Fa­bri­car pen­san­do en el cor­to pla­zo

La Vanguardia - Dinero - - PORTADA - Lo­re­na Fa­rràs Pé­rez

No es só­lo una sen­sa­ción. Los elec­tro­do­més­ti­cos que for­man par­te de nues­tra vi­da co­ti­dia­na son más efí­me­ros aho­ra que en el pa­sa­do. Así lo in­di­ca un re­cien­te es­tu­dio de la Uni­ver­si­dad de Ber­lín y el ÖkoIns­ti­tut que de­ter­mi­na que el pro­me­dio de vi­da útil de es­tos ha dis­mi­nui­do des­de los 14,1 años a los 13 en­tre el 2004 y el 2012/2013.

Es­te acor­ta­mien­to de la vi­da útil de los apa­ra­tos se sue­le acha­car a lo que se co­no­ce como ob­so­les­cen­cia pro­gra­ma­da. Es­te con­cep­to sur­gió en 1932 de la mano de Ber­nard Lon­don, un nor­te­ame­ri­cano que como sa­li­da de la De­pre­sión pen­só que si todos los pro­duc­tos te­nían por obli­ga­ción un ci­clo de vi­da cor­to eso ani­ma­ría el con­su­mo, crea­ría tra­ba­jo y sa­tis­fa­ría al ca­pi­tal. El ejem­plo que se usa cuan­do se ha­bla de ob­so­les­cen­cia pro­gra­ma­da es el de la bom­bi­lla de un cuar­tel de bom­be­ros de Ca­li­for­nia (EE.UU.), que lle­va fun- cio­nan­do des­de el año 1901.

Pe­ro en pleno si­glo XXI el com­prar, usar y ti­rar se ha con­ver­ti­do en un gra­ve problema me­dioam­bien­tal, tan­to por la ex­trac­ción de las ma­te­rias pri­mas como por la pos­te­rior ge­ne­ra­ción de re­si­duos. La cues­tión es: ¿es po­si­ble cam­biar ha­cia un mo­de­lo eco­nó­mi­co en que los pro­duc­tos ten­gan una vi­da útil más lar­ga sin que la economía se re­sien­ta? En opi­nión de Be­ni­to Mu­ros, pre­si­den­te de la Fun­da­ción Ener­gía e In­no­va­ción Sos­te­ni­ble sin ob­so­les­cen­cia pro­gra­ma­da (Feniss), no só­lo es via­ble sino ade­más ne­ce­sa­rio y ven­ta­jo­so.

Mu­ros se­ña­la va­rias ven­ta­jas. La pri­me­ra es “la crea­ción de pues­tos de tra­ba­jo me­jor re­mu­ne­ra­dos y lo­ca­les por­que una fa­bri­ca­ción de ma­yor ca­li­dad im­pli­ca­ría de­jar de pro­du­cir en paí- ses en vías de desa­rro­llo don­de no se res­pe­tan los de­re­chos la­bo­ra­les mí­ni­mos”. Por otro la­do, el pre­si­den­te de Feniss, un in­ge­nie­ro co­no­ci­do por su bom­bi­lla di­se­ña­da pa­ra du­rar 90 años, aña­de que ello con­tri­bui­ría a una re­dis­tri­bu­ción de la ri­que­za: “Pues­tos de tra­ba­jo de ca­li­dad sig­ni­fi­ca me­jo­res sa­la­rios; por otro la­do, al du­rar más los pro­duc­tos y te­ner que com­prar me­nos, el con­su­mi­dor aho­rra­ría, lo que sig­ni­fi­ca más di­ne­ro en nues­tros bol­si­llos y me­nos en ma­nos de las mul­ti­na­cio­na­les y ban­cos, por­que pe­di­ría­mos tam­bién me­nos cré­di­tos”.

Alar­gar la vi­da de los pro­duc­tos me­jo­ran­do su ca­li­dad tam­bién se­ría be­ne­fi­cio­so pa­ra los Es­ta­dos, se­gún Mu­ros, por­que “al pro­du­cir lo­cal­men­te in­gre­sa­rían más en im­pues­tos y me­jo­ra­ría la economía del país”. Y, por su­pues­to, se­ría be­ne­fi­cio­so pa­ra el me­dio am­bien­te tan­to por la re­duc­ción de las emi­sio­nes de CO de­bi­do al me­nor trans­por­te de mer­can­cías como por la me­nor con­ta­mi­na­ción de­bi­da a la re­duc­ción de la pro­duc­ción.

¿Im­pli­ca­ría es­te cam­bio un au­men­to de los pre­cios? El pre­si­den­te de Feniss ase­gu­ra que “al­go sí, só­lo un 15% apro­xi­ma­da­men­te, pe­ro a la lar­ga sa­le mu­cho más ba­ra­to”.

La si­guien­te pre­gun­ta es, ¿es­tá la so­cie­dad pre­pa­ra­da pa­ra el cam­bio? La bom­bi­lla de Mu­ros fra­ca­só: “Tu­ve que de­jar­la por­que hoy por hoy es muy di­fí­cil ir en con­tra del sis­te­ma ofre­cien­do pro­duc­tos de lar­ga du­ra­ción”. Pe­ro hay ejem­plos de éxi­to. Re­cien­te­men­te, la Fun­da­ción Feniss en­tre­gó las pri­me­ras cer­ti­fi­ca­cio­nes (se­llos ISSOP) que iden­ti­fi­can a aque­llas com­pa­ñías que tra­ba­jan o fa­bri­can sus pro­duc­tos de for­ma sos­te­ni­ble y sin fe­cha de ca­du­ci­dad. Las em­pre­sas pre­mia­das fue­ron Ca­sio, Sos­treCí­vic, Scan­fisk Sea­food, 4A+A Ar­qui­tec­tu­ra Am­bien­tal, Pro­sosp­he­ra, Aled Gee­ni, ATP ilu­mi­na­ción y TAT

GEOR­GE DOY­LE / GETTY

Los elec­tro­do­més­ti­cos que for­man par­te de nues­tra vi­da co­ti­dia­na son más efí­me­ros aho­ra que en el pa­sa­do

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.