­tra cuán­to es­tán cre­cien­do las mul­ti­la­ti­nas, aho­ra in­clu­so fue­ra del con­ti­nen­te. El úl­ti­mo ran­king de la re­vis­ta Amé­ri­ca Eco­no­mía, una re­fe­ren­cia en la ma­te­ria, per­mi­te sub­ra­yar una ten­den­cia que se vie­ne con­fir­man­do des­de los ini­cios de es­ta dé­ca­da: el fe­nó­meno de las mul­ti­la­ti­nas des­bor­da am­plia­men­te las dos gran­des po­ten­cias re­gio­na­les que son Mé­xi­co y Bra­sil.

Es­tos dos paí­ses con­cen­tran to­da­vía el grue­so de las prin­ci­pa­les mul­ti­na­cio­na­les del con­ti­nen­te. En el 2013, han se­gui­do sus in­ver­sio­nes en el ex­tran­je­ro, al­gu­nas in­clu­so en Eu­ro­pa y en Es­pa­ña. Así la mul­ti­na­cio­nal bra­si­le­ña Vo­to­ran­tim se hi­zo con la ce­men­te­ra es­pa­ño­la Ce­men­tos An­te­que­ra por unos 15 mi­llo­nes de eu­ros, mien­tras la me­xi­ca­na Pe­mex com­pra­ba tam­bién en el 2013 el as­ti­lle­ro vi­gués Ba­rre­ras. A me­dia­dos del 2013, las ope­ra­cio­nes se ace- le­ra­ron con la com­pra del gru­po es­pa­ñol Avan­za por par­te de la me­xi­ca­na ADO, por un mon­to de 800 mi­llo­nes (al gru­po Doughty Han­son pro­pie­ta­rio de la em­pre­sas de au­to­bu­ses es­pa­ño­la).

Por su par­te, el gru­po fi­nan­cie­ro Fi­bra, tam­bién me­xi­cano, ad­qui­rió va­rias su­cur­sa­les del Ban­co Sa­ba­dell a un in­ver­sor bri­tá­ni­co por más de 300 mi­llo­nes. Sin em­bar­go, las ma­yo­res ope­ra­cio­nes de com­pras de es­tas em­pre­sas si­guen rea­li­zán­do­se en la re­gión, co­mo por ejem­plo la ad­qui­si­ción de una em­pre­sa bra­si­le­ña por par­te de la me­xi­ca­na Co­ca-Co­la Fem­sa en el 2013

Las mul­ti­la­ti­nas ya no pro­ce­den só­lo de Mé­xi­co y Bra­sil, sino tam­bién de paí­ses de la re­gión de los An­des

por 450 mi­llo­nes de dó­la­res.

Pe­ro en el mis­mo ran­king 2013 del Top 80 de la re­gión ya apa­re­cen una vein­te­na de mul­ti­la­ti­nas chi­le­nas (21) y cua­tro co­lom­bia­nas, tam­bién cua­tro de Pe­rú. Cuan­do Amé­ri­ca Eco­no­mía ini­ció su ran­king en el 2007, es­tos paí­ses an­di­nos ape­nas te­nían em­pre­sas que fi­gu­ra­ban en el es­ca­la­fón de las ma­yo­res mul­ti­na­cio­na­les de la re­gión, mien­tras Bra­sil y Mé­xi­co –y muy por de­trás Ar­gen­ti­na– co­pa­ban la in­men­sa ma­yo­ría de es­te se­lec­to gru­po.

Pe­ro no nos en­ga­ñe­mos: al igual que sus her­ma­nas ma­yo­res de Bra­sil y Mé­xi­co, las mul­ti­la­ti­nas pe­rua­nas –co­mo tam­bién las chi­le­nas y las co­lom­bia­nas– ya se aso­man en otros con­ti­nen­tes, co­mo lo he­mos mos­tra­do en el li­bro The ri­se of the mul­ti­la­ti­nas (Cam­brid­ge Uni­ver­sity Press, 2013). Un ejem­plo em­ble­má­ti­co es el pu­jan­te sec­tor de la gas­tro­no­mía pe­rua­na. Acu­rio Res­tau­ran­tes, la ca­de­na del chef Gas­tón Acu­rio, ha se­gui­do en el 2013 su ex­pan­sión fue­ra del país, abrien­do res­tau­ran­tes en Bo­go­tá, Qui­to y Bue­nos Ai­res, pe­ro tam­bién en Chica­go y Mia­mi.

El ca­so de Colombia es em­ble­má­ti­co. A prin­ci­pios de los no­ven­ta, la lis­ta de em­pre­sas co­lom­bia­nas en el ex­te­rior era muy es­cue­ta. Ape­nas un pu­ña­do de ellas ha­bía in­cur­sio­na­do en mer­ca­dos in­ter­na­cio­na­les. En­tre ellas Pu­bli­car (Gru­po Car­va­jal), Ba­va­ria y Pos­to­bón ha­bían he­cho al­gu­na ope­ra­ción, in­clu­so en Eu­ro­pa, en Es­pa­ña con­cre­ta­men­te.

Aho­ra son los la­ti­noa­me­ri­ca­nos los que se lan­zan a com­prar en la Pe­nín­su­la cuan­do an­tes era el mo­vi­mien­to in­ver­so el que pre­va­le­cía. Los tiem­pos cam­bian y con ellos las opor­tu­ni­da­des”

A lo lar­go de la dé­ca­da de los 2000, el pa­no­ra­ma cam­bió por com­ple­to. Los da­tos del Ban­co de la Re­pú­bli­ca co­lom­biano in­di­can que en­tre 1994 y el 2011 la in­ver­sión co­lom­bia­na en el ex­te­rior con­ta­bi­li­zó 31.160 mi­llo­nes de dó­la­res. El grue­so ha ido a pa­rar en EE.UU. (20%) y lue­go In­gla­te­rra (ca­si 14%) y Pa­na­má (ca­si 10%). Los de­más paí­ses la­ti­noa­me­ri­ca­nos, Pe­rú, Chi­le y Mé­xi­co, to­ta­li­za­ron al­go más de otro 17%.

En el 2011, la in­ver­sión di­rec­ta en el ex­te­rior de las em­pre­sas co­lom­bia­nas se dis­pa­ró, al­can­zan­do 8.300 mi­llo­nes de dó­la­res, prue­ba de que el fe­nó­meno si­gue en au­ge. El gru­po Su­ra com­pra­ba en­ton­ces por 3.500 mi­llo­nes los ac­ti­vos de pen­sio­nes de la ho­lan­de­sa ING en Amé­ri­ca La­ti­na y se con­ver­tía, de gol­pe, en una de las mul­ti­la­ti­nas co­lom­bia­nas más in­ter­na­cio­na­li­za­das. Ce­men­tos Ar­gos com­pra­ba, por su par­te, los ac­ti­vos en EE. UU. de la fran­ce­sa La­far­ge por 760 mi­llo­nes de dó­la­res, mien­tras que Al­ma­ce­nes Éxi­to se ha­cía fuer­te en Uru­guay con com­pras por 840 mi­llo­nes de dó­la­res.

Es­tas in­ver­sio­nes se cen­tran to­da­vía en las Amé­ri­cas. Tam­bién pre­sen­tan la ca­rac­te­rís­ti­ca de que mu­chas de ellas se rea­li­zan vía la com­pra de ac­ti­vos de em­pre­sas eu­ro­peas que bus­can ha­cer ca­ja con al­gu­nos de sus ac­ti­vos, en­tre ellos al­gu­nos de Amé­ri­ca La­ti­na. Es­ta ten­den­cia ha se­gui­do en el 2013 tam­bién, co­mo lo mues­tra la com­pra a BBVA de su fi­lial en Pa­na­má por par­te del gru­po co­lom­biano Aval por un mon­to de ca­si 650 mi­llo­nes de dó- la­res. Es­ta ope­ra­ción se­guía la com­pra por 1.900 mi­llo­nes de BAC Cre­do­ma­tic en to­da Amé­ri­ca Cen­tral, con lo cual el gru­po co­lom­biano se ha con­ver­ti­do en una de las prin­ci­pa­les en­ti­da­des fi­nan­cie­ras de la re­gión.

Por su par­te, Nu­tre­sa, el ma­yor pro­duc­tor de ali­men­tos pro­ce­sa­dos del país, irrum­pía en Chi­le con la com­pra de un com­pe­ti­dor lo­cal por ca­si 760 mi­llo­nes de dó­la­res. Su­ra ha se­gui­do su po­lí­ti­ca de ex­pan­sión y con­so­li­da­ción en Amé­ri­ca La­ti­na con la com­pra de más ac­ti­vos que po­seen ope­ra­do­res eu­ro­peos en la re­gión, la ma­yor ope­ra­ción en el 2013 sien­do la com­pra de la mi­tad de BBVA Ho­ri­zon­te Pe­rú, el fon­do de pen-

Es­te ve­rano Amé­ri­ca Mó­vil lan­zó una ofer­ta pa­ra com­prar la ho­lan­de­sa KPN por 72.200 mi­llo­nes

sión lo­cal (cu­ya ven­ta to­tal su­pu­so una ope­ra­ción de 515 mi­llo­nes de dó­la­res en el 2013).

Es­ta­mos pre­sen­cian­do el au­ge de las mul­ti­na­cio­na­les la­ti­nas, un des­plie­gue que se ace­le­ró en la dé­ca­da de los 2000, so­bre to­do de la mano de las bra­si­le­ñas y de las me­xi­ca­nas. Aho­ra, el fe­nó­meno des­bor­da es­tos paí­ses y abar­ca, en par­ti­cu­lar, las mul­ti­la­ti­nas an­di­nas. Por aho­ra, las ope­ra­cio­nes de unos y otros se con­cen­tran, sal­vo ex­cep­cio­nes no­ta­bles, en las Amé­ri­cas. ¿Pon­drán pron- to las mul­ti­la­ti­nas rum­bo ha­cia Eu­ro­pa, apro­ve­chan­do en­trar en una re­gión con ac­ti­vos de ca­li­dad y de pre­cios atrac­ti­vos?

Qui­zás las ope­ra­cio­nes de Bim­bo (en Es­pa­ña), la to­ma del 10% en Rep­sol (por par­te de la pe­tro­le­ra me­xi­ca­na Pe­mex) o de Amé­ri­ca Mó­vil (en Ho­lan­da y Aus­tria) sean la pun­ta de lan­za, pre­cur­so­res avan­za­dos de una olea­da más am­plia por ve­nir. En sep­tiem­bre del 2013, se ace­le­ra­ron las ope­ra­cio­nes con la en­tra­da en el Ban­co Sa­ba­dell de Jai­me Gi­lins­ki, la cuar­ta ma­yor for­tu­na de Colombia, y del fon­do me­xi­cano asen­ta­do en Nue­va York Fin­tech. Am­bos ten­drán al­go me­nos del 10% del ban­co ca­ta­lán con una in­ver­sión de más de 500 mi­llo­nes de dó­la­res. Es­ta ope­ra­ción se su­ma a las del ban­co ve­ne­zo­lano Ba­nes­co (com­pra del 70% del Et­che­be­rría por 50 mi­llo­nes) y a la de la me­xi­ca­na ADO (com­pra del gru­po Avan­za por 800 mi­llo­nes de eu­ros), así co­mo las alian­zas del ban­co bra­si­le­ño BTG Pac­tual con Aber­tis y Ac­cio­na, y la del me­xi­cano Car­los Slim con La Cai­xa.

Es­pa­ña y Eu­ro­pa pa­re­cen es­tar de nue­vo de mo­da. La pa­ra­do­ja es que aho­ra son los la­ti­noa­me­ri­ca­nos los que se lan­zan a com­prar en la Pe­nín­su­la cuan­do en las dé­ca­das an­te­rio­res era el mo­vi­mien­to in­ver­so el que pre­va­le­cía. Los tiem­pos cam­bian y con ellos las opor­tu­ni­da­des. Sea­mos ima­gi­na­ti­vos pa­ra re­ci­bir a lo gran­de a es­tos in­ver­so­res la­ti­nos y con­ver­tir Es­pa­ña en una lan­za­de­ra de se­des cor­po­ra­ti­vas eu­ro­peas pa­ra las mul­ti­la­ti­nas.

SU­SA­NA GON­ZÁ­LEZ / BLOOM­BERG

La ce­men­te­ra me­xi­ca­na Pe­mex ha com­pra­do es­te año el as­ti­lle­ro vi­gués Ba­rre­ras

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.